lee nuestra edición impresa

Crónica Ciudadana

Cuestionan instalación de paradero en el paso Caliboro

Vecinos del sector acusan que su ubicación no permite visualizarlo correctamente debido a que se encuentra a un costado de un talud.


 Por Nicolás Muñoz

Paradero Litre

El paradero recientemente instalado en el paso Caliboro, fuera de ser un beneficio para la comunidad del sector El Litre, se ha transformado en un problema debido a que el ángulo de visión quedó obstruido para los vehículos que se dirigen desde el norte hacia el sur.

La construcción del refugio para la subida y bajada de pasajeros no es el problema, sino la ubicación cercana a un talud, el cual impide la correcta visualización cuando los vehículos transitan desde el norte por la carretera 5 Sur.

Jessica Barrientos, presidenta de la junta de vecinos de El Litre, explicó: “Nos dimos cuenta de esta situación cuando, en primera instancia, solicitamos la reposición de las áreas verdes alrededor del paradero y nuestra petición fue considerada. Sin embargo, ahí fue cuando don Guillermo Fuenzalida constató que el problema no era solo de paisajismo, sino de visibilidad”.

Guillermo Fuenzalida, vecino del sector, comentó que “antes de que sea inaugurado ya se registró un accidente de tránsito el 12 de septiembre de este año”. Por ello, la instalación genera preocupación en los afectados, quienes temen que se convierta en una zona particularmente peligrosa.

Asimismo, David Muñoz, presidente de la Corporación por el Desarrollo de los Saltos del Laja, comentó que “el proyecto consideró la construcción de un paradero en un terreno plano, situación que no concuerda con la ubicación real, la cual mantiene un talud a un costado”.

Recalcó que “al momento de transitar por la autopista, el refugio no se logra ver debido a que es una carretera de alta velocidad. En un principio estábamos todos felices por la construcción de este paradero que esperamos por años, sin embargo, por una clara falta de consideración de la participación ciudadana, terminó por ser un problema”.

La situación fue confirmada por Jessica Barrientos, quien agregó que “el paradero se empezó a hacer sin ninguna vinculación con la junta de vecinos”.

Por otra parte, la falta de visibilidad de la estructura genera otros problemas que colocan en peligro a los residentes y los vehículos.

“La gente, al no tener visión al esperar a los buses, se tiene que aproximar a la carretera, situación que se agrava considerando que en invierno se tendrá que resguardar de la lluvia y no podrá salir a ver su transporte. Esto sin contar el peligro que significa tener que acercarse a la vía”, enfatizó la presidenta de la junta de vecinos.

Posibles soluciones

Por el momento, los residentes plantean que una opción viable es desplazar el paradero algunos metros en dirección del tránsito, agrandando la distancia con el obstáculo visual. A su vez, consideran que modificar el corte en el talud permitirá abrir el ángulo de visión tanto para los pasajeros como para los choferes.

Por último, Jessica Barrientos aseguró que se han enviado constantes correos, desde el 9 de septiembre, solicitando la regularización de la situación, sin embargo, no han recibido una respuesta oficial.

Cabe indicar que los vecinos desconocen la concesionaria encargada de la obra.  No obstante, diario La Tribuna está realizando gestiones para conocer detalles del proyecto a través del Ministerio de Obras Públicas.

lee nuestra edición impresa

  • Compartir:
etiquetas
CrónicaparaderoPaso CaliboroSaltos del Laja

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes