suscríbete al boletín diario

Opinión

Semana mundial del glaucoma

Juan Pablo Aruta Aravena, Tecnólogo Médico en Oftalmología.


 Por La Tribuna

11-03-2019_21-03-061__img-20190305-wa0000.jpg

 

 La visión de un paciente con glaucoma es como ver a través de un tubo, donde se pierde toda la visión periférica.

El glaucoma es una enfermedad del globo ocular que se ocasiona por un aumento de la presión intraocular, produciendo un daño progresivo e irreversible en las fibras del nervio óptico, llegando a la ceguera si este no es detectado a tiempo. No produce síntomas, por lo que el paciente va perdiendo la visión de su campo visual desde la periferia hacia el centro, pudiendo tener una agudeza visual normal, pero con un campo de visión alterado. A modo de comparación, la visión de un paciente con glaucoma es como ver a través de un tubo, donde se pierde toda la visión periférica.

Para entender como es la fisiología de la presión ocular, hay que saber  que en la parte anterior del ojo, justo por detrás del iris, se produce un líquido que se llama humor acuso, que fluye hace adelante a través de la pupila, drenándose en el ángulo que se forma entre la córnea y el iris. Si se produce más liquido de lo que se drena, se drena muy poco humor acuoso o suceden ambos factores, aumenta la presión intraocular, produciendo daño en las fibras de la retina. El tratamiento para el glaucoma es principalmente medicamentoso con gotas que ayudan a disminuir la presión intraocular y es sólo para evitar que avance la enfermedad y no para recuperar el daño ya provocado.

Los principales factores de riesgo son:

– ser mayor de 40 años – ser hipermétrope – tener ascendencia mapuche – usar corticoides tópicos oculares de manera prolongada – tener antecedentes familiares de glaucoma

– ser de sexo femenino El glaucoma es la principal causa de ceguera irreversible en el mundo y se estima que el 2% de la población mayor de 40 años en Chile tiene glaucoma, lo que se traduce en 5.800 casos por millón de habitantes. Muchos de estos pacientes no son pesquisados a tiempo, o lo hacen de manera tardía. Debido a esto, que la prevención es la mejor manera de evitar que el glaucoma avance a estadios graves. Es por eso que tomarse la presión intraocular una vez al año después de los 40 años reduce enormemente el riesgo de ceguera y permite tratar a tiempo la enfermedad.

Cada año, la organización mundial de la salud (OMS) organiza la semana mundial del glaucoma, con el fin de hacer conciencia de esta enfermedad y hacer que las personas sientan la necesidad de controlarse periódicamente, y que este año se realizará en la ciudad de Los Ángeles, del 11 al 15 de marzo, en los distintos Cesfam de la comuna, de igual manera se ha venido haciendo en años anteriores. En esta actividad se tomará la presión ocular a los pacientes mayores de 40 años, con la idea de pesquisar posibles personas con glaucoma.

Para finalizar, la prevención es la mejor herramienta para evitar que enfermedades tan silenciosas como el glaucoma, terminen con la visión de las personas. Acciones tan simple como controlarse la presión ocular una vez al año en el caso de las personas con factores de riesgo antes mencionados pueden ayudar a un diagnóstico temprano, y tener el tratamiento adecuado para cuidar algo tan preciado como el la visión.

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes