lee nuestro papel digital

Ediciones Especiales

Alcalde Esteban Krause: “No nos damos cuenta que vivimos en una ciudad grande”

Jefe comunal adelantó que la capital provincial se debe articular como zona metropolitana debido a su incidencia en toda la provincia de Biobío, alcanzando incluso a las comunas del área norte de la provincia de Malleco.


 Por Juvenal Rivera

Municipalidad Los Angeles (5)

Desde la década del ’90, la comuna de Los Ángeles no ha parado de crecer. Si hace apenas 50 años, el censo arrojaba una población comunal que apenas superaba los 80 mil habitantes, ahora supera con largueza los 220 mil, de los cuales poco más de 60 mil lo hacen en las zonas rurales.

Es decir, medio siglo después vive una cantidad de personas de personas en las áreas rurales que es muy similar a la población existente en aquel entonces.

Si la prueba mas evidente se observa en el sector sur que, a fines de los años ’80, solo se contaba un par de conjuntos habitacionales (poblaciones siglo XX y 21 de Mayo). Sin embargo, desde esa época en adelante se produjo un frenesí habitacional que disparó su número de habitantes de manera absolutamente impensada: ya son más de 60 mil sus pobladores.

El área urbana ha crecido hacia todos los sectores posibles, incluidas las villas rurales que mientras que en los sectores rurales se suceden los loteos y nuevas urbanizaciones.

Los Angeles es un centro de servicios por excelencia. Desde la realización de trámites de todo tipo, desde gestiones comerciales, bancarias y compras, hasta cursar estudios en alguna de las instituciones de educación superior. La incidencia de la capital provincial llega a las 14 comunas de la provincia de Biobío y también a las vecinas del área norte de la provincia de Malleco (Renaico, Angol, Los Sauces y Collipulli).

En una distendida conversación en radio San Cristóbal, , el alcalde Esteban Krause abordó estas temáticas, los desafíos y dificuktades en la perspectiva de lo que es una comuna que 283 años de su existencia y que se proyecta hacia el nuevo milenio.

El jefe comunal parte haciendo una aseveración que sitúa a la comuna dentro del contexto regional: “Tenemos que recordar que Los Ángeles es la segunda comuna más habitada de la región del Biobío, después de Concepción. Entonces, desde ese punto de vista, debemos ver cómo nos preparamos para que esta ciudad pueda seguir creciendo, porque va a seguir creciendo. Se considera que al 2035, el espacio urbano se va a duplicar. Esas son las proyecciones y por lo tanto tenemos que ir preparándonos”.

De acuerdo a su percepción, “no nos damos cuenta que vivimos en una ciudad grande. Cuando intervenimos el centro, los vecinos nos dicen que no están en el centro. Están a cuator cuadras de la plaza y no sienten que están dentro del radio céntrico. O sea los que viven en la plaza Pinto están en el centro, los que viven en la calle Lynch están en el centro”.

La posibilidad de la ciudad de seguir expandiéndose se contrapone a la otra urbe importante a nivel regional: el Gran Concepción. “Allá es muy difícil construir, en todo el radio más cercano al centro es muy difícil, hay que habilitar terrenos porque tienen cerros. Por eso, la gente se está yendo a vivir a Chiguayante, Tomé o Hualqui. Eso abre a nosotros grandes posibilidades de crecimiento urbano y desarrollo inmobiliario”.

De esa perspectiva, insiste: “Tenemos que prepararnos para eso, los alcaldes tenemos que mirar el problema de hoy día, pero también tenemos que levantar la vista para dónde va el crecimiento de la ciudad, para tomar medidas hoy día.

– En el centro de la ciudad es poco lo que podemos hacer.

– Sí, se podría hacer pero sale carísimo. Claro porque significa expropiar, cambiar esto, tenemos que acomodar lo que hay hoy día.

Y nosotros lo que hemos tratado de hacer es que el centro sea más cómodo, más expedito, tenemos que cambiar algunas culturas como la de transportarse en auto hasta el mismo negocio. En una ciudad grande no funciona así, tenemos que promover la modernización de la locomoción colectiva, que la gente camine, use las bicicletas. Tenemos que generar esa cultura.

– ¿Y la idea de peatonalizar el centro?

– Las ciudades modernas van hacia allá, pero tenemos que sensibilizar a nuestras vecinas y vecinos que la ciudad va para allá. Durante el tema de la pandemia, nos adherimos a un programa del Ministerio de Transporte para ampliar un poco las veredas y que la gente tuviera más de comodidad para desplazarse a pie pero fue absolutamente mal entendido y no les gustó.

Me da la impresión que no le gustó a la gente que anda en auto, pero eso tenemos que conversar con nuestros ciudadanos para que ellos puedan ir comprendiendo que el auto no puede llegar a todos lados.

Uno de los elementos a trabajar es fortalecer la locomoción colectiva para tener ciertas certezas, como de que a las 7 de la mañana si estoy parado en un paradero y me dicen que la micro va a pasar a las 7.05, tenga la certeza que va a pasar a las 7.05.

– Y ojalá que sea un taxibús eléctrico…

– Con eso estamos soñando, tenemos el espacio. La ciudad de Los Ángeles, si bien es cierto es grande, todavía está catalogada dentro de las ciudades intermedias y en ese sentido tenemos que avanzar.

Lo otro es que también tenemos que tener claridad que es una de las pocas comunas que tienen tantas villas rurales en la periferia. Los vecinos y vecinas que viven ahí también quieren las comodidades de una ciudad, como el alcantarillado, a partir de lo construido, podemos empezar a soñar con calles pavimentadas, con mejores estándares. Entonces, la comuna tiene que pensar no solamente en la ciudad de Los Ángeles, sino también en sus localidades.

Como alcalde, y es mi responsabilidad de hacerlo, tengo que ver qué es lo que viene para adelante. En Los Ángeles nos vamos a convertir en un tiempo más en una zona metropolitana, como lo es Concepción con todas sus comunas satélites.

Ya hay indicadores de que en un tiempo más vamos a tener una administración metropolitana. Eso sucede porque desde Negrete, Nacimiento, Mulchén, Quilaco y otras comunas vienen a Los Ángeles a buscar servicios.

-Sí, porque los habitantes de las comunas de Biobío necesariamente confluyen acá… 

– Vienen a buscar educación, servicios en general, y no solamente la gente de nuestra propia provincia, también de Angol, Renaico, Collipulli que confluyen a Los Ángeles. Entonces, tenemos que preparar la ciudad para eso que es el gobierno metropolitano,

– ¿Y eso cómo se nota?

– Se lo voy a explicar con contar una anécdota. Un día vino el alcalde de Nacimiento a pedirme que no cambiara el tránsito de los buses interurbanos a la salida del terminal. Nosotros queríamos sacarlos más hacia la salida de la ciudad, que no se metieran al centro pero el alcalde me pidió que no lo hiciéramos. Me explicó que hay mucha gente de Nacimiento que viene a estudiar o a trabajar, y que sale en la noche.

Si haces que estas personas recorran seis o siete cuadras en la noche para ir a tomar el bus, se les va a complicar mucho. Ellos vienen a estudiar, a comprar, a comer, entonces dejan recursos en la comuna, se mueven en la actividad local y, por lo tanto, al momento de tomar decisiones, también tenemos que considerarlos.

-Desde el Gobierno Regional, el jefe de la División de Infraestructura, Oscar Ferrer, planteó la idea de un tren entre Los Ángeles – Concepción para tener opciones de conexión con la capial regional. ¿Qué le parece?

– Creo que a ferrocarriles también le seduce la idea. EFE está interesado en los tramos cortos, en fortalecerlos. Desde Laja hay mucha gente que se va hacia Concepción y también desde Los Ángeles.

Llegaríamos al centro de Concepción con una posibilidad de que pudiéramos arribar primero en buses a la estación de Santa Fe a trenes de muy buen estándar. Además, se construye la vía Los Ángeles – Angol y los indicadores y la experiencia me dicen que en cinco, ocho, diez años o no sé cuántos años, vamos a estar llenos de autos si no hay un cambio de cómo nos movilizamos.

Los jóvenes están mirando un auto porque es más fácil comprarse un auto que una casa. Por lo tanto, esto va seguir repitiéndose si no buscamos alternativa de transporte porque no habrá infraestructura que sostenga el crecimiento de vehículos. Es muy importante ver cómo entregamos a una opción de movilización hacia Concepción o hacia otro lugar.

Estuve con el ministro de Transportes y Telecomunicaciones y estuvimos hablando de una serie de cuestiones necesarias para el crecimiento de la ciudad. Él concordaba respecto de que si no cambiamos la forma de movilizarnos, en 20 años más el alcalde a cargo estará también hablando con el ministro de Transportes pidiéndole lo mismo: más avenidas, más avenidas.

– La gente necesita comprar auto, ni siquiera por lujo, ahora es un bien necesario, si no, no tienes cómo moverte.

– Y no solamente nos pasa con la gente que vive en la ciudad, también con nuestros vecinos de los sectores rurales. Mucha gente en los campos debe transportar a sus niños a los colegios, a los liceos y debe llevarlos en sus propios vehículos. Entonces, la carga de la ciudad con el número de vehículos es muy alta, no hay ciudad que pueda resistir a esa situación.

Por lo tanto, hay que dar alguna alternativa.

– Al final, es un tema que tiene que ver con la calidad de vida.

– Sí, tiene que ver con la calidad de vida de los nuestros vecinos y vecinas que también deben comprender donde están viviendo. No es Los Ángeles de hace 40 años, la población ha aumentado considerablemente, el número de vehículos ha aumentado. El año 2000 sacábamos la cuenta que eran 20 mil patentes. ..

– Y en 1988 se pagaron 5 mil patentes…

– Sí, y ahora se pagan más de 60 mil patentes… Y qué bueno que sea así, qué bueno que la gente tenga más comodidades, pero también debemos entender que estamos en una ciudad donde, por lo menos en su radio céntrico, es muy difícil hacerla crecer.

Lo otro importante es entender que los minutos de taco son en las mañanas, de las 7 hasta las 8.30 de la mañana. Después, entre la 1 y las 2 y después es tipo 6… pero todo el resto del día se puede mover sin inconvenientes. Los tacos son de 15 a 20 minutos y claro que causan una molestia porque hay que levantarse más temprano, pero no tenemos las congestiones de  horas y horas que suceden en Santiago o en Concepción. Si tú vas a San Pedro de la Paz, es una locura. 

Pero no tenemos que esperar a que nos pase eso, debemos tomar medidas luego para evitarlo. Y si queremos que Los Ángeles siga creciendo, debemos que tomar acciones pronto para que así invitemos a más personas a vivir acá y a desarrollar sus actividades familiares y económicas.

Los Ángeles es una de las comunas con el mejor clima de Chile, todavía podemos identificarlas por su estación del año. Usted va de Victoria hacia el sur y parece que hay dos estaciones, invierno – verano. Eso hay que aprovecharlo del punto de vista productivo y de realizar actividades al aire libre.

En definitiva, por lo menos para mí, creo en Los Ángeles tiene un tremendo potencial y tenemos que ser capaces de trabajar todos juntos para lograrlo.


  • Compartir:
lee nuestra edición impresa
etiquetas
283 añosFundaciónLos Ángeles
NEWSLETTER

opinión

lo más leído

NEWSLETTER
logo-ediciones-anterioes