suscríbete al boletín diario

Opinión

Tips para trabajar correctamente desde el hogar


 Por La Tribuna

Teletrabajo

Como parte de las medidas de prevención del Covid-19, un número importante de empresas ha optado por el teletrabajo, una opción recomendable pero que aún no es del todo conocida ni por los trabajadores, ni por las compañías. Es por eso, que Mutual de Seguridad aconseja para avanzar en la migración al teletrabajo. Uno de ellos, es generar acuerdos correspondientes con los representantes formales de los trabajadores, a fin de buscar el consenso laboral necesario.

Realizar un compromiso productivo al interior de los equipos, en función de que la dinámica represente un win-win (beneficio) entre las partes.

Fijar la definición de metas diarias, semanales y mensuales, que deben ser medibles y alcanzables, para que esta nueva forma de trabajo se base en la confianza y satisfacción por alcanzar logros.  Aspectos que las empresas deben considerar para el teletrabajo:

Empatía, para entender las urgencias y desfases que genera la implementación de un nuevo sistema de coordinaciones remotas.

Capacidad de comunicarse efectivamente, debido a que desaparece el canal presencial, por lo que los mensajes deben ser breves, claros y entendibles por todo el equipo.

Distribución y seguimiento de las tareas de manera constante, pero no invirtiendo más energía que de forma presencial.

Disponerse como soporte para estandarizar las mínimas capacidades digitales del equipo (enseñar).

Liderar al grupo, con coordinaciones colectivas basadas en herramientas digitales, pero también mantener el contacto bipersonal para generar los espacios necesarios de confianza que salven las distancias físicas.

Entre las nueve claves que el trabajador debe tomar en cuenta para que el trabajo a distancia funcione están:

* Considerarlo un trabajo tan serio como el presencial. Lo más importante es que tú mismo te lo tomes en serio. Así pues, debes valorar este empleo como cualquier otro.

* Marcarse unos horarios y hábitos estrictos. Otra cuestión básica es establecer una rutina diaria. En este sentido, es recomendable poner el despertador con tiempo, ducharse y desayunar antes de empezar. Igual que si tuviéramos que salir de casa.

* Tener un espacio propio donde trabajar. Trabajar en el dormitorio o la cocina no es buena idea. El desorden o la asociación de ideas con otras obligaciones nos pueden desconcentrar.

* Mantener el contacto con los compañeros. Aunque no los veamos a diario, hay muchas maneras de tener una relación fluida con los compañeros: quedar para comer, hablar por las redes sociales, trabajar presencialmente algunos días, etcétera.

* Separar el ocio de las obligaciones laborales. El teletrabajo tiene el riesgo de volvernos adictos al mundo laboral. Aunque tengamos acceso al sistema de la empresa o al mail de trabajo, hay que saber separar las diversas parcelas de la vida.

* No llevar una vida sedentaria. Si trabajamos desde casa y además salimos poco a la calle, estamos expuestos a problemas de salud. Así pues, antes o después de trabajar, márcate como objetivo hacer ejercicio, hidratarte y alimentarte correctamente.

* Hacer pequeñas pausas para comer o estirar los músculos. Las contracturas pueden aparecer si estamos mucho rato en la misma posición. Igualmente, tenemos derecho a parar durante unos minutos para coger fuerzas.

* No consultar las redes sociales. Cuando trabajamos solos y desde casa, la tentación de consultar las redes sociales es mayor. Evítalas.

* Contar con el apoyo de quienes conviven con nosotros. La familia debe contribuir a respetar los espacios y a no molestar.

Mutual de Seguridad.

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes