suscríbete al boletín diario

Opinión

Integración en Educación Superior

Eduardo Quinteros Rodríguez, Director de Asuntos Estudiantiles AIEP Concepción


 Por La Tribuna

eduardo-quinteros

En los últimos años Chile ha avanzado de gran manera en relación a la inclusión e integración en términos de acceso a la educación. En temas donde en los años 90 era casi impensado imaginar estudiantes con necesidades educativas especiales (NEE) terminando una carrera técnica o profesional, hoy ya es parte de una realidad y que no tiene nada de novedoso ni especial.

El poder potenciar que un estudiante matriculado presente NEE y luego de unos cuantos años haya tenido la posibilidad de terminar su carrera es una puerta gigantesca no sólo a su desarrollo profesional y personal, sino que también es un aporte inmenso a la lucha contra la desigualdad en nuestro país.

Las instituciones que se han atrevido a ofrecer una admisión universal e inclusiva cumplen este rol de formadores de oportunidades, lo que no significa que debamos confundirlos con fundaciones de beneficencia o cosas de ese estilo, muy por el contrario, son instituciones que asumen una responsabilidad con su comunidad y sus integrantes, ya que se comprometen a entregar las herramientas y mismos conocimiento de manera transversal a un grupo de estudiantes sin hacer mayores diferencias para que estos el día de mañana posean exactamente las mismas capacidades profesionales al momento de enfrentar una entrevista laboral o en su propio desempeño profesional.

Antiguamente, aunque no hace mucho en realidad, tener estudiantes con NEE presentaba casi un problema para las instituciones o, peor aún, muchas veces simplemente no tenían cabida y se dificultaba mucho su acceso al mundo educacional, tanto secundario como superior, y consecuencia de esto ni hablar de las dificultades para ingresar al mundo laboral, una vergüenza total. Sin embargo, hemos ido madurando en este tipo de temas y aportando a construir lo que incasablemente espero y por lo que trabajamos día a día: ese Chile más justo, que no nacerá de una discurso más o menos en política, ni de una nueva ley ni de terminar con el binominal, etc… Este Chile más justo se va a crear y fundar por los ciudadanos comunes y corrientes y por las instituciones que realmente aportan a este nuevo pensamiento, a esta maduración que, si bien no está completa sino que aún le falta bastante, está en camino a seguir mejorando.

La invitación es a las instituciones de educación en las plataformas que sea (CFT-IP-UES), a continuar aportando en el desarrollo permanente y responsable de nuestro país a través de las oportunidades y de la formación que estos puedan entregar a quienes cursan por sus instalaciones. No es un llamado a ser una fundación o ente de caridad, no confundir, ya que, además, quienes se comprometan en cursar por estas instituciones deben tener claro que ellos también asumen un compromiso, de aceptar la formación que ésta entrega para sus estudiantes, sin discriminar ni hacer diferencias y de continuar en el futuro con este aporte de manera permanente, replicando lo aprendido y contagiando el ánimo de tomar estas oportunidades al resto de la comunidad en el contexto que éste se encuentre.

Integración en Educación Superior algún día fue una propuesta, un ideal, hoy es una realidad de la cual cada vez más instituciones se atreven a desarrollar y donde el mayor beneficiado es nuestro país, el cual aporta a nuevas oportunidad y crecimiento mientras le da un duro golpe a la discriminación y desigualdad.

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes