suscríbete al boletín diario

Opinión

Agua para todos

Francisco Dupré, subgerente zonal Essbio.


 Por La Tribuna

21-03-2019_21-22-241__franciscoduppre.jpg

El Día Mundial del Agua que se celebra el 22 de marzo, es una oportunidad de reflexión, es una manera de llamar la atención y crear conciencia sobre un elemento fundamental para la vida humana y el medioambiente.

Este año, el tema propuesto por la Organización de Naciones Unidas (ONU) es "No dejar a nadie atrás" y busca reforzar el compromiso con el desarrollo sostenible y el acceso al agua potable y al saneamiento como "base para el disfrute de la vida y de todos los derechos humanos".

La ONU tiene buenas razones para elegir ese tema: estima que hay 2.100 millones de personas en el mundo que no tienen acceso al agua potable en sus hogares. También dice que una de cada cuatro escuelas primarias en todo el mundo carece de abastecimiento de agua potable.

Las empresas sanitarias chilenas trabajamos para que todos quienes viven en las áreas urbanas de nuestro país tengan acceso al agua potable, incluso en las situaciones más difíciles. Prestamos un servicio que es esencial para la salud y calidad de vida de nuestros clientes y para el desarrollo de las comunidades de las que formamos parte.

Hoy las ciudades chilenas cuentan con un suministro continuo de agua potable segura y de buena calidad. Mantener altos estándares de servicio requiere un esfuerzo constante, una planificación cuidadosa e inversiones importantes. El cambio climático y el crecimiento demográfico pondrán presión sobre los recursos hídricos y tendremos que aprender a convivir con una menor disponibilidad de agua estructural. Según la ONU, unos 4.000 millones de personas (casi dos tercios de la población mundial) padecen una escasez grave de agua durante al menos un mes al año.

Para asegurar que siga habiendo agua disponible para todos en el futuro, el esfuerzo tiene que ser compartido. Las sanitarias están implementado planes de eficiencia hídrica, de modo de asegurar el mejor uso de los recursos hídricos. Es importante también que cada persona en su hogar o lugar de trabajo contribuya con un consumo responsable del agua. La idea no es privarse, sino usar lo necesario.

Hay ocasiones en que el problema es de otro tipo. El actual marco regulatorio cuenta con un pilar solidario, que pone a disposición de las familias un subsidio de agua potable que cubre parte importante de la cuenta. Este subsidio es gestionado por las municipalidades y las postulaciones están abiertas todo el año. Además, Essbio ofrece a sus clientes una ayuda adicional a través del programa Essbio Contigo, dirigido a sus clientes más vulnerables.

Este mes del agua la empresa ha organizado distintas actividades, destacando en diversos niveles la importancia de este elemento, los riesgos que enfrenta y cómo debemos actuar para asegurar su cuidado y preservación en el futuro. Es tarea de todos

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes