suscríbete al boletín diario

Opinión

La gran vergüenza: no saldar la deuda histórica de los profesores

José Pérez Arriagada Diputado de la República


 Por La Tribuna

15-05-2016_19-28-18DiputadoJoséPérezArriagada-1

 Quiero que este proyecto […], llegue a la Presidenta de la República, porque parece que los proyectos de acuerdo no siempre tienen el destino que nosotros quisiéramos.

 

 No es primera vez que me refiero a la Deuda Histórica que el Estado tiene con los profesores de Chile; deuda que se originó por el incumplimiento de la Ley Nº 3.551 de 1981, que dispuso un reajuste del sueldo base al sector público, estableciendo en su artículo 40 una ‘asignación especial’ no imponible para el personal docente dependiente del Ministerio de Educación, cuando este traspasa el profesorado al municipio.

A principios de marzo de este año, presenté un nuevo proyecto de acuerdo que solicita a la Presidenta de la República Michelle Bachelet, que a través de los ministerios pertinentes, se concrete a la brevedad, el cumplimiento de la deuda histórica que el Estado tiene con los profesores de Chile, haciendo cumplir, además, el reconocimiento de las diversas instituciones políticas y jurídicas que se han manifestado a favor del profesorado.

Y fue el pasado martes 10 de mayo que por 97 votos a favor se aprobó el proyecto en sesión de la Cámara de Diputados.

Cuántas veces hemos hablado en este hemiciclo de la deuda histórica que el Estado tiene con los profesores. Cuántos maestros en Chile, que después de haber estudiado en la universidad y trabajado una vida entera, hoy día, tienen una pensión de 80, 90 o cien mil pesos; eso es una vergüenza nacional por eso reclamamos y exigimos que el Estado chileno, el Gobierno, se haga cargo de un compromiso que tiene con el Magisterio.

Esta situación llevó a una importante cantidad de maestros a demandar a sus comunas para que se reconociera el justo derecho a una indemnización compensatoria por el no pago de este reajuste salarial.

En agosto del año 2009, la Cámara de Diputados, aprobó por unanimidad la propuesta de solución elaborada por la Comisión Deudas Históricas de dicha Cámara de la cual fui partícipe, y que se formó a petición de la Presidenta Bachelet en su anterior período, solicitada a través del entonces ministro de Hacienda, Andrés Velasco, reconociendo la existencia de la Deuda Histórica con los profesores y comprometiéndose a buscar una solución. Sin embargo, a mayo de 2016, no se materializa ni se vislumbra un real resultado.

Como parlamentario, quiero que este proyecto que fue aprobado por unanimidad de la Cámara de Diputados, llegue a la Presidenta de la República, porque parece que los proyectos de acuerdo no siempre tienen el destino que nosotros quisiéramos y por lo general, nunca tienen la respuesta que esperamos. Los maestros de Chile no pueden seguir esperando, por que esta es una burla que se ha hecho con ellos y en esto todos tenemos responsabilidad, especialmente los gobiernos que hemos tenido durante nuestra Concertación y ahora Nueva Mayoría.

Pido que definitivamente abordemos este tema con seriedad, con nobleza y con altura de miras, porque no podemos tener a maestros que hoy día estén viviendo en la miseria, como consecuencia de sus pensiones que son realmente vergonzosas. Es un deber del Estado avanzar en esta materia, por que no es posible que sigamos esperando que alguien tome determinaciones, en circunstancias que hay un compromiso de este gobierno y debe asumir su responsabilidad.

Tal cono lo señalé anteriormente, la cruda realidad de los maestros y maestras se puede comprobar a través de sus pensiones, que no superan los ciento veinte mil pesos, para quienes trabajaron toda una vida y  formaron a generaciones completas y por hacer justicia a quienes murieron esperándola.

José Pérez Arriagada

Diputado de la República

 

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes