lunes 16 de diciembre, 2019

noticias por comunas

suscríbete al newsletter

Crónica

Padrino del Hogar: “El Líder no debería estar funcionando”

Luego de las declaraciones provenientes del edificio consistorial, referentes a un informe Eistu –Estudio de Impacto sobre el Sistema de Transporte Urbano– que justificaría las obras, un representante del Hogar indicó que éste no cumple con las medidas de mitigación.


 Por GABRIEL HERNANDEZ VELOSO

51

Continúa el malestar de la comunidad del Hogar de Niñas Sor Vicenta. Esto, producto de la compleja situación en que quedaron tras la construcción del supermercado Líder de la empresa Walmart, lo que generó que el acceso al recinto de las menores fuera cerrado para privilegiar al local comercial.

La semana pasada, y luego de una serie de reclamos por parte de las hermanas del hogar, el municipio entregó su versión a través de un comunicado, que fue dado a conocer por La Tribuna, en donde la corporación edilicia explicó que “existe un informe denominado Eistu, que señala que las medidas de mitigación asociadas a los trabajos de Híper Líder fueron revisadas por una mesa multidisciplinaria conformada por profesionales del Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones, Unidad Operativa de Control de Tránsito, Subsecretaría de Transporte, Ministerio de Vivienda y Urbanismo, Dirección de Obras Municipales y Dirección de Tránsito y Transporte Público de la municipalidad de Los Ángeles”.

Esta información fue recibida con desagrado por la directora del Hogar de Niñas Sor Vicenta, Ángela Sarmiento, quien en su oportunidad indicó que “Walmart tiene plata, con plata uno consigue muchas cosas”.

En esta misma línea, uno de los padrinos del Hogar Sor Vicenta, Gerardo Araya, llegó hasta las oficinas de este medio de comunicación para desmentir los dichos del municipio, pues aseguró que el Eistu no cumple con lo que se requiere, por lo que, bajo estas condiciones, el hipermercado no debería estar funcionando.

“A modo de ejemplo, y respecto a las obras que se deberían haber realizado, no hay ningún mejoramiento. Si eliminaron un área verde, deberían haber hecho una bahía para los vehículos en una calle de alto tránsito como es esta. Tampoco hicieron lomos de toro en los pasos de cebras”, acusó Araya.

El afectado cree que la repuesta del municipio se hizo para salir del pasó de forma apresurada, sin tener en conocimiento las características del estudio. “El municipio se dio cuenta que había un Eistu y dio una respuesta a la rápida. Este estudio contempla una serie de condiciones para cuidar la seguridad vial. Optaron por cerrar y perjudicar al hogar de niñas. La respuesta de la municipalidad no me satisface, lo hemos conversado con más personas y todos creen que es así”, agregó.

 

Gerardo Araya explicó que “en realidad, para el supermercado no era necesario hacer modificaciones para que funcionara perfectamente, porque ellos tienen un gran estacionamiento y el supermercado está detrás. La primera entrada está correcta, la segunda también, pero la tercera no se justificaba”.

 

“Me llama la atención que una empresa tan grande esté funcionando con permisos provisorios y sin haber mitigado los posibles riesgos de accidentes, yo creo que en algún minuto van a ocurrir y ahí se van a dar cuenta del error”, sentenció Araya.

 

PATENTE DE ALCOHOLES

Al problema del acceso hoy se suma un nuevo inconveniente y es que  Walmart se encuentra en pleno proceso de obtención de patentes de alcoholes para supermercado, de hecho, en su interior todo pareciera que da por segura su obtención, puesto que ya dispone de las estanterías y las mercaderías instaladas, listas para su venta, la que se encuentra sólo tapada por unos paneles mientras se termina el trámite “Yo no creo que se la den y si aparece será una irregularidad. Al lado está el hogar de niñas, la normativa dice que no se puede vender alcohol a menos de 100 metros, pero aquí son vecinos. En ese sentido, lo único que los frena es nuestra institución, por lo tanto, si se la entregan, sería una anomalía”, señaló el padrino del hogar.

 

HOGAR Y LÍDER

De acuerdo a lo indicado por Araya, han existido encuentros entre las partes para buscar una solución, sin embargo, pese a los inconvenientes, exculpó de responsabilidades a la empresa. “Líder se ha comunicado con la hermana Ángela Sarmiento para saber cuál era el problema, pero la respuesta es que el problema no es el supermercado propiamente tal, es la forma en que se ha llevado el proceso ya que, de acuerdo a los estudios, lo único que han hecho es colocar unas vallas peatonales y un paradero que sólo obstaculiza el tránsito. Las obras no se han cumplido y el único perjudicado hasta ahora es el Hogar”.

 

Finalmente, Gerardo Araya llamó al alcalde a tomar cartas en el asunto, puesto que, según dijo, el edil les ha colaborado en reiteradas ocasiones en sus actividades y esperan que este sea un paréntesis del trato que llevan.

Newsletter

  • Compartir:

opinión

lo más leído

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes