suscríbete al boletín diario

Noticias

Los Ángeles sumó dos campeones mundiales más de powerlifting

Yasna Rifo y Edgardo Leal también se quedaron con el mundial en las categorías damas hasta 60 kilos y varones sobre 140 kilos.


 Por La Tribuna

Dos angelinos más se coronaron campeones mundiales de powerlifting, en el campeonato realizado en Argentina.

Uno de los deportistas presentes, Edgardo Leal, comentó que eran alrededor de 15 países en competencia y más de 300 atletas.

“Yasna compitió dos días, el primero fue por powerlifting completo, ahí salió campeona mundial Master con un total de 365 kilos levantados, con lo que pasó a ser atleta de elite de GPA (Global Powerlifting Alliance) internacional que es la federación que nos acoge, el estatus de elite lo tienen muy pocos a nivel mundial”. Yasna se quedó con la categoría de hasta 60 kilos.

Al día siguiente compitió en “peso muerto” donde arrasó con todo. Ganó el open, las marcas y de paso rompió el récord mundial con 160 kilos. Por último se quedó con un trofeo del mejor peso muerto femenino. De esta forma, volvió a Los Ángeles con cuatro medallas en su cuello: un oro en powerlifting completo, una plata en open, un oro en peso muerto y un oro en master, todo en la categoría hasta 60 kilos. Lo anterior lo logró haciendo levantamientos de 150 kilos en sentadilla, 80 en pres banca, 155 en peso muerto, con un total de 385 kilos.

Asimismo, el propio Edgardo, destacó que “el primer día saqué medalla de plata en el powerlifting completo y en el abierto un bronce. Además logré un récord personal de 240 kilos y sumé 820 que es una marca buena. Al segundo día salí campeón mundial en open y Máster en categoría sobre 140 kilos y me traje el trofeo al mejor levantador máster”.

En su caso, el primer día hizo 340 kilos en sentadilla, 200 en pres banca y 270 en peso muerto, todo en la categoría más de 140 kilos.

Respecto a la presentación, Leal manifestó que “nosotros partimos este proceso en el sudamericano, lo ganamos y de ahí alargamos el proceso al mundial, donde buscábamos, yo ponerme como uno de los mejores pesos pesados de Sudamérica y Yasna buscar su récord mundial, que ya lo tiene”.

Igualmente, destacó que los costos de pasajes, estadías e inscripciones lo debieron costear mayoritariamente de su propio bolsillo, al igual que los deportistas de Power Menace.

A su vez, manifestó que “esperamos que esto nos permita obtener recursos para otros campeonatos. El Panamericano se va a hacer en Chile y el 2019 se va a hacer el mundial en Brasil”.

Por último, dijo sentirse aún vigente y que no piensa en el retiro.  

Especial Coronavirus

  • Compartir:
etiquetas
DeportesLa TribunaPowerlifting

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes