lee nuestro papel digital

Opinión

Consumo de alcohol y conducción responsable en Fiestas Patrias


 Por María José Espinoza Sanhueza. Docente Escuela de Enfermería Universidad Santo Tomás Los Ángeles

María José Espinoza, Enfermera, miembro del Colegio de Enfermeras y académica de la Universidad Santo Tomás Los Ángeles

En la actualidad es de conocimiento general que el consumo de alcohol es dañino para nuestra salud y que debe consumirse en forma moderada. Más aun en un mes especial como este, en donde estamos próximo a celebrar nuestras fiestas patrias, lo que es motivo de reuniones familiares, buena comida y alegrías, sin embargo, año a año, esta fecha se ve empañada por comportamientos que ponen en riesgo a las personas y su entorno, tiñendo de amargura esta celebración.

Según fue informado por las autoridades en el año 2021, durante los días de celebración de fiestas patrias, hubo 719 accidentes automovilísticos, en donde 586 de estos accidentes informaron heridos y se registraron 24 fallecidos, datos que se acompañan de 202 detenidos por conducir en completo estado de ebriedad y 70 por estar bajo los efectos de bebidas alcohólicas, siendo estas últimas conductas que ponen en riesgo no solo a aquellos que conducen bajo los efectos del alcohol, sino también a su entorno.

Es de total importancia poder desarrollar como sociedad y a nivel individual, estrategias que nos permitan evitar desenlaces negativos durante las celebraciones del mes de septiembre, una de ellas es favorecer el autocuidado individual y social, realizando acciones de prevención. Por lo anterior es que se invita a la comunidad a consumir alcohol de manera responsable a través de las siguientes estrategias: Conocer una medida estándar de consumo de alcohol, la que corresponde a 150 cc de una copa de vino, 350 cc de cerveza o 45 cc de destilado fuerte. Se invita a no consumir más de dos bebidas alcohólica por día y llevar un conteo de autoconsumo para no sobrepasar dicha meta. Es una excelente estrategia, consumir bebidas que no contengan alcohol entre una medida estándar de consumo y la siguiente, como también el no consumir alcohol con el estómago vacío. Finalmente es de suma importancia contar siempre con un conductor designado y no conducir si usted ha bebido alcohol. Las indicaciones anteriores deben ir siempre acompañadas de las recomendaciones estándar como el uso de cinturón de seguridad y el uso de sillas para menores de edad, prestar atención al momento de cruzar las calles y hacerlo solo con luz verde, no hablar por teléfono o fumar cuando va conduciendo, en viajes largos tomar descansos durante el viaje y respetar velocidades máximas. 

Como podemos ver, las conductas de autocuidado descritas son fáciles de considerar y no requieren de grandes esfuerzos por parte de las personas, solo requieren ser concientizadas por la comunidad para que puedan ser efectivas.

María José Espinoza Sanhueza

Docente Escuela de Enfermería

Universidad Santo Tomás Los Ángeles


  • Compartir:
lee nuestra edición impresa
NEWSLETTER

opinión

lo más leído

NEWSLETTER
logo-ediciones-anterioes