suscríbete al boletín diario

Opinión

Ayer ganó la gente: Consulta Ciudadana


 Por La Tribuna

Miguel Abuter León
Alcalde de Antuco

Cuando aún se está condensando la información recogida en las papeletas de la reciente consulta ciudadana, un dato ya es claro del proceso, un 80% de los votantes quiere un cambio de Constitución.

Esta información fue comunicada por el presidente de la Asociación Chilena de Municipalidades, AChM, cerca de las 22:00 horas de ayer, cuando se conocía el primer computo.

Este dato resulta relevante, ya que es un anticipo de lo que viviremos en el “Plebiscito del 2020”, donde una de las preguntas centrales será el cambio de la actual Carta Magna.

Esto habla –claramente- del descontento que tiene la ciudadanía con el sistema político-económico que rige al país, que está avalado por la Constitución del 80.

Otro dato anticipado por el presidente de la AChM, fue que un porcentaje similar (80%), se inclina por una Convención Constitucional.

Esto debiera resultar una señal obvia para el “mundo político”, que insiste en proponer una Convención Mixta Constituyente, donde el Congreso conserva un rol gravitante en la creación de la futura Carta Fundamental.

Esto resulta ser un claro indicador de la desconfianza que siente la ciudadanía con el “mundo político”, que tras 29 años de retorno a la democracia, sólo se he encargado de perpetuar un sistema político-económico.

Con estos resultados no faltará quienes se encarguen de deslegitimar la Consulta Ciudadana, sin embargo, no deja de ser una señal contundente, los más de 2 millones de personas que fueron parte de la jornada cívica.

Vale precisar que este dato fue entregado con la estadística preliminar, cuando aún faltaban mesas por ingresar, y no se incluía todos los resultados electrónicos.

Pero más allá de los “datos duros”, quiero destacar el proceso de Consulta Ciudadana, como un gran logro de la ciudadanía.

Ayer fuimos testigos, al igual que en Antuco, como la comunidad entera, desde jovencitos de 14 años a adultos mayores, se dieron cita en los centros de votación presenciales, para demostrar su intención que se generen cambios reales.

En ese sentido, se logró el objetivo -que buscamos los alcaldes de regiones- de permitir que nuestra ciudadanía pudiera expresar su opinión, con preguntas tan relevantes, como: si las empresas debieran tributar en las comunas donde tienen sus procesos industriales.

Por ello, ayer Chile ganó en democracia y en participación, ya que fue un ejercicio que nos hizo plantearnos nuestra realidad como país, consultándole a la ciudadanía qué pensaba sobre diversos aspectos que afectan su vida.

Como innovación, introdujimos la participación de los jóvenes desde los 14 años de edad, y entregamos una clara señal al Servel de actualizar las políticas de sufragios al voto electrónico.

Ahora sólo queda esperar el Plebiscito del 2020, donde esperamos que la comunidad vuelva a expresarse libre y soberana, como debió haber sido -hace muchos años- con respecto al cambio de Constitución. 

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes