suscríbete al boletín diario

Los Ángeles

Emprendedores rurales de Biobío resisten al nuevo escenario económico y se reconvierten en medio de la pandemia

Siguen trabajando en sus campos, algunos reacomodan los espacios en sus hogares, en los patios o jardines, y resisten al chaparrón económico que, por ahora, les impide retomar sus actividades habituales respondiendo a la contingencia sanitaria por el coronavirus.


 Por La Tribuna

principal mercado campesino

En medio de la pandemia, sus hogares, la mayoría en sectores rurales, han pasado a convertirse en su vitrina comercial. Con ingenio, perseverancia y el apoyo de sus seres queridos, emprendedores de sectores rurales de la provincia de Biobío logran soportar los efectos de la crisis sanitaria y reinventarse en sus respectivas actividades. Desde manjar de leche de cabra, licores artesanales, hortalizas, y hierbas medicinales forman parte de las actividades y los emprendimientos que se mantienen en plena crisis. Aunque en la práctica, la pequeña agricultura familiar campesina ya no está presente en ferias Prodesal con la misma regularidad que hasta antes de la pandemia, por múltiples razones, las actividades continúan por parte de los productores.

Los emprendedores “se las ingenian” para subsistir. Así, dentro de las medidas de apoyo, surge el llamado Mercado Campesino Online que nace a raíz de la pandemia sanitaria que se está viviendo, la cual afecta el sistema económico agrícola -en especial el de la pequeña agricultura- que se ha reinventado comercialmente, acercando lo mejor del campo a la mesa. De esta manera, el Instituto de Desarrollo Agropecuario recurre, al igual que la mayoría de los municipios, a las plataformas digitales para adecuarse al nuevo escenario y así permitir que sus usuarios sigan abasteciendo a la población mediante la venta en sus predios o a través del sistema de reparto a domicilio, o delivery.

EN BIOBÍO

Hombres y mujeres se las ingenian para mantenerse activos

y generar ingresos económicos en medio de la crisis sanitaria que impone restricciones. Así, reacomodan los espacios para dar cabida a sus productos en repisas, mesas o canastos.

En Negrete, en el sector de Vaquería, Nadia Bustos (72) forma parte del grupo de mayor riesgo de la población frente al Covid 19. Sus 4 hijos, Javier, Humberto, Antonio y Braulio, le han pedido que se cuide, y que por ahora, se mantenga en su hogar. Acostumbraba participar activamente en la Feria Prodesal pero frente a los riesgos de la pandemia permanece en su hogar.

“No me puedo quejar porque he vendido todas mis verduras. Ahora me queda palta cruz, limones, mermeladas, salsa de ají, hierbas medicinales y conservas. En las ventas me ha ido bien. Sí extraño el diario La Tribuna porque todos los martes y los viernes íbamos a buscarlo al consultorio viejo” relata Nadia Bustos, mientras contesta el teléfono, y se da el tiempo de reacomodar las bolsas de llantén, manzanilla, poleo, cedrón, la hierba del barraco, melisa, ruda, menta, orégano, hierba de la plata, detalla. Agrega que cumple ya 10 preparando y vendiendo mermeladas con frutos de su huerto, “también cultivo y seco las hierbas del jardín. En estos meses ha vendido hierbas para bajar de peso, para la diabetes y para conciliar el sueño”. 

En Mulchén, Blanca Soto, comparte estos días junto a su nieta, estudiante universitaria, quien –reconoce- ha sido un gran apoyo al momento de ofrecer sus productos a través de las redes sociales. A 38 kilómetros de Mulchén, en el sector Los Maitenes Aurora de Enero, mantiene su emprendimiento. Sus productos van desde zapallos, alcayotas, nueces y porotos, entre otros. “En los productos que preparo me ha ido bien. Jamás me han reclamado por mis mermeladas de durazno, frambuesa o mora de huerto. Ahora por ejemplo, tengo zapallo de guarda, salsa de ají, morrones en cubo congelados, al igual que porotos verdes, granados y cimarrón”. Agrega que considerando todas las medidas de protección sanitaria, vende sus productos y que recibe el apoyo de su nieta, “ella, me ayuda, los ofrece y vamos vendiendo. Mi nieta me ayuda a ofrecer porque la tecnología me pilla” expresó con entusiasmo.

En Laja, Emperatriz Rebolledo hasta antes de la pandemia realizaba envíos a todo el país. Reconoce que la actividad obviamente ha bajado, pero que persiste desde su hogar, en el sector Quillayal, a 5 kilómetros de la ciudad del papel. ”En las mermeladas caseras llevo desde el año 2008 y en los licores artesanales, los últimos seis años. Hasta antes de la pandemia hacia envío principalmente a la zona norte del país. Hasta ahora tengo un pequeño stock de productos, de licores artesanales, mermeladas caseras y conservas. Los de mayor demanda son los licores artesanales de café, de manzanilla, de frutillas. El típico guindado que producimos en el campo y el siempre requerido licor de maqui. Todo lo produzco yo pero ahora hay que priorizar la salud. No queda de otra. Soy usuaria de Prodesal Laja y el Indap nos está dando una manito”.

Patricia Inzunza, productora de manjar de leche de cabras de Los Ángeles, indicó que la puesta en marcha del Mercado Campesino Online ha sido una ventana a la comercialización y nuevos contactos, “me han llamado desde Santiago para saber más de mis productos y poder enviarlos, y desde Ralco vinieron a comprar porque no conocían el manjar de leche de cabra”

Marcia Aqueveque de “Sabores Nativos de Marcia”, con conservas, mermeladas y encurtidos de la comuna de Nacimiento, valoró la posibilidad de acceder a plataformas digitales, instancia que le ha permitido generar contactos de ventas y envíos a diversas partes de la región y el país, “la agricultura no se detiene, seguimos trabajando con todas las medidas sanitarias, comercializando vía telefónica con entregas a través de encomienda y reparto a domicilio”.

MERCADOS CAMPESINOS ONLINE

Entre las medidas anunciadas por Indap para apoyar a la Agricultura Familiar Campesina destaca la creación de los «Mercados Campesinos Online», los cuales buscan dar a conocer la oferta de la pequeña agricultura de cada región del país.

En la región del Biobío, esta plataforma digital fue presentada públicamente por el director regional, Odín Vallejos, el pasado 13 de abril, quien explicó la importancia de esta herramienta para apoyar la oferta de productos que tienen agricultores, crianceros, apicultores y artesanos de la Región del Biobío. “Ha pasado más de un mes desde que impulsamos el Mercado Campesino Online con un listado de 18 agricultores, y ya contamos con la oferta de 96 productores, quienes comercializan a través de delivery y en sus propios predios”, aseguró Odín Vallejos.

El director nacional de Indap, Carlos Recondo, destacó la labor e importancia de los agricultores en la crisis sanitaria, así como su incorporación a estos Mercados Campesinos Online: “Han seguido trabajando en sus campos y están haciendo un gran esfuerzo para llevar alimentos a las mesas de los chilenos, haciendo entregas en sus predios y repartos a domicilio con todos los protocolos de seguridad”, expresó.

Especial Coronavirus

  • Compartir:
etiquetas
campesinoCovid 19ventas

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes