suscríbete al boletín diario

Educación

Califican como todo un éxito el primer festival online para estudiantes de Mulchén: “Kimelewün Rucamu, talento en casa”

El festival nació como una idea para apoyar los procesos educativos, a los alumnos y a sus padres. Contó con la participación de todas las escuelas y liceos de Mulchén y se desarrolló cumpliendo todos los protocolos sanitarios y de seguridad que establecieron las autoridades nacionales para el cuidado de los niños y niñas.


 Por Benjamín Ahumada

Festival

Los finalistas fueron grabados de forma individual y los ganadores de las tres categorías en competencia clasificaron para el festival que potencia los talentos musicales de los niños de la provincia de Biobío.

“Dicen que los límites se los pone uno y en este caso quedó claro, pensamos primero en hacer algo muy íntimo como Liceo y terminó siendo un evento a nivel comunal, con jurado internacional, con representantes provinciales de los medios de comunicación y a nivel mundial porque las comunicaciones ya no tienen límites”. No hay mejores palabras para narrar lo que ocurrió en Mulchén y la descripción del director del Liceo Bicentenario de Excelencia Nuevo Mundo, Eduardo Fuentes, dan cuenta de ella.

El primer festival de la voz del centro educacional nació de la mano de un grupo multidisciplinario que comenzó a trabajar antes de la pandemia y que al poco andar debió corregir su rumbo y adaptarse a la realidad.
La idea del cuerpo docente fue hacer un festival interno para apoyar y contener a los niños, cuenta la coordinadora del grupo responsable, la profesora, María Eugenia Benavente, para luego ser considerada una buena idea y extendida a toda la comuna.

Así entonces, “Kimelewün Ricamu, dice Benavente, “surge de la necesidad de brindar contención emocional y también pedagógica a nuestros estudiantes, por eso se realizó la convocatoria a todos los estudiantes de la comuna de Mulchén, tanto de nivel básico como de enseñanza media”.

LA CABEZA GUÍA

Si bien es cierto, la idea originaria y el trabajo para realizar el festival es de un grupo multidisciplinario de Liceo Bicententario de Excelencia Nuevo Mundo de Mulchén, lo cierto es que nada hubiera sido posible, reconocen los organizadores, sin la confianza del director, Eduardo Fuentes.

Así entonces, el académico detalló que “para mí ha sido una tremenda satisfacción el poder saber que nosotros, a pesar de la situación que estamos viviendo hemos tenido la posibilidad de hacer cosas interesantes.

El poder apoyar la creatividad del equipo del Liceo Bicentenario de Excelencia Nuevo Mundo de Mulchén y concretar un evento tan importante como fue el Festival, donde los estudiantes tienen la posibilidad de mostrar sus talentos y por qué no decirlo, también es una terapia en el área emocional”.

De esta manera, el director del Liceo habló de las dificultades que viven los niños y como es deber de sus educadores apoyarlos: “Estar encerrados en casa, no es fácil, para todos ha sido complejo, entonces tener la posibilidad desde la casas, de poder mostrar lo que hacen, lo que les gusta, el ponerse frente a una cámara, por un lado los hace olvidar la situación que estamos viviendo y por otro lado, les aporta un insumo en el desarrollo personal y creo que hay locuras que pasan a ser tremendos eventos como ocurrió ahora”.

De esta manera, al resumir en términos pedagógicos todo el trabajo que hubo en torno al festival, lo que se hizo, dijo Fuentes es que: “Estamos aportando al desarrollo personal de los estudiantes, pero también apuntando al desarrollo académico y pedagógico porque, al final de todo esto, estamos incentivando el desarrollo de nuestras competencias que son necesarias para mejorar la calidad de los aprendizajes”.

LA LOCURA QUE CAUSÓ SENSACIÓN

En la intimidad de los organizadores de Kimelewün Rukamu, la idea siempre fue considerada una locura hermosa, un sueño loco que se podría concretar y que logró gran acogida, no únicamente en el Liceo, sino en toda la comunidad educativa.

