suscríbete al boletín diario

Policial

Programa Abriendo Caminos fomenta la inclusión social de personas privadas de libertad

Sólo en Los Ángeles y Mulchén, la iniciativa irá en ayuda de 37 familias; durante dos años, este segmento será foco de ayuda psicosocial, laboral y económica.


 Por La Tribuna

41-17052014Abriendo-caminos

Durante 2015, la iniciativa espera atender a más de 250 niños y a sus padres privados de libertad en recintos de Concepción, Chillán, Coronel y Mulchén.

En el Centro de Cumplimiento Penitenciario de Mulchén se realizó el lanzamiento regional de la 5ta versión del Programa Abriendo Caminos que, durante este año, atenderá a 250 familias en la región de Bío Bío.

La iniciativa va en directo beneficio de niños cuyos padres están privados de libertad y también del círculo cercano afectado por esta compleja situación.

La ceremonia fue presidida por los seremis de Justicia y Desarrollo Social, en compañía de usuarios y sus familias.

El programa Abriendo Caminos responde a un convenio de colaboración entre el Ministerio de Desarrollo Social y Gendarmería de Chile.

Así lo explicó el seremi de Desarrollo Social, Patricio Torres, quien expresó que “es una inversión importante en la región que supera los 300 millones de pesos y representa un énfasis directo de la Presidente Michelle Bachelet. Para nosotros es muy importante traer a Mulchén la inauguración regional de un programa orientado a la inclusión social y que persigue, entre otros objetivos, que las personas privadas de libertad puedan recuperar su vida”. 

Sólo en Los Ángeles y Mulchén, la iniciativa del Ministerio de Desarrollo Social irá en ayuda de 37 familias; durante un período de 24 meses, este segmento con especiales condiciones de vulnerabilidad, será foco de ayuda psicosocial, laboral y económica personalizada, con el fin de brindarles seguridad y mejores oportunidades de acceso.

En tanto, autoridad regional de Justicia, Jorge Cáceres Méndez, expresó que “se hace una doble ayuda. Por un lado a los niños que tienen a sus padres recluidos y no deben perder su dignidad, y por otro, a los internos que, al estar con sus seres queridos cerca, es muy positivo para su reinserción social y laboral”.

Igual mensaje formuló el alcaide del CDP Mulchén, capitán Ariel Inostroza, quien valoró el aporte transversal del Programa Abriendo Caminos, el que ayuda en parte a mitigar el duro proceso de la reclusión, que también viven muy de cerca las familias. 

Durante 2015, la iniciativa espera atender a más de 250 niños y a sus padres privados de libertad en recintos de Concepción, Chillán, Coronel y Mulchén, acercándolos a redes de apoyo y asesoría para tener una mejor calidad de vida y generar capital social durante el proceso de inclusión. 

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes