lee nuestro papel digital

Editorial

Carreras tecnológicas


 Por La Tribuna

En estos días, cientos de miles de jóvenes están decidiendo su futuro académico, a partir de los resultados de la Prueba de Acceso a la Educación Superior (PAES) que fueron liberados en jornadas recientes. Como suele suceder, se busca y se resaltan los casos de aquellos que obtuvieron los mayores puntajes y, casi en paralelo, se realiza el ejercicio de comparar los logros académicos de establecimientos particulares con aquellos que son públicos o particulares subvencionados.

Sin embargo, en un mundo cada vez más hiperconectado, es importante hacer el punto en lo fundamental que son las carreras relacionadas al área tecnológica, tanto a nivel técnico como profesional, las cuales se imparten en varias sedes universitarias.

Es que estamos en un mundo que evoluciona a una velocidad asombrosa que, por lo demás, está viviendo una profunda transformación digital, de la mano de una mayor penetración de internet y de un espectacular crecimiento del comercio electrónico.

Según Benjamín Toselli, presidente ejecutivo de IT Hunter, los perfiles TI vienen hace años experimentando una fuerte demanda en el mercado nacional, situación que lamentablemente no ha sido posible de cubrir con la actual oferta. De hecho, hoy existe un déficit anual que, en promedio, supera los 10 mil profesionales tecnológicos en el país. En suma, hay una urgencia de contar con personal especializado en esta materia.

En segundo lugar, y como consecuencia de lo anterior, los sueldos de los puestos en tecnologías de la información están enfrentando un importante aumento año tras año. De muestra un botón: de acuerdo al Décimo Estudio Salarial en el país, las rentas líquidas de estas posiciones oscilan entre los 700 mil y los 18 millones de pesos mensuales.

En tercer lugar, y producto de la pandemia del Covid-19, gran parte de las posiciones tecnológicas pueden ser ejercidas en forma remota, ya sea para empresas locales o extranjeras. Es decir, gracias al Home Office, ahora existe una mayor flexibilidad para estos profesionales al momento de trabajar, lo que repercute positivamente en su calidad de vida y bienestar personal. Antes era inimaginable concebir esa manera de trabajar pero ahora se asume como una posibilidad cierta que, de acuerdo al tipo de empleo, se puede realizar sin mayores inconvenientes.

Finalmente, los talentos del mundo tecnológico tienen una mayor proyección internacional, sobre todo si dominan el idioma inglés, pues pueden desempeñarse en una multinacional y hacer carrera en ella con bastante éxito, asegura el especialista.

En definitiva, si antes predominaban las carreras clásicas –como derecho, psicología, periodismo, trabajo social, entre otras, las cuales ahora enfrentan el problema de la sobreoferta de profesionales – ahora se debe observar con especial atención lo que sucede en materia tecnológica, más aún para las nuevas generaciones que ahora están decidiendo su futuro académico y que están completamente imbuidas con esta nueva manera de hacer las cosas.


  • Compartir:
lee nuestra edición impresa
NEWSLETTER

opinión

lo más leído

NEWSLETTER
logo-ediciones-anterioes