sábado 14 de diciembre, 2019

noticias por comunas

suscríbete al newsletter

Crónica

La tradición campesina se proyecta al futuro gracias a los vecinos de Hijuelas Canteras

Organizada por la junta de vecinos local, con una muestra que incluyó música, gastronomía y artesanía, se celebró la sexta versión de esta fiesta que tiene como protagonista a la lana de oveja.


 Por Arturo Ledezma

Fiesta de la esquila 2019 grupo AL SONDE LAS ESPUELAS

La historia ocurrió así: Son las 12:00 horas del domingo 1 de diciembre, el día está soleado, la tarde ideal para escaparse de la monotonía y salir en busca de un panorama distinto. Abro el Facebook y veo el afiche de la Fiesta de la esquila. Tomo la mochila, salgo con destino Hijuelas Canteras, en la comuna de Quilleco.

De camino me encuentro con una familia que va de Los Ángeles a la fiesta. Les pido que me acerquen y nos vamos juntos conversando de que, a pesar de la tremenda crisis social y política que hay en Chile nosotros, arriba del auto y capeando el calor, estamos entrando a un paisaje que cualquiera podría definir como un oasis.

Son las 13:00 y ya estamos en la fiesta de la esquila.

LAS ACTIVIDADES

En el puntapié inicial participaron Jaime Quilodrán, alcalde de Quilleco, junto con el consejero regional Enrique Krause, la concejala Pamela Vial, el concejal Manuel González y, por supuesto, directivos y funcionarios municipales quienes dan vida y pulso a estas actividades sociales.

Una vez iniciada la jornada oficial, los asistentes pudieron estar en una de las fiestas que enorgullece a la comuna de Quilleco y que se realiza por sexto año en la hermosa localidad de Hijuelas Canteras.

Con un marco de público impresionante, y con un entorno natural que invita a desconectarse del mundo, el público disfrutó de las actividades.

Cabe señalar que la Fiesta de la esquila es un espectáculo familiar, colorido y necesario, en la cual el público no sólo puede desconectarse, sino además participar y bailar. Por eso no es raro ver abuelos, nietos, hijos, vecinos, pasando la tarde sentados en el pasto, o almorzando en las amplias mesas dispuestas por la organización.

En las actividades musicales destacó la presencia de excelentes bandas que, junto al folclore, dieron el pie para que los asistentes salieran con ganas de volver el próximo año.

LA ESQUILA

Joel Núñez, presidente de la junta de vecinos organizadora, comentó a La Tribuna que esta actividad no solamente es un orgullo para ellos como vecinos, sino que además pretende ser la manera en que actividades como la esquila, que es parte de nuestra tradición, sea transmitida a las nuevas generaciones para que así no muera. Al respecto señaló: “esto nació primero para mantener y acrecentar las tradiciones campesinas que estos momentos se están perdiendo. Es una forma de que la gente de la comunidad tenga donde vender sus productos y poder obtener alguna ganancia”.

Para ello se hicieron esquilas en vivo, junto al escenario, que no exclusivamente refrescó del sol a las reinas de la fiesta que son las ovejas, sino que además mostraron la tradición popular de la esquila al mismo tiempo que regalaron a los asistentes la oportunidad de participar de un remate, ya la lana fue inmediatamente subastada entre los asistentes quienes, con mucho entusiasmo, participaron de la puja.

APLAUSOS FINALES

Luego de que la música ranchera tocara sus últimos acordes, y cuando ya eran cerca de las 20:00 horas, los puestos de artesanía y comida típica empezaron a guardar sus cosas con la satisfacción de haber vendido sus productos y participado de una actividad que los conecta con otros públicos y otros mercados.

A esa hora también se va el alcalde, quien estuvo toda la jornada, y eso se aplaude. Y junto con las autoridades también la familia vuelve a sus casas dejando atrás una hermosa fiesta y una acogedora localidad a la que prometemos volver más veces al año y también en 2020 cuando se celebre una nueva fiesta de la esquila.

Newsletter

  • Compartir:

opinión

lo más leído

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes