martes 19 de noviembre, 2019

noticias por comunas

suscríbete al newsletter

Opinión

La educación en la ciudad del futuro cercano


 Por La Tribuna

Alejandro Mege Valdebenito.

El seminario “Avanzando hacia Los Ángeles 2030”, efectuado hace una semana en nuestra ciudad, resultó ser una importante actividad organizada por el Consejo Urbano de Los Ángeles, donde se dio a conocer el proyecto “Visión ciudad” que congregó a representantes de diversas instituciones públicas y privadas, junto a personas de la sociedad civil, entre ellas un interesante grupo de alumnos de la educación superior que se interiorizaron de la realidad y proyección de la ciudad donde estudian y en la que tengan  la  futurible (futuro posible si se dan las condiciones necesarias para que ocurra) posibilidad de ejercer sus respectivas profesiones y asumir su rol ciudadano.

Los expositores  ilustraron la materia con datos, estadísticas y experiencias que permitió a los asistentes formarse una idea clara de los caminos para alcanzar una ciudad activa, desarrollada, acogedora y de una mejor calidad de vida hacia el año 2030, tarea posible si toda la comunidad, pública y privada, se empeña en ello y donde cada ciudadano, junto con preguntarse ¿qué puede hacer la ciudad por mí?, preguntarse también, ¿qué puedo hacer yo por la ciudad?, ya que no podemos olvidar que las ciudades son el reflejo de las personas que viven, estudian y trabajan en ella, incluso de quienes las visitan.

Una iniciativa en el mismo sentido fue la presentación del proyecto municipal “Los Ángeles 2007” realizado en julio de 1997 por el entonces alcalde de la comuna Daniel Badilla Alegría, en el liceo “El Huertón”, donde tuvimos la oportunidad de exponer nuestra visión sobre el presente y futuro de la educación y otros intervinientes lo hicieron en las respectivas áreas de su competencia, con antecedentes y propuestas para el crecimiento y desarrollo de la ciudad y la comuna en el horizonte de los 10 años fijados por el proyecto.

¿Cuánto de lo propuesto se cumplió? Pensamos que bastante, si bien de lo logrado no se hizo, en su momento, una evaluación objetiva de lo alcanzado, lo que suele ocurrir cuando las iniciativas pierden continuidad o se les resta validez cuando traspasan los límites de la administración que las generó. Más aún, si alguien  estima que su gestión no tiene precedentes.

Es de esperar que la nueva iniciativa prospere y no cumpla igual destino.

En el espacio de tiempo proyectado para la ciudad a  que se aspira y se sueña tener para el año 2030, junto al análisis  de la educación que se tiene, todo proyecto de ciudad, junto con ser un proyecto de vida individual y comunitaria, de crecimiento y desarrollo es, principalmente, un proyecto de  educación formativa y ciudadana de lo que queremos ser como sociedad y de lo que deseamos y necesitamos para un futuro cercano del cual la única certeza que se tiene es su  permanente cambio.

Por su definición y naturaleza la educación tiene como una de sus funciones alcanzar igualdad, integración social, crecimiento, desarrollo y vinculación territorial, por lo que no se puede tener una atención distinta hacia la educación de los asentamientos poblacionales de los límites urbanos o fuera de ellos, como se hace con la educación que se imparte en el sector  central de la ciudad, de modo que el sistema educativo, público y privado, tenga igual  preocupación por la calidad de la educación que entrega en ellos, evitando el desplazamiento estudiantil lejos de sus hogares con todos los problemas asociados que ello conlleva.

La ciudad y la comuna de Los Ángeles serán, al año 2030, mejores lugares donde vivir y convivir; estudiar, trabajar, visitar y disfrutar, si así lo queremos.

+-**-+*

Newsletter

  • Compartir:

opinión

lo más leído

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes