lee nuestro papel digital

Cartas

Inflación y recesión


 Por Guillermo Rebolledo

Son una mala noticia los análisis que sugieren una “alta probabilidad” de que nuestro país caiga en una recesión en los últimos trimestres del 2022, sobre todo cuando en Chile y varios países -incluyendo a Estados Unidos-, existe un escenario de inflación poco controlada.

En nuestro país, para evitar que siga subiendo la inflación, el Banco Central ha subido la tasa de política monetaria (TPM). Sin embargo, este aumento tiene un impacto en el costo del financiamiento para las empresas y en la percepción de riesgo financiero del país, lo que finalmente se traduce en una detención paulatina de la actividad económica privada, aumento del desempleo y la temida recesión.

Si a este complejo contexto, se añade la incertidumbre que genera la duración de la guerra de Rusia con Ucrania y sus efectos, el escenario se vislumbra desalentador, con un aumento sostenido en los niveles de pobreza. Esto llevará a que los gobiernos aumenten el gasto público, para cubrir las necesidades de la población y poder reactivar la economía.

Para financiar ese gasto público, ¿existe claridad de dónde se obtendrán los recursos?, y ¿qué medidas se aplicarán para evitar un escenario de estanflación (bajo crecimiento económico más alta inflación)?

Si bien esta situación parece lejana, es un escenario que está a la vuelta de la esquina. Hoy más que nunca debe existir conciencia de que llegar a ese escenario económico impactará la calidad de vida de todos. Es por ello, que se debe contribuir a un adecuado manejo macroeconómico.

Guillermo Rebolledo

Profesor UEjecutivos

Facultad de Economía y Negocios Universidad de Chile

.

lee nuestra edición impresa

  • Compartir:
NEWSLETTER

opinión

lo más leído

NEWSLETTER
logo-ediciones-anterioes