viernes 28 de febrero, 2020

noticias por comunas

suscríbete al newsletter

Noticias

Las nuevas gestiones para empujar la apertura temporal del paso Pucón-Mahuida

Autoridad trasandina de Caviahue-Copahue se ha reunido en los últimos días con gobernantes de la provincia para que se habilite esta vía de comunicación que se sitúa en la comuna de Alto Biobío, a fin de lograr la habilitación temporal de circulación por el hito limítrofe.


 Por Juvenal Rivera

41, PuconMahuida 016

Solo 195 kilómetros separan a la ciudad de Los Ángeles de la localidad argentina de Caviahue-Copahue, considerada como uno de los mayores centros turísticos del otro lado de la cordillera por sus termas y canchas de esquí en la temporada de invierno.

Si bien la distancia parece abordable en un par de horas en automóvil, lo cierto es que si se quiere llegar a esa comuna trasandina, la única alternativa actual es viajar por Pino Hachado (región de La Araucanía) en una vuelta de 440 kilómetros de distancia y seis horas de recorrido.

Sin embargo, la opción más corta –y por la cual existe un camino perfectamente delimitado en toda su extensión– implica pasar por un hito fronterizo tan hermoso como poco conocido: Pucón-Mahuida.

Aunque la provincia de Biobío ha volcado sus esfuerzos en habilitar como paso fronterizo permanente el hito de Pichachén, situado en la comuna de Antuco, también existe la intención de ir avanzando desde ya en una alternativa que se ubica en Alto Biobío: el ya reseñado Pucón-Mahuida.

Al menos, así lo ha hecho por más de 20 años Rigoberto Ramírez, primer concejal y ex intendente de Caviahue-Copahue, cuyo propósito es incluir a Pucón-Mahuida dentro de las alternativas fronterizas entre la región del Biobío y la provincia de Neuquén.

Eso sí, lo primero que se apresura en aclarar es que “no somos competencia para Pichachén”, en el entendido de que está priorizado por los gobiernos de Chile y Argentina.

Sin embargo, su intención es que Pucón-Mahuida sea abierto de manera temporal en los meses de verano “y ahí vemos; si hay flujo de visitantes, se puede ampliar por más tiempo”.

Es que Ramírez rescata que la alternativa que promueve hoy tiene una “accesibilidad bastante importante”. Por lo mismo, hace notar que a pesar de que a dicha vía no se le hace mantenimiento hace muchos años, aún sigue siendo transitable: “Cuando me preguntan por la ruta, les digo que está excelente porque si en 40 años no se le ha hecho nada, y aún podemos ir y volver, es porque con poco se puede estabilizar bien ese trayecto”.

A su juicio, esta opción abre importantes posibilidades para desarrollar el turismo de la zona: “hay un tremendo potencial en el turismo, pero estamos perdiendo demasiado tiempo”. Porque a los atractivos de las localidades de Caviahue y Copahue –que tiene una población estable que no supera los mil habitantes, pero suma una capacidad hotelera de 3 mil camas–, se puede sumar la opción de que esos mismos turistas hagan dicha ruta para llegar al lado chileno, donde encontrarán no solo una belleza natural sobrecogedora, sino que pueden descubrir la enorme riqueza étnica debido a la presencia de las comunidades pehuenches.

Incluso, se puede seguir camino hasta Los Ángeles y las ciudades costeras de la región. Y lo mismo puede suceder para los chilenos que deseen arribar a esa zona sin hacer el trayecto de más de seis horas por Pino Hachado.

“La realidad es que la idiosincrasia, el pensamiento y la necesidad de integración y desarrollo hacen necesario y urgente incentivar esta industria sin chimenea que es el turismo”, insistió.

Para la autoridad trasandina, la habilitación del paso beneficiará a los habitantes de los territorios involucrados “porque el desarrollo les va a pasar por la puerta. Entonces, no tiene cómo no irle bien al que vende las chivitas, al que vende piñones o sopaipillas. El turismo tiene la particularidad de mover mucha plata y mover muchos puestos de trabajo”.

GESTIONES

Por lo pronto, Rigoberto Ramírez se ha reunido con autoridades de Alto Biobío y también con el gobernador Ignacio Fica, de quien destacó su buena predisposición para apoyar esta moción.

“Dijo que iba a pedir la apertura provisional ahora, ya, para realizar algunas actividades puntuales entre municipios, entre vecinos. La voluntad que él demostró para hacer ese tipo de cosas nos obliga también a nosotros a apurarnos más del otro lado”, señaló.

EN RECUADRO

Paso ancestral

El paso Pucón-Mahuida fue usado desde tiempos inmemoriales como una vía de comunicación habitual entre los grupos de pehuenches en ambos lados de la cordillera.

Pese al establecimiento de fronteras por la creación de los Estados chileno y argentino, esto mermó esa tradicional vinculación entre las familias indígenas que lo empleaban para el tráfico de sal y pieles.

Sin embargo, el cuasiconflicto bélico con Argentina, a fines de los años 70, sería el incidente geopolítico que cortó de manera rotunda la comunicación entre los territorios.

Recién a fines de los 90, con la consolidación del complejo turístico en Caviahue-Copahue en territorio trasandino, se volvió a mencionar esta alternativa terrestre que atraviesa bosques de robles, ñirres y araucarias.

A fines de la década pasada, con el recién creado municipio de Alto Biobío, la iniciativa tuvo un reimpulso que se reflejó en varios encuentros binacionales en el hito cordillerano.

EN RECUADRO

Sacando cuentas

Sacando cuentas de las distancias, desde Los Ángeles hasta la localidad de Ralco hay 95 kilómetros de camino asfaltado. Desde Ralco hasta el hito hay otros 90 kilómetros de un tramo de ripio al que se le hace mantenimiento solo en la mitad del trayecto. En la otra parte (desde Ralco Lepoy hacia el hito Pucón-Mahuida), el camino ya es más duro.

Sin embargo, solo en los últimos tres kilómetros se enfrenta la dificultad mayor de una cuesta con piedras de gran tamaño y cárcavas formadas por el escurrimiento de las aguas. Desde el hito hasta la localidad de Caviahue hay poco menos de nueve kilómetros de una ruta de ripio transitable.

Newsletter

  • Compartir:

opinión

lo más leído

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes