lee nuestro papel digital

Ambiental

Crean gremio apícola para trabajar en conjunto las dificultades por las que atraviesa el sector

Desde la nueva agrupación, llamaron al Estado a reconocer la importancia de la apicultura para el crecimiento de la producción agrícola y la cadena alimentaria de todo el medioambiente.


 Por Jorge Guzmán B.

am 3 1306 (1)
250 apicultores de Biobío ya se han afiliado al ente, de un total de 800 socios a nivel nacional.

Voceros del recientemente formado Movimiento Nacional de Apicultores de Chile (Monachi A.G.), valoraron la creación del gremio como una respuesta frente a los problemas que aquejan a los trabajadores del rubro. Esto, en el marco de una reunión efectuada la semana pasada, en la cual se presentó a los voceros y la misión de la entidad, con el propósito de generar una sola voz que represente a los trabajadores apícolas a nivel nacional.

El presidente de la agrupación, Pedro Díaz, valoró la formación del movimiento gremial, indicando que “el 10 de junio de 2022 es un día histórico para todos los chilenos y chilenas, porque con esta fuerza apícola, estamos asegurando la alimentación de todos los chilenos”. Díaz indicó que “a nivel mundial hay una crisis alimentaria y hoy el Movimiento Nacional de Apicultores de Chile quiere plantearse como uno de los ejes estratégicos para asegurar las frutas, verduras y semillas para todo Chile”.

En tanto, el vicepresidente de Monachi A.G., Pedro Cuevas, dijo con motivo de la formación del cuerpo representativo de los trabajadores del rubro que “este es un día histórico a nivel nacional, ya que preocupados de los problemas alimentarios tanto del país como de nivel global, hemos creado este movimiento, con el único fin de que no falte la polinización en nuestras bases alimentarias del campo”.

Cuevas explicó que “las familias del país se alimentan de frutas, siendo la abeja el agente polinizador principal en Chile y sin ellas, que se están acabando por todos lados, la base alimentaria del país se verá críticamente afectada. Nuestra preocupación es mantener el país alimentado”.

RELEVAR LA ACTIVIDAD A NIVEL NACIONAL

El apicultor Mario Flores Molina, premio mundial a la invención apícola, escritor del libro “Sustentabilidad Apícola” y desarrollador genético de la apicultura, también se refirió a la creación de la reciente asociación, señalando que “estamos frente a un movimiento fundamental, que tiene una gran incidencia en la producción y aseguramiento de la alimentación de nuestro país”.

Explicó que la seguridad alimentaria de Chile “en cualquier momento puede estar en riesgo por la mortalidad de nuestras abejas y por la poca valoración del gremio. Este movimiento nacional que ha surgido del empresariado apícola pide este reconocimiento. De no ser así, se pone en riesgo a la producción de alimentos y podría también implicar otras acciones que tomen los apicultores, de no reconocerse la valorización de la prestación de servicios, así como otros puntos donde la participación del Estado será crucial para solucionar algunos problemas”, alertó.

Por su parte, el director de Monachi A.G, Mario Flores Chávez, explicó que “estamos llevando a cabo un movimiento nacional apícola que marca un hito en la historia de nuestro rubro y es importante, al concentrar la principal fuerza apícola del país”. Respecto a las aspiraciones del dirigente gremial con la formación del órgano representante, indicó que “esperamos que este movimiento pueda otorgar dignidad en la apicultura y pueda reconstituir la esencia del rubro, en cuanto al valor estratégico de este en las actividades agroalimentarias”.

Flores Chávez dijo que “actualmente y a nivel mundial se observa un notable deceso de las abejas, principal polinizador de los cultivos y semillas en el mundo”. El vocero de Movimiento Nacional de Apicultores de Chile hizo en la instancia “un llamado al Estado de Chile a reconocer la importancia del rol que cumplen las abejas, no solamente en el ámbito productivo humano, sino que en la cadena alimentaria en todo el medioambiente. Si desaparecen las abejas no solamente la producción agrícola desciende, encareciendo sus costos, sino que condena a otras especies a la destrucción”, declaró. 

LO QUE AQUEJA A LA APICULTURA

El director del ente gremial explicó a su vez que “una de nuestras aspiraciones es poder encadenar a otros rubros productivos que vayan en la misma sintonía que la de este movimiento”.

En esta línea, la secretaria de Monachi A.G., Iris Fernández, valoró la formación del gremio, indicando que “para mí es un orgullo ser partícipe de este movimiento apícola, ya que puedo representar al género femenino en una fuerza mayoritariamente masculina, sin hacer excepción al problema que tenemos hoy, que es la escasez apícola”.

Fernández llamó a los apicultores “a ser conscientes y educar al resto de la población sobre lo que significan las abejas hoy en día, así como el declive que hay en cuanto a su alimentación y cuánto nos puede afectar esa situación en el tiempo. Conforme vamos avanzando, todas las labores que desarrollamos se van haciendo más difíciles”, expuso. Según información entregada desde el ente gremial, en Biobío 250 apicultores ya se han inscrito como socios, de un total de 800 afiliados provenientes desde la IV región hasta Aysén.


  • Compartir:
lee nuestra edición impresa
etiquetas
apicultura chilegremio apicolagremio apicola chilemonachimonachi agmovimiento nacional de apicultores de chile
NEWSLETTER

opinión

lo más leído

NEWSLETTER
logo-ediciones-anterioes