“Pasar de una idea propia del liceo que luego fue solicitada para toda la comunidad educativa de Mulchén es un orgullo, por el liceo, por los niños y del equipo que hizo posible el Festival”, dijo el director, Eduardo Fuentes.
A renglón seguido, explicó que “una idea que parte como algo local, que se puede extender a toda la comunidad significa que era una buena idea y lo otro es que, como en todo proyecto, se mide por la cantidad de beneficiarios y usuarios que puedan haber participado, por eso haber involucrado a la comunidad entera es fantástico”.

De esta manera y a modo de reflexión, el director del Liceo de Excelencia Nuevo Mundo de Mulchén resaltó: “Dicen que los límites se los pone uno y en este caso quedó claro, pensamos primero en hacer algo muy íntimo como liceo y terminó siendo un evento a nivel comunal, con jurado internacional, con representantes provinciales de los medios de comunicación y a nivel mundial porque las comunicaciones ya no tienen límites.

LA FELICIDAD DEL ALCALDE

Desde un punto de vista más macro, el alcalde de Mulchén, Jorge Rivas, no solamente felicitó al liceo y a los organizadores del Festival, sino que además, hizo las reflexiones correspondientes en medio de la crisis sanitaria provocada por el coronavirus.

Así el líder político de los bureanos dijo que “la verdad es que nuestros estudiantes, lamentablemente han tenido que estar en sus casas, primero, no por una decisión de ellos, sino que en definitiva, es prácticamente una obligación dada esta pandemia y por eso, durante todo este tiempo nos hemos reinventado”.

Agregó que “El Liceo Nuevo Mundo ha destacado por realizar esta y otras iniciativas, entonces este festival de talento que acaba de desarrollar y donde hubo ganadores, pero lo más importante es que hubo muchos participantes y eso, yo diría que es lo relevante de todo esto, que nuestros estudiantes, a pesar de estar en sus casas, probablemente aburridos, hoy igual se hicieron parte de esta gran iniciativa como fue este festival”.

De esta manera, Jorge Rivas dijo que “como alcalde no me queda más que agradecer, especialmente al Liceo Nuevo Mundo, a su director, a todo su equipo que se motiva y organiza, porque ellos además están en sus casas por la pandemia, entonces destacar la importancia de este tipo de actividades y felicitarlos y, por cierto, felicitar a todos los estudiantes que participaron en esto, quién sabe si el día de mañana vamos a tener grandes poetas, pintores, músicos y lo más importante es reforzar este tipo de habilidades y destrezas que tienen nuestros estudiantes”.

Kimelewün Rukamu: Talento en Casa

“El nombre del festival está en Mapudungún para incentivar el respeto hacia las culturas de nuestros pueblos originarios, en específico a nuestro pueblo Mapuche. Por eso la idea de la ruca, como escenografía, porque nos muestra cómo es su casa”, María Eugenia Benavente, coordinadora organización.

GANADORES
CATEGORÍA 1° A 4° BÁSICO

Primer Lugar: Emilia León, Escuela Blanco Encalada
Segundo Lugar: Antonia Burgos, Escuela Blanco Encalada

CATEGORÍA 5° A 8° BÁSICO
Primer Lugar: Catalina Reyes, Escuela Villa La Granja
Segundo Lugar: Esperanza Adriazola, Escuela Mulchén
Tercer Lugar: Josefa Romero, Escuela Blanco Encalada

CATEGORÍA 1° A 4° MEDIO
1Primer Lugar: Cristóbal Navarrete, Liceo Crisol
Segundo Lugar: Nicolás Aguilera, Liceo Bicentenario de Excelencia Nuevo Mundo
Tercer Lugar: Erik Ramos, Liceo Bicentenario de Excelencia Nuevo Mundo

Especial Coronavirus

  • Compartir:
etiquetas
festivalKimelewün RukamuTalento en Casa

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes