lee nuestro papel digital

Crónica Ciudadana

Familiares por asesinato de joven embarazada de Mulchén: “Queremos saber qué sucedió”

Según el informe elaborado por el Servicio Médico Legal, Macarena Cabrera, de 22 años, murió de un disparo en la cabeza, en medio de confusos incidentes registrados en la población Bureo, el pasado miércoles 3 de agosto.


 Por Glenda Ahumada

macarena

“Fui a Fiscalía, pero me dijeron que no me pueden dar información porque el caso es muy delicado”, respondió una familiar de Macarena Cabrera, joven mulchenina que fue asesinada de un disparo en la cabeza, el pasado 3 de agosto, mientras compartía con otras cinco personas en la casa de su mejor amiga.

De acuerdo a lo informado por su familia, a dos meses del fatal desenlace, la Fiscalía ya emitió una orden de arresto que se encuentra vigente, sin embargo, continúan pasando los días sin detenidos ni responsables por el crimen.

En la misma línea, se aseguró que la investigación no se cerrará hasta encontrar a los culpables y que éstos sean procesados por el caso.

La familia lamentó que “son dos meses y tres días sin Macarena, porque le quitaron la vida y también le arrebataron la oportunidad de nacer a nuestro niño Nelson”, al tiempo que aseguraron que en el informe elaborado por el Servicio Médico Legal se precisaba que el bebé que esperaba Macarena era hombre.

También, en dicho documento se especificó la causa de muerte. De acuerdo a lo comentado por la familia de Macarena, ella no se habría dado cuenta de nada de lo que ocurrió, ya que el disparo lo recibió por la espalda.

De igual forma, de acuerdo a la declaración de la madre, tampoco tiene mayores antecedentes del caso, ni se cuenta con un plazo fijo de investigación, mientras que la Policía de Investigaciones de Mulchén, tampoco ha querido entregar detalles, por lo que la madre expresó que tuvo que inscribirse como víctima indirecta para acceder al número de causa.

En tanto, desde el Juzgado de Mulchén cuando supieron que no le habían entregado datos a la madre de la víctima, le facilitaron una medida de protección y apoyo psicológico, pero cuando Macarena ya estaba sepultada, expresaron los familiares.

LOS HECHOS

La madrugada del miércoles 3 de agosto, Macarena estaba compartiendo en el domicilio de su mejor amiga, ubicado en la población Bureo.

En la madrugada, a la vivienda habrían llegado otras tres personas, que habrían permanecido en el lugar por varias horas.

Según trascendió, entre las personas, había un extranjero menor de edad y otro adulto que manipulaba un arma de fuego. Entre ellos hubo consumo de cervezas, que supuestamente, salió a comprar una de las personas que ese día permanecía en el inmueble.  

La angustiada familia, que busca conocer la verdad y establecer responsabilidades en el crimen, asegura que la joven recibió un impacto de bala a quemarropa, “Macarena estaba muerta encima de la mesa”.

Afirmaron, además, que los implicados en el crimen se movilizaban en un furgón. “Yo quiero que se haga justicia por mi hija y mi nieto, pero me da miedo por mis otros hijos, no conozco a los responsables de este crimen, pero deben ser personas malas”, aseguró temerosa la madre de Macarena.

“Desde la PDI me dijeron que cuando hubiera un detenido podían entregarme información, no antes”, señaló.

“Yo no sé qué más hacer, ven a los sospechosos paseándose como si no hubiera pasado nada”, declaró uno de los familiares, quienes exigen que “se esclarezca la situación en la que murió Macarena, no nos van a devolver a nuestra hija, pero queremos saber qué sucedió”, sentenciaron.

“Los que mataron a nuestra Maca andan por ahí, y a nosotros nos da miedo porque ellos piensan que como mataron a alguien y no les pasó nada pueden seguir”, agregaron.

De acuerdo a lo que señalaron sus familiares, la Fiscalía de Los Ángeles está a cargo del caso, pero aún no les indicaron el nombre del o la fiscal con el cual se puedan comunicar para conocer más antecedentes y hasta hoy, dos meses después del brutal crimen, no hay detenidos.

En cuanto a las penas que establece la Ley 21.212 sobre femicidio y asesinato a una mujer se indica que: El hombre que matare a una mujer en razón de su género será sancionado con la pena de presidio mayor en su grado máximo a presidio perpetuo.

Es decir, se aplicará una condena que puede ir de quince años y un día de cárcel hasta el presidio perpetuo calificado, que le impide al sentenciado postular a la libertad condicional antes de cumplir los 40 años preso. Además, se considerará circunstancia agravante de responsabilidad penal para el delito de femicidio si la víctima se encontraba embarazada.


  • Compartir:
lee nuestra edición impresa
etiquetas
AsesinatocrimenfemicidioMulchén
NEWSLETTER

opinión

lo más leído

NEWSLETTER
logo-ediciones-anterioes