suscríbete al boletín diario

Deportes

Tuvo piedad: Iberia dio el primer golpe a un mezquino Puerto Montt

Difícilmente alguien podría contabilizar más de una llegada con ‘riesgo’ del forastero. El elenco azulgrana fue superior, pero no pudo estirar aún más las cifras.


 Por La Tribuna

12-05-2016_20-59-351-_MG_6802-1

Un arranque sencillamente demoledor. Fueron aproximadamente cinco minutos en los que Puerto Montt vivió un infierno. Iberia salió con todo en busca del triunfo, y lo demostraba con llegadas, buen juego, y peligro en el arco rival.

Todo esto lo disfrutaban más de 4 mil almas que suspiraban con cada una de las ocasiones que se generó el equipo que dirige Nelson Soto.

Fue vibrante de comienzo a fin, incluso cuando iniciaba el partido, la presidente de Iberia, Ana Bull, gritaba, aleonaba, cuestionaba, cada una de las jugadas de su equipo, que veía cómo se cometían algunos errores que, desde la gradería, se veían verdaderamente infantiles.

Así y todo, la dirigente, hinchada y toda la prensa, pudo observar un partido electrizante, no sólo por la intensidad y presión que metió Iberia, sino por el ambiente externo que también condimentaba este duelo.

Puerto Montt, un equipo al que se le reconoce el buen juego, el gusto por los balones a ras de piso, se vio bastante mezquino, particularmente por la nula capacidad de generar algo más. Muy retrasado, entregó la cancha al local, y salvo algunas jugadas aisladas, no fue el equipo rival que se esperaba.

Iberia machacó desde un principio, generando ocasiones en la portería de Sebastián Pérez, que en varias ocasiones vio cómo el vertical y travesaño vino en su auxilio, tanto por un tiro libre de Isaías Peralta, como por una volea extraordinaria de Diego Ruiz.

El ‘Tanque’ Ruiz fue la principal arma de gol en la ofensiva, con todas las luces encendidas se dio maña para ganarles a todos los balones divididos y aguantar muy bien la pelota y entregarla a un compañero.

Tristemente, el juego de Peralta no estaba siendo factor, y con la amarilla que ganó, fue sustituido por Edgar Melo. El 18, que ingresó entre los primeros 20 minutos de partido, lo hizo con las pilas cargadas de ilusión, y demostró a través de sus balonazos, tiros libres y pases, que tenía hambre de ser titular.

Todos pensaban que el primer tiempo pasaría sin una alegría, hasta que un balón largo al área de Puerto Montt, la aprovecha de muy buena forma Diego Ruiz, que con un cabezazo ponía el gol que todos tanto esperaban.

Así, terminó el primer tiempo, con un estadio municipal angelino rugiendo con la victoria parcial.

SEGUNDO TIEMPO Y REACCIONES

Se inició el segundo tiempo con las mismas características de la primera mitad, un Iberia superior en todas las líneas, que sin mayor oposición, no pudo estirar las cifras en el marcador.

Llegarían los tiros libres de Melo, que pasarían muy cerca de la portería rival, y también las malas noticias, ya que Ruiz tuvo que salir de la cancha por una lesión en su rodilla. Según informaron en el camarín azulgrana, el día de hoy se define si es un esguince de rodilla grado 1 o 2, pero estaba visiblemente resentido el delantero.

Las jugadas se siguieron dando a favor de Iberia, con un rival que, más por la fricción y ansias de querer pausar el juego, hacía ver mal a la azulgrana, que por buen juego.

Finalmente, Nelson Soto fue el primero en entregar declaraciones, en las que sostuvo que “creo que fuimos más que Puerto Montt, sin jugar un gran partido, nos creamos las mejores situaciones. En el segundo tiempo no me acuerdo que hubiesen pateado al arco. Igual quedamos con la sensación de haber hecho algo más, aunque sabíamos que el partido sería apretado, y que tendríamos que ir a buscar allá. Vamos con una ventaja, y eso tendremos que hacerlo prevalecer en Puerto Montt”.

Según el DT, al igual que la percepción de La Tribuna, consideró mezquina la presentación del cuadro visitante, señalando que “estaba la posibilidad de que ellos jugaran de esa forma. Esperamos un equipo que nos quiera ganar y van a tener que salir a jugar, tratar de superar el partido que les estamos ganando”.

Fabián Torres, otro que anduvo fino en la marca, manifestó que “un partido muy duro. Los 90 minutos era lucha, garra, entrega y corazón, y lo hicimos. Ellos tienen jugadores de muy buen pie, y gracias a Dios pudimos sacar el resultado en nuestra casa y cumplimos la tarea. Terminó el primer tiempo recién, nos queda el segundo allá en Puerto Montt”.

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes