suscríbete al boletín diario

Deportes

Segunda División en pie de guerra: piden verdadera inclusión al profesionalismo

Los clubes de la tercera categoría se quejan de que la ANFP no los incluye, a pesar de la denominación “profesional”.


 Por La Tribuna

Iberia

No es solo un apellido. La Segunda División surgió con polémica en 2011 y comenzó a disputarse al año siguiente buscando generar un torneo para que los clubes tradicionales que estaban ya fuera de la Asociación, como era el caso de Iberia, regresaran, y también para permitir a los equipos de Primera División o Primera B tener a un equipo filiar compitiendo activamente. Lo de “profesional” no era solo una intención, sino que se buscó que los clubes de esa categoría tuvieran una organización similar a los clubes de los torneos mayores. 

Ocho años después, los clubes de Segunda División dijeron basta. A través de un comunicado de prensa, anunciaron que presentaron una carta al directorio de la ANFP y que, “de no ser tomadas en consideración nuestras necesidades, lamentablemente será imposible nuestra participación en las competencias oficiales de la temporada 2020”. Los firmantes de la carta son Colina, Lautaro de Buin, Iberia, Recoleta, Independiente de Cauquenes, Fernández Vial, San Antonio Unido, General Velásquez y Vallenar.

En concreto, la carta nombra cuatro factores que hablan de la exclusión que sienten por parte de la ANFP. Primero, en la sede a la Asociación no hay banderas de los clubes de Segunda; luego, en los comunicados oficiales se habla de “los 32” clubes, excluyendo una vez más a los firmantes de la carta. Los puntos siguientes son los más importantes: en el tercero, los clubes reclaman que no tienen derecho a participar en el Consejo de Presidentes, organismo soberano que rige los destinos del fútbol profesional a través de las votaciones. Y cuarto, los clubes de Segunda División “no tienen derecho a ningún recurso económico generado por la actividad”. 

Sí tenemos todas las obligaciones, y cada vez son  más”, añade Alberto Morgan, gerente de Iberia, en conversación con diario La Tribuna.

El directivo comentó a este medio que la carta fue entregada el viernes y que no esperan recibir una respuesta antes de 2020. Lo más importante de su pedido es conseguir un financiamiento, asegura. Igual, saben que el directorio es poco lo que puede hacer. “Ellos están complicados porque no pueden dar un financiamiento así como así, esta es una situación que tiene que modificar los estatutos y normativas de las ANFP, y eso pasa por el Consejo de Presidentes”, expresó. 

Así, los clubes continuarán a la espera de una respuesta para terminar con lo que Morgan llama “la discriminación con los clubes de Segunda” y “un desequilibrio ilógico” respecto a ellos. 

Especial Coronavirus

  • Compartir:
etiquetas
Alberto MorganANFPIberiaSegunda División

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes