lee nuestro papel digital

Agroforestal

Precios internacionales de los alimentos van a la baja por quinto mes consecutivo

Los valores siguen siendo, a pesar de esto, muy superiores a los del año pasado y se esperan nuevos incrementos del costo de la alimentación a nivel mundial.


 Por Jorge Guzmán B.

am 2 2209
Si bien algunos productos se estabilizaron, otros mantienen un decrecimiento en su producción que arriesga la oferta y por lo tanto los valores de estos para los consumidores.

Un organismo internacional analizó el estado del mercado global de los alimentos, los cuales han experimentado descensos en diferentes categorías de productos debido a la estabilización de algunos costos productivos. A pesar de lo anterior, se indicó que estas bajas no permitirían a la alimentación llegar a costos similares a los registrados previo a la llegada de la pandemia del Covid-19.  

Un descenso por quinto mes consecutivo registró el índice de precios de los alimentos a nivel global analizado por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura. El indicador reflejó una variación mensual a la baja de los precios internacionales de la canasta de alimentos comercializados. En el desglose por grupo alimenticio, la FAO explicó que “los cereales disminuyeron un 1,4% respecto al mes anterior, un descenso impulsado por la reducción del 5,1% de los precios internacionales del trigo. Esta merma se debió a la mejora de las perspectivas sobre su producción en América del Norte y Rusia, así como la reanudación de las exportaciones de grano desde los puertos ucranianos en el Mar Negro”. En el caso del arroz, “los costos medios (…) se mantuvieron estables durante el mes de agosto, mientras la cotización de los cereales secundarios creció ligeramente por el aumento de los precios mundiales del maíz”, se agregó por parte del órgano internacional.

MERCADO MANTIENE PRECIOS SUPERIORES A LOS DEL AÑO PASADO

“El precio de los aceites vegetales bajó un 3,3% con respecto a julio, situándose en un nivel ligeramente inferior al de agosto de 2021. Los costes mundiales del aceite de soja crecieron moderadamente por el temor a las condiciones atmosféricas desfavorables para su producción en Estados Unidos”, se lee en el informe de la FAO. La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura rescató que a pesar de lo anterior, “la subida se compensó gracias al descenso de las cotizaciones de los aceites de palma, girasol y colza, así como de los envíos de aceite de girasol desde los puertos de Ucrania”. “Los productos lácteos redujeron su costo un 2%, aunque continúan un 23,5% por encima del valor registrado en agosto de 2021. Los precios mundiales del queso aumentaron por décimo mes consecutivo, mientras que los de la leche disminuyeron ante las expectativas de un aumento de la oferta de Nueva Zelanda, pese a la menor producción láctea en Europa occidental y Estados Unidos”, se desglosó.

El valor de la carne “descendió un 1,5% desde julio, aunque sigue estando un 8,2% por encima del valor registrado doce meses atrás, mientras que los precios del azúcar bajaron un 2,1% y alcanzaron su nivel más bajo desde julio de 2021, debido principalmente al aumento del límite de exportación en la India y la caída de los precios del etanol en Brasil”, indicó la organización por la alimentación y la producción de alimentos. Respecto al futuro del costo de la alimentación a nivel global, la organización dependiente de las Naciones Unidas prevé “que la producción mundial de cereales disminuya en 38,9 millones de toneladas, o un 1,4%, con respecto al año anterior”. Las proyecciones tendientes a la disminución se deben “mayoritariamente a los cereales secundarios, ya que se espera que los rendimientos del maíz en la Unión Europea caigan un 16% por debajo de su media quinquenal debido al calor y la sequedad”, adelantó la FAO.

ADELANTAN QUE PRODUCCIÓN SE MANTENDRÁ A LA BAJA

La agencia dependiente de la Organización de las Naciones Unidas fue más positiva frente al panorama para la producción global de trigo en comparación a su último informe de julio, alcanzando los 777 millones de toneladas del alimento, “un descenso que se considera “insignificante” respecto a 2021, y conseguido gracias a un nivel de cosechas “sin precedentes” en Rusia y a las condiciones meteorológicas propicias en América del Norte”. “Se prevé que la producción mundial de arroz descienda un 2,1% respecto al máximo histórico alcanzado en 2021”, detallaron desde el órgano internacional. La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura finalizó proyectando que “el consumo mundial de cereales para el período 2022-23 se cifra ahora en 2792 millones de toneladas, mientras que se proyecta que sus existencias globales al cierre de la campaña de 2023 se contraigan en un 2,1% hasta los 845 millones de toneladas”.


  • Compartir:
lee nuestra edición impresa
etiquetas
precios alimentosprecios alimentos chileprecios alimentos onuprecios globales de los alimentos
NEWSLETTER

opinión

lo más leído

NEWSLETTER
logo-ediciones-anterioes