lee nuestro papel digital

Agroforestal

Gremio forestal advierte retraso en plantación de nuevos bosques y alarma por alza de atentados

El vocero de Corma observó que la violencia se ha expandido de manera dramática, incrementando la violencia contra hogares, postas, escuelas e iglesias.


 Por Jorge Guzmán B.

web 4 2811

La lentitud de plantación de nuevos bosques en el país y el aumento de los atentados en la macrozona sur preocupan a Corma (Corporación Chilena de la Madera), que reúne a más de 160 actores del sector. El presidente de Corma, Juan José Ugarte, abordó estos aspectos en su discurso inaugural de la XXII versión de Expocorma, la feria internacional de la madera y celulosa más grande de Latinoamérica, que es organizada —en la Región del Biobío— por el gremio.

Este año se realiza de forma excepcional por segundo ejercicio consecutivo, tras su retorno al formato presencial en noviembre de 2021. Respecto del retraso en el desarrollo de bosques, Ugarte señala que “la meta definida en la estrategia nacional es muy concreta: Chile se comprometió a plantar 200 mil hectáreas de nuevos bosques y a impulsar el manejo sustentable de otras 200 mil hectáreas de bosques naturales en 10 años. Pero con decepción y tristeza, tenemos que decirlo, estamos fallando a los compromisos que asumimos como país. Las cifras oficiales recién publicadas sobre el estado de avance de nuestras metas nos dicen que estamos plantando apenas 600 hectáreas de nuevos bosques cada año y manejando forestalmente solo 2.500 hectáreas de bosques naturales”.
Ugarte añade que “si seguimos a este ritmo, nos demoraremos cientos de años en cumplir la meta fijada para 10, y fracasaremos en contener el alza de las temperaturas que tanto afecta nuestra vida cotidiana”.
El presidente de la Corma recuerda que lo anterior fue concordado en la Política Forestal para 2015 a 2035, promulgada bajo el gobierno de Michelle Bachelet, lo que fue refrendado posteriormente en metas climáticas asumidas por Chile en 2020. “Anhelamos ver al Ministerio de Agricultura comprometido con la madera y el bosque, impulsando la tarea de recuperar las tasas de forestación y de manejo de bosques naturales hoy estancadas, con el doble objetivo de alcanzar las metas de captación de gases de efecto invernadero comprometidas y contribuir a superar el déficit crónico de vivienda que aqueja a más de 680 mil familias de nuestro país”, señala.
Ugarte destaca los avances en materia forestal que han dado otros países de la región, como Uruguay, Colombia y Brasil, apuntando que este último “ya superó los siete millones de hectáreas de plantaciones forestales, y las autoridades federales han recibido con los brazos abiertos a inversionistas chilenos para seguir desarrollando sus bosques y su industria forestal”. Sostiene que “Chile no puede seguir marcando el paso”.
Sobre la violencia, recuerda que desde la última Expocorma, hace un año, tres trabajadores forestales fueron asesinados. “En los últimos cuatro años, la violencia se ha expandido de manera dramática. Ya no son solo dos, sino seis las regiones que viven bajo amenaza. Si en 2018 tuvimos 202 atentados, este año ya van 1.272, contados solo hasta octubre. Pero lo más terrible es el incremento en los niveles de violencia ejercidos en contra de personas inocentes, en contra de hogares, postas, escuelas, iglesias. No. No nos podemos resignar. Tenemos que unirnos para decir ¡basta!”, sostiene.
Añade que “persiste una deuda del Estado en materia de seguridad para que trabajadores y vecinos no sufran ataques de organizaciones violentistas. Se hace necesario reforzar las capacidades de Carabineros y de la Defensa que operan en la región, enfrentando hoy el riesgo adicional de los incendios forestales”.


  • Compartir:
lee nuestra edición impresa
etiquetas
Cormaplantacion bosques chileplantacion bosques corma
NEWSLETTER

opinión

lo más leído

NEWSLETTER
logo-ediciones-anterioes