suscríbete al boletín diario

Destacados

Estudio sobre conectividad digital reveló dificultades de acceso en zonas rurales de Los Ángeles

Informe final, que entrega propuestas y sugerencias, también muestra que la variable socioeconómica condiciona el acceso debido al costo asociado a dicho servicio para una parte de la población.


 Por Juvenal Rivera

82, internet, tecnología móvil, adultos mayores

Una serie de propuestas y sugerencias arrojó la encuesta sobre conectividad en la comuna de Los Ángeles, aplicada entre julio y agosto del año pasado por el Consejo Urbano con el fin de responder a la pregunta sobre la manera en que se usa internet en esta capital provincial.

Fueron más de 761 hombres y mujeres de diversas edades que fueron consultadios en formato online, utlizando la herramienta de formulario Google y se divulgó en sitos web, redes sociales, correos electrónicos y mensajes instantáneos de la Cámara Chilena de la Construcción.

Este documento final es producto de un trabajo colaborativo entre las instituciones integrantes del Consejo Urbano, cuyo diagnóstico fue elaborado por las Dras. Helen Díaz Páez y Carmen Claudia Acuña Zúñiga, ambas del campus Los Ángeles de la Universidad de Concepción.

Una de las principales conclusiones es la dificultad de acceso a la internet de buena calidad en el área urbana pero, principalmente, en las zonas campesinas. El dato no es menor porque en la comuna hay 50 mil habitantes que residen en las áreas rurales. También se verificó que la variable socioeconómica condiciona el acceso debido al costo asociado a dicho servicio para una parte de la población.

Hay que tomar en cuenta que el uso de internet adquirió mucho más importancia en el último año a raíz de la pandemia del coronavirus, lo que aumentó el uso de dicho servicio en los hogares, no solo para infomarse y entretenerse, sino que para trabajar y/o estudiar a través de la modalidad de teletrabajo.

Este aumento estaría impulsado principalmente por escenario Covid-19, donde el teletrabajo, la educación en línea, streaming de video y la comunicación con seres queridos han debido realizarse mediante videollamadas.

De allí que preguntarse sobre la manera en que se realiza el uso de internet en nuestra ciudad cobra mayor importancia, en circunstancias en que todas las personas han debido tomar medidas de aislamiento social a causa del Covid-19, y donde la red adquiere un carácter esencial, de seguridad y conexión en este contexto de incertidumbre.

AUMENTO DE DEMANDA

Durante los últimos siete años (2013-2020), el uso de internet en Chile ha experimentado un aumento sostenido. En 2013, el 58% de la población utilizaba en servicio, cifra que incrementó para el 2017 llegando a un 72,2%, mientras que para el año 2020 se estima ese valor alcance el 80%. Lo anterior, equivale a una variación total entre 2013 y 2020, de 22 puntos porcentuales.

En ese marco, la emergencia por el Covid-19 generó que disponer de internet sea fundamental, tanto para las relaciones familiares como por los temas laborales y de estudio.

“Las personas se han visto enfrentadas a realizar sus actividades cotidianas mediante el uso de internet, por ello carecer de una conectividad accesible resulta un efecto perjudicial para la sociedad y su desarrollo”, apunta el estudio.

Los resultados evidencian la presencia de una brecha digital a nivel local, “donde son elementos claves la ruralidad y las relaciones socioeconómicas para el acceso a internet”.

Los datos analizados muestran un menor resultado de respuestas para la  condición de ruralidad donde queda claro. También deja de manifisto que dentro de la zona urbana “se perciben ciertos problemas con el acceso, que apunta a la calidad del servicio entregado por las empresas”.

“El uso del internet cumple fines de trabajo y estudio principalmente, siendo ésta una de las razones más relevantes para el acceso; en relación a la edad, se percibe un promedio de 38 años, mayoritariamente mujeres y principalmente de la zona urbana”.

Resalta el gran porcentaje de uso compartido de este servicio, “lo que corrobora los efectos negativos para los fines de educación y trabajo, dificultando más aún a los usuarios, más si se considera que en promedio son cuatro personas por hogar (según los resultados de la consulta)”.

También se acota que los principales mecanismos de conexión corresponden al teléfono celular y el computador.

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes