martes 22 de octubre, 2019

noticias por comunas

EDICIÓN IMPRESA

Crónica

Pasajera acusa malos tratos de colectivero por querellarse en su contra

El tema involucra a una comerciante de 72 años y un conductor de la línea 2 de Septiembre de Los Ángeles, todo luego de un accidente ocurrido en 2015.


 Por JUAN PABLO VERGARA

02-08-2017_18-35-311__5.2

Marlene Illesca es una comerciante de 72 años que el 23 de octubre de 2015 resultó gravemente lesionada, producto de un accidente de tránsito en el que se vio envuelta al ir viajando junto con otros tres pasajeros en un taxi colectivo de la línea de 2 de Septiembre, en Los Ángeles.

El conductor del móvil, identificado como Álex Casanova, ese día colisionó con una camioneta en avenida Ricardo Vicuña a la altura de calle San Martín, aparentemente por no respetar una luz roja. A causa de ello, los pasajeros que llevaba, entre ellos Marlene, terminaron con diversas lesiones.

A un año y nueves meses del hecho, la comerciante se acercó a Diario La Tribuna para denunciar lo que a su juicio ha sido el injusto trato que ha seguido recibiendo del mismo chofer implicado en el accidente relatado.

Como usuaria habitual de los colectivos de la línea 2 de Septiembre, esta mujer contó que ha vuelto a viajar en más de oportunidad con el mismo conductor, sin recibir el mejor servicio por parte de él, aseguró, debido a que ella decidió interponer en su contra una querella por cuasidelito de lesiones graves.

Conversamos con su abogado, Néstor Saavedra, quien explicó que la acción persigue “la sanción penal, y subsecuentemente, la reparación de los daños. Ella tuvo muchos daños, especialmente, en el tema de sus audífonos, y dejó de atender un puesto de venta de artesanías”, comentó el profesional.

“Cada audífono vale más de un millón de pesos, son carísimos, y para su nivel económico es mucha pérdida”, subrayó el jurista sobre el perjuicio sufrido por su representada.

Diario La Tribuna acudió al terminal de la línea de taxis colectiva involucrada en el caso, accediendo a darnos una entrevista. Inicialmente, el presidente de la empresa, Francisco Rivas, reconoció estar al tanto de la denuncia y aclaró que en el caso particular de la pasajera Marlene Illescas y los otros accidentados el 2015, operó el seguro obligatorio “cubriendo todos los gastos que tenían que cubrir por ley”, aseguró.

Defendió, además, al conductor implicado en esta historia, contando que en más de una oportunidad han recibido a la mujer que interpuso la querella para atender a sus requerimientos e intentar llegar algún acuerdo, sin resultado alguno.

“Siempre, cuando hay alguna queja como en este caso puntual, se hace un sumario interno para ver qué responsabilidad tiene el chofer y qué sanciones hay que aplicarle de acuerdo a nuestro reglamento. En este caso se hizo y llegamos a que no había ninguna responsabilidad legal porque fue un accidente de tránsito, como puede pasar cualquier día”, declaró el dirigente.

El querellado también accedió a entregarnos su versión, corroborando lo dicho por el presidente de la línea en la que trabaja.

Ambas partes, Marlene Illescas y el conductor Álex Casanova, enfrentan una audiencia de juicio este 2 de agosto.

Newsletter

  • Compartir:
etiquetas
chofercolectiveroDenunciajuicioLos Ángelespasajera

opinión

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes