suscríbete al boletín diario

Opinión

Propuesta de solución para una tarea pendiente


 Por Prof. Juan Manuel Bustamante Michel, Presidente de la AFDEM Los Ángeles

Profesor Juan Bustamante M.

Para nadie es desconocido que así como el lenguaje ha favorecido el desarrollo del pensamiento, las preguntas han hecho lo propio con el conocimiento; y esto último (1) porque no es lo mismo retratar, referir, narrar una realidad cualquiera expuesta a nuestros sentidos y sin unas debidas bases de sustentación teóricas y empíricas, que explicar su razón de ser y dar cuenta al mismo tiempo de sus elementos estructurales, de las caracterizaciones de cada uno y de sus distintas coordinaciones, atendido ese todo que constituye en sí misma; y (2) porque ningún conocimiento sistemático que se precie de serio, objetivo y responsable se genera mágica o espontáneamente, sino a través de preguntas específicas (y bien formuladas al efecto), orientadas – por medio de procesos, procedimientos y acciones de investigación, en nuestro caso, social y educativa de distinto orden y aplicabilidad (denominados métodos y donde “meta” quiere decir llegada; en tanto que “odos”, caminos) – a explicar una determinada realidad o fenómeno que ha llamado la atención.

Dicho lo anterior y atendida la necesidad de un conocimiento sistemático acerca del cometido de las jefaturas  de los establecimientos educacionales, bueno es preguntarse: (1) ¿Por qué, a falta de un Proceso de Evaluación del Desempeño Profesional Docente referido a este ámbito de competencia funcionaria (porque lamentablemente no existe), no se ha evaluado, por lo menos desde el Departamento de Educación Municipal, DAEM, a los equipos directivos y técnico pedagógicos (tal como se ha hecho con la docencia de aula), dado lo trascendente de su quehacer institucional en pro de una educación de calidad?; o (2) ¿por qué no se ha evaluado a los Directores y, por intermedio de éstos, a las jefaturas de su confianza como son los Inspectores Generales y Jefes Técnicos, de conformidad con los Convenios de Desempeño que se han firmado con el Sostenedor – un requisito previo, eso es claro, establecido por ley – para asumir y ejecutar sus respectivas funciones de líderes de sus centros escolares?

Desde luego, no tenemos las respuestas – porque no están a nuestro haber, ni del de nadie, en ningún espacio sistémico conocido -, aunque sí el conocimiento, la experiencia, la sapiencia y un denodado interés de la AFDEM por hacer una efectiva contribución al respecto en bien de quienes son los destinatarios primeros y últimos del sistema escolar: los estudiantes. Y esto último, a través de una propuesta consistente en un “Sistema de Evaluación y Acompañamiento a la Docencia Directiva y Técnico Pedagógica” en función (1) de detectar yerros y / o vacíos en el ejercicio de cada uno de los cometidos señalados y (2) de procurar su superación a través de programas ad hoc que hagan posible tanto la calidad de la enseñanza, como de los aprendizajes de los escolares.

Sistema de valuación y acompañamiento que debería darse cada año y en dos etapas; es decir: (1) con un proceso de detección, registro, análisis y comunicación de esas posibles carencias y / o falencias existentes en el cumplimiento de sus distintos roles y (2) con unas acciones de acompañamiento consistentes en la puesta en acción de planes de mejoramiento  profesional que conlleven obligatoriamente una segunda evaluación destinada a verificar in situ si los problemas detectados  fueron efectivamente superados (y todo esto sobre la base del Marco para la Buena Dirección y el Liderazgo Escolar”) y a materializarse – en su inicio y término – en la aplicación de encuestas de opinión conteniendo preguntas de respuesta cerrada y distribuidas aleatoria y progresivamente a muestras representativas de los miembros de las distintas comunidades escolares, de modo que al igual que los docentes de aula, y por tratarse efectivamente de una tarea pendiente, los directores, inspectores generales y jefes técnicos den cuenta de cada una de las tareas institucionales asumidas.

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes