lee nuestro papel digital

Opinión

Tres preguntas al pasar


 Por Prof. Juan Manuel Bustamante Michel
Pedagogo Especialista en Gestión Tecnicopedagógica / Especialista en Supervisión Pedagógica Especialista en Métodos y Técnicas de Investigación Educacional

Profesor-Juan-Bustamante-M.-1-1

Situándonos sólo en el subsistema docente del sistema escuela y teniendo en cuenta que el quehacer del micro sistema docencia de aula no es en absoluto ajeno a las competencias y calidad de desempeño profesional que deben evidenciar los microsistemas docencia directiva y docencia técnico-pedagógica, ¿por qué los directores y jefes técnicos jamás han sido evaluados por agente educativo alguno (ni está en perspectiva que ello ocurra), a pesar de la existencia de tres vías de acción útiles a tal cometido – todas vigentes y en modo alguno excluyentes sobre el particular -, como son el Marco para la Buena Dirección y el Liderazgo Escolar, el Estatuto Docente (en sus Artículos 14° y 15°) y los Convenios de Gestión Directiva firmados por éstos con los Sostenedores, luego de ganar un concurso o de ser designados por los mismos?

Por otro lado, teniendo en cuenta que la estabilidad laboral de los docentes de aula, especialmente la de los docentes a contrata, depende de la evaluación que de su quehacer cotidiano llevan a cabo los directores y jefes técnicos año tras año – y esto, a mayor abundamiento, sin que en los establecimientos educativos existan “sistemas de evaluación y acompañamiento a la docencia en la enseñanza” (se entiende que ideados, generados, validados e instalados por los propios enseñantes -, y sobre todo pensando en que la referida evaluación representa un proceso complejo y experto que se realiza entre iguales (porque en un colegio sólo existen docentes que cumplen roles distintos, según el Estatuto Docente), que requiere, por antonomasia, de la mayor transparencia, objetividad y dominio posibles por parte de los evaluadores, ¿cómo entender que profesionales que nunca han dado cuenta de competencia y desempeño alguno, vayan por la emisión de juicios evaluativos (juicios de valor, para el caso) sobre quienes desarrollan el acto educativo, y que bien podrían redundar, por falta de experticia, en la mortalidad funcionaria de los enseñantes a su cargo; y peor aún, si está facultado, como todos sabemos, para recomendar la recontratación o no de un docente para otro año escolar?

Y, por último, teniendo en cuenta que los estándares para un mejor desempeño docente – directivo y técnico – pedagógico están claramente detallados en el “Marco para la Buena Dirección y el Liderazgo Escolar”, ¿por qué no dar lugar a la verificación de la calidad de desempeño que se está teniendo en esos dos ámbitos de la docencia con el objeto de cautelar la calidad de la enseñanza y de los aprendizajes de los estudiantes; y esto, con la puesta en acción de lo establecido en los Artículos 14°, inciso segundo, y 15°, inciso tercero, de la Ley 19.070 o Estatuto de los Profesionales de la Educación, donde se dispone que los docentes tendrán derecho, 1) a ser, sí o sí, consultados por los directores sobre sus desempeños en las diversas funciones que cumplimentan, sobre el de sus equipos de apoyo y sobre el funcionamiento general de los establecimientos que tienen a su cargo, así como 2) a evaluarlos sobre las mismas bases junto a los pares que les colaboran y el funcionamiento general de los centros educativos y sus diversas dimensiones y estamentos; y en especial pensando en que los estilos de liderazgo que se ejerzan al interior de dichos centros son de todas maneras determinantes en la proliferación de estereotipos docentes muchas veces inconvenientes para el desarrollo discente?

La evaluación de los equipos directivos y técnico pedagógicos – pensando en la homeostasis intrasistémica -es un imperativo de los tiempos y de la práctica de la educación, que no está librada al criterio o a la falta del mismo en la autoridad de que se trate. La evaluación directiva y técnico pedagógica, al final, es una necesidad que debería ser contemplada para el siguiente PADEM 2023.

 Prof. Juan Manuel Bustamante Michel, Pedagogo

Especialista en Gestión Tecnicopedagógica / Especialista en Supervisión Pedagógica

Especialista en Métodos y Técnicas de Investigación Educacional


  • Compartir:
lee nuestra edición impresa
NEWSLETTER

opinión

lo más leído

NEWSLETTER
logo-ediciones-anterioes