suscríbete al boletín diario

Policial

Revelan que interno que se quemó a lo bonzo en Yumbel dejó carta denuncia

Alcaide del CFP de la comuna santuario, mantiene investigación para determinar circunstancias en que ocurrieron los hechos.


 Por La Tribuna

17-05-2016_19-31-51web-1

Antes de quemarse a lo bonzo, el interno que cumplía condena en el Centro de Detención Preventiva de Yumbel habría entregado una carta con una serie de petitorios en la que solicitaba mejores condiciones para él.

La información fue confirmada, primero, por familiares del reo y, posteriormente, por Gendarmería de Chile, desde donde sostuvieron que la carta fue entregada –íntegramente- junto a otros medios de prueba al Ministerio Público.

Asimismo, sostuvieron que ésta no precisa si tiene que ver con Gendarmería o con los tribunales, agregando que los elementos que figuran en la carta están planteados de manera muy ambigua.

Por  lo mismo, sería irresponsable entregar datos técnicos respecto a las demandas o petitorios que están expresados en ella y que resulta ser un elemento de análisis que le corresponde llevar adelante a la fiscalía.

Es más, sostuvieron que es tal el nivel de ambigüedad del escrito que no tendría ni si quiera fecha por lo que deberá ser analizado en profundidad por algún organismo especializado.

Mientras tanto, expresaron que sigue avanzando una investigación interna ordenada por el alcaide del CDP de Yumbel, capitán César Acuña, para determinar en qué circunstancias ocurrieron los hechos.

Sobre el estado de salud del reo, desde Gendarmería precisaron que permanece internado en la UCI del Complejo Asistencial “Dr. Víctor Ríos Ruiz” de Los Ángeles a la espera de ser trasladado a la posta central de Santiago, donde hay cupos para el tratamiento especializado para pacientes quemados con cobertura de plan Auge.

Datos recabados por La Tribuna con cercanos al hombre, indicarían que existió un petitorio en donde el reo habría solicitado una serie de elementos que estarían enfocados principalmente en el trato y beneficios que reciben los reclusos al interior del centro penitenciario. 

La entrega de cualquier beneficio está sujeta a la evaluación del Consejo Técnico, el que opera sobre la base de un reglamento.

Éste evalúa la conducta del interno y el tiempo mínimo de cumplimiento efectivo, además de otros elementos que dicen relación con su comportamiento, apresto laboral y educacional.

 

EL HECHO

El hecho ocurrió a eso de las 10:30 de la mañana del miércoles 11 de mayo pasado cuando, por causas que aún están siendo investigadas, C.A.H.M. se quemó a lo bonzo utilizando una botella de diluyente.

Tras rosear su ropa con el líquido inflamable, el hombre se dirigió hasta la guardia interna del centro penitenciario y en presencia de los funcionarios sacó un elemento de inicio y encendió sus vestimentas.

Rápidamente, personal que se encontraba en dichas dependencias le arrojaron elementos de sofocación y una manta water jel para contener las quemaduras del interno.

Posteriormente, se efectuaron las coordinaciones necesarias para que el reo fuera trasladado hasta el Hospital de Yumbel, desde donde lo llevaron hasta el recinto asistencial de Los Ángeles, donde permanece internado.

C.A.H.M. llevaba dos años recluido en el Centro de Detención Preventiva de Yumbel por los delitos de secuestro y robo con intimidación, tras ser condenado a una pena de 5 años y un día más 61 días por dichos delitos respectivamente.

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes