sábado 16 de noviembre, 2019

noticias por comunas

suscríbete al newsletter

Quilaco

Langostas: la plaga devoradora que invade cerca de mil 500 hectáreas en Loncopangue

Pulverizar la zona infestada es una de las propuestas planteadas por el municipio mientras que desde el INIA un entomólogo aconseja estimular el riego y la siembra de los potreros afectados.


 Por Claudia Robles

LANGOSTA

“Es complicado evitar la plaga porque las tierras hay que moverlas y trabajarlas y en Loncopangue hay un microclima. Al no trabajar las tierras, las langostas van poniendo millones de huevos y se forma nuevamente la plaga”, detalló el alcalde Fredy Barrueto en conversación con diario La Tribuna respecto del problema que afecta a pequeños parceleros en la zona pre-cordillerana de la provincia.







“Todas las tierras son productivas. El problema es que en Loncopangue no hay agua para regar las tierras y hacer praderas…. Es un lugar donde no tenemos la suficiente agua y la mayoría de nuestros parceleros son adultos-mayores, que no están con la misma fuerza para ponerse a trabajar la tierra”
Fredy Barrueto
Alcalde

La autoridad comunal puntualizó que se trata de un problema que se presenta desde 1968, y que ha ido en aumento en los últimos años, debido a las características del lugar, lo que motivo a una nueva reunión con autoridades de Biobío. “Ese es el tema que nos afecta bastante, justamente en Loncopangue y ahora comienza a expandirse para el sector de San Ramón y Campo Lindo. En realidad tenemos casi en todo el cordón precordillerano, donde igual hay langostas pero en menor cantidad”.

En este sentido, puntualizó que el foco se concentra en Loncopangue, donde habitan mayoritariamente adultos-mayores. “Son pequeños parceleros los que se ven afectados. Son adultos mayores y no toda la gente puede ir moviendo sus tierras como para hacer desaparecer un poco o disminuir la plaga. Entonces ahí se nos complica”, manifestó el jefe comunal.

La problemática fue abordada el martes último, en una reunión donde se adoptaron acuerdos. Entre ellos, un diagnóstico actualizado hasta fines de este mes, con la finalidad de determinar acciones de solución a un posible aumento de la población de langostas, durante la estación de verano en Quilaco. La instancia fue encabezada por el gobernador Ignacio Fica junto al seremi de Agricultura, Francisco Lagos, el jefe de operaciones de Indap, Jorge Jorquera, junto a personal del Servicio Agrícola y Ganadero SAG y el alcalde Fredy Barrueto.

En la reunión se analizaron alternativas para ayudar a la comunidad, entre ellas, la posibilidad de pulverizar la superficie comprometida con la plaga.

Anteriormente, ya se habían realizado dos reuniones para determinar cuáles serían los procedimientos, las necesidades de los productores y la superficie involucrada, para de esta forma, realizar un plan que pueda solucionar el tema de fondo.

El gobernador Ignacio Fica destacó que “el Gobierno del Presidente Sebastián Piñera está en terreno, escuchando las necesidades de la gente, también del municipio, a esta situación que se arrastra por años en la comuna de Quilaco. Estamos coordinando y viendo los mecanismos que tomaremos como Gobierno ante el tema de la langosta”.

Por otra parte, el seremi de Agricultura, Francisco Lagos, indicó que “hemos venido trabajando en diversas reuniones junto al municipio de Quilaco, Indap y otras instituciones para ver los procedimientos que se pueden realizar respecto al tema de la langosta en Quilaco. Estamos analizando los mecanismos para ayudar a algunos sectores de la comuna que se podrían ver afectados, por eso estamos trabajando mancomunadamente con Indap, Sag y la Gobernación en este tema”.

PULVERIZAR, UNA DE LAS ALTERNATIVAS

El alcalde Barrueto indicó que una de las soluciones pasa por pulverizar la zona infestada, siendo imprescindible el apoyo económico del Estado por el alto costo que se requiere asumir para hacer frente al problema, que se presenta desde fines de la década de los 60, con mayores complicaciones en los últimos años. “Es por eso que la preocupación que tenemos es por pulverizar y sin la ayuda del Estado no podríamos avanzar porque se requieren de alta inversión”. En este sentido, detalló que una suma superior a los $40 millones, “considerando toda la superficie comprometida, con más de 1800 hectáreas. Estamos evaluando aplicar un plan por etapas. Priorizando para este año, la superficie de mayor afectación.

Lo ideal sería que se pudiese pulverizar todo. Sería lo óptimo”. En lo inmediato, valoró la labor desplegada en su comuna, por el Indap y Prodesal, “por hacer praderas y trabajar las tierras, labor que ayuda a disminuir esta plaga”.

Barrueto expresó que actualmente las familias que desarrollan labores agrícolas enfrentan problemas “sobretodo por el talaje en el mes de septiembre, cuando ya no queda forraje. La langosta se come todo. La gente ya no puede hacer fardos porque resulta que la langosta se come todo lo que es pasto verde. Los agricultores que no alcanzan a hacer sus fardos  se les complica aún más”

INSECTO DEVORADOR

En conversación con diario La Tribuna, el investigador del

Instituto de Investigaciones Agropecuarias INIA Quilamapu,

Luis Devotto, entomólogo, quien ha desarrollado varias investigaciones a partir de su especialidad, se refirió a las características del insecto, “es muy buen volador y consume varias veces su peso”.  A las causas de por qué llegó a transformarse en plaga respondió “por el despoblamiento del campo y el envejecimiento de la población, agravado por la sequía. ¿y cómo resultado? El suelo no se mueve por muchos años y se endurece, transformándose en la condición ideal que necesitan los huevos de langosta.

A su juicio, el problema de la plaga en Loncopangue, “se debe atacar integralmente, estimulando el riego y la siembra de los potreros afectados”

Newsletter

  • Compartir:
etiquetas
langostaLoncopanguesaltamontes

opinión

lo más leído

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes