suscríbete al boletín diario

Destacados

Tres agricultores tienen en vilo a parque eólico que se emplaza en Negrete

A través de una presentación hecha ante la Superintendencia del Medio Ambiente, los afectados reclaman por los impactos de este proyecto de generación, exigen un proceso sancionatorio y la prohibición de funcionamiento.


 Por Juvenal Rivera

El Agro, Negrete, quejas de agricultores (2)

Tres agricultores del sector El Agro de Negrete, por medio de una presentación hecha a la Superintendencia del Medio Ambiente, reclamaron por los efectos negativos causados por la instalación de un parque eólico en las cercanías de sus propiedades.

Los afectados reclaman por la extrema cercanía de los aerogeneradores y por el ruido que ocasionan.

Se trata del parque eólico Negrete que lleva adelante la empresa alemana WPD y consideró la instalación de 12 equipos de tres megawatts, una subestación eléctrica y redes de transmisión subterránea dentro del área.

La iniciativa está en la fase final de construcción y debiera estar en operaciones dentro de las próximas semanas. Sin embargo, los agricultores Claudia Hidalgo, Edgardo Hidalgo y Moisés Hidalgo reclaman que dichos equipos faectan su salud y calidad de vida.

En la presentación elaborada por la abogada penquista Paula Villegas, especialista en conflictos medioambientales, asegura que luego de la instalación de las aspas de los aerogeneradores, se ha generado un “ruido constante que afecta la calidad de vida” de los afectados y, a la vez, “constituyen un riesgo para su salud, teniendo además en consideración que dicho proyecto aún no se encuentra en funcionamiento”.

De acuerdo al escrito, los agricultores han presentado esta situación “en reiteradas oportunidades a la empresa titular del proyecto”, pero “la empresa no ha adoptado las medidas definitivas que impidan seguir generando este impacto de ruido constante”.

CERCANÍA DE AEROGENERADORES

Relacionado con el asunto de los ruidos está el hecho que dichos equipos estarían a solo 100 metros de una de las viviendas y a menos de 300 de las otras dos. A juicio de la abogada Villegas, las distancias típicas entre parques eólicos y viviendas que existen en el país, nunca son inferiores a 500 o 750 metros al aerogenerador más cercano, “siendo en tal sentido totalmente atípica la situación de mis representados, quienes se sitúan entre los 100 a 300 metros de un aerogenerador”.

En ese sentido, se consignó que a nivel internacional “se reconoce una distancia mínima de 500 metros entre viviendas y aerogeneradores para controlar los impactos por ruido; algunos países adoptan distancias mayores de incluso hasta dos kilómetros, con el fin de resguardar la calidad acústica de los receptores cercanos”.

“Lo anterior implica que la frecuencia de exposición al ruido por parte de mis representados, en su calidad de receptores del mismo, aumenta la probabilidad de ocurrencia de los impactos, lo que conlleva que aquellos adopten la calidad de significativos”, concluyó.

PROCEDIMIENTO SANCIONATORIO

En mérito de lo anterior, se pidió instruir un procedimiento sancionatorio en contra del titular del proyecto, se ordene realizar un análisis de riesgo “en sus distintas fases” y se impongan “el máximo de las penas que la ley contempla a la denunciada por las infracciones que se constaten por incumplimiento de las normas, condiciones y medidas establecidas en los cuerpos legales vigentes”.

Además, se pidió “la prohibición de entrar en funcionamiento el proyecto denunciado, dada la gravedad de los hechos antes enunciados”.

Por otro lado, explicó que, ya ejecutándose el proyecto, “las variables evaluadas y contempladas en el plan de seguimiento sobre las cuales fueron establecidas las condiciones o medidas, han variado sustantivamente en relación a lo proyectado o no se hayan verificado, todo ello con el objeto de adoptar las medidas necesarias para corregir dichas situaciones”.

EMPRESA

El diario La Tribuna envió un correo electrónico al mail de la empresa WPD para consultarle por los reclamos de los vecinos de Negrete. Sin embargo, hasta el cierre de la presente edición, no ha habido respuesta.

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes