lee nuestro papel digital

Noticias

Polémica por construcción de moderno hotel turístico a la entrada de Quilaco

Hace varios meses que se puede ver una imponente construcción a la entrada de la comuna cordillerana, sin embargo, ésta se mantiene cerrada y con la expectativa de funcionamiento en el corto plazo por parte de su dueño.


 Por La Tribuna

05-09-2018_20-07-091__6.1.jpeg

Una confusa situación se observa en la comuna de Quilaco generada por la construcción de un moderno hotel ubicado en el acceso a la comuna y que su funcionamiento se encuentra detenido, ya que no cuenta con la patente municipal correspondiente para recibir pasajeros.

Según Alejandro Orrego, dueño de la infraestructura hotelera, su situación es muy complicada ya que “tengo esto desde hace meses cerrado, porque el municipio no me ha entregado un permiso provisorio para que mi hotel empiece a funcionar”.

Según lo expresado por Orrego, toda esta demora ha implicado costos extras que ha tenido que solventar desde su bolsillo.

Aduce que existe buena voluntad de parte del municipio, pero que a pesar de haber ingresado la carpeta para solicitar el permiso de edificación no ha obtenido una respuesta concreta en el municipio.

Hasta aquí la información es coherente con la situación, sin embargo, no es todo. Según investigó Diario La Tribuna, construcción del hotel no comenzó con todos los documentos en regla; por lo tanto, cada paso se ha vuelto una complicación.

Si bien es cierto, el ingreso de los antecedentes al municipio fue el 24 de julio 2016, ésta aparentemente no habría tenido todos los documentos necesarios siendo el más vital el llamado “cambio de uso de suelo” ya que la construcción se realizó en terrenos agrícolas y a pesar de la falta de ese documento, Alejandro Orrego comenzó la construcción de igual forma, lo que le valió cuantiosas multas e incluso orden de paralización de las obras por no contar con el permiso de edificación.

Nada de estos antecedentes son desconocidos para el propietario del hotel, sin embargo, él insiste que él no podía dejar sin trabajo a obreros y profesionales por eso se arriesgó a terminar y se dedicó a completar lentamente la carpeta para ser ingresada al municipio con todos los permisos obligatorios y además un estudio de la mecánica de suelo, que finalmente ni siquiera era requerido por la institución.

“Sacar ese documento me costó varios millones de pesos, lo hice, y además sostengo económicamente al personal que aún realiza trabajos menores en el hotel, todos los días recibo currículum y solicitudes de trabajo de parte de personas de Quilaco”, expresó Orrego.

VERSIÓN MUNICIPAL

El equipo periodístico de La Tribuna se trasladó hasta la comuna de Quilaco para saber la posición del director de Obras Municipales, y también el Administrador de la institución.

Al ingresar al municipio de Quilaco, inmediatamente se tuvo la posibilidad de conversar con el director de Obras Municipales, Roberto Paredes, quien explicó en detalle lo sucedido pero fuera de micrófono solicitando que cualquier consulta debía ser ingresada por el portal de transparencia.

No tuvo la misma actitud el administrador municipal, Bernes Toloza, quien accedió amablemente a explicar el caso y además comentó cuál es la política comunal respecto al turismo.

“Quilaco está buscando desarrollar el turismo como estrategia comunal, por lo tanto todas las inversiones privadas asociadas a los servicios turísticos son bienvenidas en la comuna, tanto el hotel que está desarrollando don Alejandro Orrego, como otros inversionistas en distintos lugares que han llevado adelante sus inversiones y ya están funcionando, nosotros queremos ser un facilitador de estas inversiones porque nos sirve como comuna generar empleo y crecimiento económico y eso es favorable”, declaró Toloza.

Sobre el caso del hotel, el administrador municipal manifestó “respecto a este caso en particular, como municipalidad siempre hemos tenido toda la voluntad de apoyar este emprendimiento, pero también como municipalidad tenemos que cumplir la ley y ni el alcalde, ni el administrador, ni el director de Obras pueden estar por sobre la ley y en este caso él comenzó al revés construyó primero el hotel y después se preocupó de los permisos”.

Toloza hace la descripción en detalle “nosotros nos encontramos recién hace un poco más de una semana con la primera carpeta que él ingresó, solicitando el permiso de edificación y el director de obras tiene un plazo que establece la ley para pronunciarse al respecto; una vez que tenga la autorización de ese permiso de edificación, nosotros podemos proceder a entregarle una patente provisoria mientras obtiene la recepción definitiva de las obras”.

Finalmente la autoridad municipal consignó claramente que “es lo que podemos informar como municipalidad, antes de esa fecha por más buena voluntad que tengamos no podemos firmar documentos en blanco, carpetas incompletas que en definitiva nunca se ingresaron formalmente al municipio”.

Respecto a la fecha mencionada se refiere a 30 días plazo.

lee nuestra edición impresa

  • Compartir:
NEWSLETTER

opinión

lo más leído

NEWSLETTER
logo-ediciones-anterioes