miércoles 16 de octubre, 2019

noticias por comunas

EDICIÓN IMPRESA

Editorial

No puedo ser su amigo. No es que no quiera, no puedo

Benjamín Ahumada. Jefe de Prensa Diario La Tribuna Radio San Cristóbal


 Por LESLIA JORQUERA

25-08-2017_19-42-231__BenjaminAhumada

El pasado lunes, los candidatos a diputados por el distrito 21 y a core por la Provincia de Biobío inscribieron sus nombres para las elecciones de noviembre, que además elegirá Presidente(a) y senadores en las regiones impares.

Durante los últimos 5 días vimos como todos los perfiles de ellos mostraron reuniones con personas y está bien, pues ya pueden hacerlo. El tema es que las publicaciones en facebook son iguales, salvo las palabras que se escriben, porque bien se cuidaron de no aparecer haciendo campaña aquellos postulantes que trabajan para el Estado, ya sea porque sortearon la alta dirección pública, o bien, porque los designaron a dedo desde el poder central.

En la vereda de enfrente, las cosas siguen su curso normal y pareciera que Carolina Ríos e Iván Norambuena (ambos de la UDI) acordaron un pacto que permitirá a la ex gobernadora de Biobío hacer campaña en nuestras catorce comunas sin entrar a Arauco, donde el diputado gremialista es fuerte.

Durante la semana, también asistimos a ver los programas computacionales y cómo de un lado o de otro, aseguran que sus candidatos llegarán al Parlamento y al gobierno regional. Todos, absolutamente todos dan cuatro cupos claros, faltando sólo uno por definirse.

Con los candidatos en carrera y la prensa siguiendo atentamente sus movimientos para ayudar a nuestros compatriotas, hemos asistido a lo que se conoce como presión.

La Tribuna y Radio San Cristóbal ha seguido la línea de la investigación y el trabajo serio, denunciando el quehacer de los políticos locales y felicitando su actuar cuando hacen las cosas pensando en la ciudadanía.

Sin embargo, aquí es donde se hace necesario detenernos y explicar otras vez que también hemos asistido a lo que se conoce como presiones.

Desde duras conversaciones en edificios públicos, pasando por conversaciones telefónicas y hasta amenazas de querella han pasado para amedrentar la fiscalización de La Tribuna y Radio San Cristóbal.

Pese a ello, también hay candidatos que han optado por sumarse al debate y a abrir sus ideas a las discusiones de altura que se dan tras los requerimientos del periodismo independiente.

Como jefe de prensa de ambos medios, puedo decir que he conocido políticos nobles y desinteresados, pero también llegaron a mi vida los otros, esos que se encargaron de desprestigiar “el arte de administrar el poder”  y de tener a una población ciudadana desencantada y que no acude a las urnas.

La verdad es que lamento no ser su amigo, tampoco es que quiera serlo, simplemente no puedo. Mi trabajo es seguirlo, no porque tenga necesidad de saber de sus vidas, sino más bien, porque nos corresponde ser “el puente entre ustedes y la sociedad”, la misma que esperamos vuelvan a amar como lo hacemos nosotros.

Entiéndanme, no es un ataque, es parte del juego. Estamos para fiscalizar y no para tener miedo, mientras ustedes hacen su trabajo, nosotros el nuestro y todo para que nuestra amada provincia sea grande dentro de Chile, para que todos nuestros vecinos se sientan orgullosos de ser de Biobío.

Cuando nos jubilemos, hablemos, tomemos café, quizás ahí podríamos ser amigos, pero invítemelo usted porque con mi jubilación, quizás no pueda hacerlo yo.
Cuando nos jubilemos, hablemos, tomemos café, quizás ahí podríamos ser amigos, pero invítemelo usted porque con mi jubilación, quizás no pueda hacerlo yo.

Newsletter

  • Compartir:

opinión

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes