sábado 19 de octubre, 2019

noticias por comunas

EDICIÓN IMPRESA

Publicontenido

En Yumbel se desarrolla plan que busca restaurar y conservar plantas de araucarias del sur de Chile


 Por La Tribuna

11.1 ARAUCARIAS

Un proyecto emblemático es el que está desarrollando en conjunto el Instituto Forestal (INFOR), la Corporación Nacional Forestal (CONAF) y la empresa CMPC, quienes se unieron a fin de establecer una estrategia que permitiera salvar las araucarias, especie nativa de gran relevancia en la zona centro sur del país.

Se trata de la migración asistida, una iniciativa que –hasta la actualidad- se desarrolla en el vivero Carlos Douglas de CMPC, ubicado en las cercanías de la comuna de Yumbel. Semillas extraídas de más de 410 madres son las que permanecen al interior de este recinto, esperando alcanzar el tamaño necesario para ser trasplantadas en lugares donde crecen las araucarias y en sitios que, a futuro, contarán con las condiciones climáticas idóneas para el desarrollo de esta especie.

Estos ejemplares son producidos bajo invernaderos techados; al interior del recinto de CMPC pueden ser controlados y proteger la germinación de las plantas de araucarias.

Para ello, se utilizan bandejas plásticas. Dentro de éstas se coloca un sustrato que es corteza de pino compostada que, finalmente, se transforma en materia orgánica; ahí es donde se trata la semilla, se coloca en remojo y se espera a que germine y el proceso para ser plantada en otro lugar puede tardar cerca de un año.

El trabajo formalizado a través de un conveniopermite mantener las plantas durante 18 meses en el vivero Carlos Douglas, esperando que crezcan para llevarlas a un lugar que cumpla las condiciones ecológicas para su desarrollo.

Recordemos que desde el año 2016, una situación inusual comenzó a afectar el follaje de las araucarias emplazadas en localidades de la cordillera de Nahuelbuta; se trataba de necrosis en hojas y ramas, diagnóstico que ocasionó que algunas de estas especies murieran a consecuencia de lo mismo. Dicho escenario también se manifestó en plantaciones ubicadas en algunos sectores de la cordillera de Los Andes.

A raíz de ello, y como una forma de buscar una solución a un problema a largo plazo, es que se generó esta alianza que cumple un rol tanto ecológico como social, que tiene el árbol, considerando que la araucaria es el principal alimento del pueblo Pehuenche.

EXPERIENCIA ANTERIOR

Sabiendo la importancia que este árbol tienen en la calidad de vida de los habitantes donde crece, en junio de 2019 CMPC donó mil 500 araucarias a la Fundación Nahuelbuta, emplazada en la comuna de Contulmo, como parte de un programa que busca restaurar la cordillera que lleva el mismo nombre.

Se trata del piloto de un programa impulsado por el Gobierno Regional y mandatado por la Unión Europea; esta fundación, junto a la WWF, son parte de la ejecución de esta iniciativa. Serán 30 meses los que trabajarán en este plan, el cual considera varios predios en los que estas araucarias serán plantadas y que ya están debidamente identificados.

Son pequeños predios particulares, de personas que quieren hacerse parte de este proyecto al restituir algunas especies que se han ido perdiendo en el territorio: una de ellas, es la araucaria.

La importancia de restaurarlas radica justamente en que se encuentran fuertemente amenazadas y en peligro, registrándose una gran pérdida de especies jóvenes. Las plantas que llegaron a esta fundación son ejemplares de dos años, los que también provenían desde el vivero Carlos Douglas de CMPC.

Cabe hacer presente que la empresa forma parte de un plan nacional que busca recuperar esta especie; además, su compromiso también apunta a restaurar el bosque nativo hasta llegar una cifra que bordea las ocho mil hectáreas, de las cuales ya registra un avance significativo de más de mil que se están desarrollando en distintos puntos de la cordillera de Nahuelbuta y donde CMPC tiene patrimonio.

Newsletter

  • Compartir:

opinión

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes