suscríbete al boletín diario

Noticias

Promasa defendió presencia de fuerzas de Carabineros en el acceso a fábrica

A través de un comunicado de prensa, la compañía cuyo sindicato está en huelga legal, aseguró que el resguardo se debe a los ataques sufridos contra buses que trasladan a trabajadores no movilizados.


 Por Juvenal Rivera

Promasa

La empresa Promasa aseguró que la presencia de efectivos de Carabineros en sus instalaciones se debe a la necesidad de resguardar a los buses que trasladan a sus trabajadores en los distintos turnos hacia las fábricas de la compañía, los cuales, afirmó, han sufrido ataques en sus desplazamientos.

De esta forma, a través de una declaración de prensa, la empresa respondió a los cuestionamientos por la participación de funcionarios de fuerza especiales de la policía uniformada en la planta Puertas, situada en el kilómetro 9 del camino a María Dolores.

En la jornada del miércoles último, los efectivos despejaron el acceso a la fábrica que permanecía ocupada por trabajadores que llevan más de tres semanas en huelga legal, luego que no consiguieran un acuerdo en el marco del proceso de negociación colectiva con la empresa.

En el operativo, hubo forcejeos con algunos operarios movilizados y se emplearon bombas lacrimógenas para dispersarlos, hecho que fue divulgado por los trabajadores a través de sus propias redes sociales.

Los incidentes ocurrieron en medio de la paralización de labores que realizan los trabajadores sindicalizados de Promasa, que suman cerca de medio millar del total de mil 300 operarios, desde el pasado 21 de abril cuando fracasaron los buenos oficios para que las partes arribaran a un acuerdo al petitorio presentado a la empresa.

De acuerdo a la compañía, los episodios de violencia y atentados que han sufrido las instalaciones y los buses que trasladan a nuestros trabajadores, “en el contexto de huelga de un grupo que representa al 30% de nuestra fuerza laboral, la empresa ha debido adoptar diversas medidas de resguardo para el otro 70% de los trabajadores que sigue ejerciendo su legítimo derecho a trabajar”. 

Asimismo, añadieron que “la empresa ha registrado diversas agresiones a los buses que trasladan a sus trabajadores a sus distintos turnos. Es por esto, que desde hace unos días se cuenta con el apoyo de Carabineros para resguardar el ingreso pacífico y seguro de los trabajadores de un turno específico”. 

Lo anterior se justifica, según Promasa, porque “desde el inicio de esta huelga, los buses que trasladan a nuestros trabajadores han sufrido graves y cuantiosos daños debido a constantes ataques, en algunos casos con piedras de gran tamaño, poniendo en riesgo la seguridad de quienes van a bordo”.

A raíz de lo anterior, la empresa aseguró condenar “estos ataques y persistiremos en acciones judiciales que permitan sancionar acorde a la ley a quienes resulten responsables”.

Especial Coronavirus

  • Compartir:
etiquetas
Promasatrabajadores

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes