suscríbete al boletín diario

Los Ángeles

La justicia en Los Ángeles continúa trabajando arduamente ante el actual contexto de pandemia

Firmas electrónicas, recepción de documentos online y la participación de todos los intervinientes en una audiencia, simulan de cierta forma lo que se realiza en una sala presencial. Es así como el Poder Judicial se adapta al distanciamiento.


 Por Juan Villalobos

principal

Hoy en día vivimos un cambio trascendental a nivel laboral y social, al tener que enfrentarnos en su totalidad al trabajo, a distancia. Actualmente las herramientas tecnológicas han permitido en nuestro país, que órganos del Estado como el Poder Judicial, puedan trabajar casi con normalidad en algunos aspectos sustantivos. El uso de la firma electrónica, juicios de manera virtual y nuevos protocolos de actuación son parte del escenario que transita por estos días la justicia chilena.

Actualmente todos los participantes del contexto judicial deben usar medios electrónicos para todas las actuaciones, comunicaciones, notificaciones y diligencias, y deben permitirles a las partes de los procesos intervenir mediante medios digitales, evitando “formalidades presenciales innecesarias.

Diario La Tribuna conversó en exclusiva con Paola Schizano Pérez, jueza titular y presidenta del Comité de Jueces del Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Los Ángeles. Quien dio a conocer cómo ha sido el proceso que su tribunal ha llevado y cómo ha seguido trabajando arduamente ante el actual complejo escenario de pandemia.

¿Cómo ha sido el proceso de integrar de manera total, nuevas herramientas tecnológicas en el funcionamiento de audiencias y respecto a la labor judicial?

-Como antecedente la verdad es que a partir del 18 de marzo del 2020, comenzamos a teletrabajar en el Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Los Ángeles, y de forma simultánea también se comenzó en todos los tribunales del país. En este contexto no partimos desde cero, porque ya desde bastante tiempo se había implementado tecnologías al interior del Poder Judicial.

Por ejemplo, los tribunales de la Reforma Procesal Penal, como los de familia y laborales, por el sistema oral mediante el cual se desarrollan, necesitan la ayuda de sistemas tecnológicos, esto quiere decir grabar las audiencias y también para las firmas de las resoluciones las cuales se realizan a través de una plataforma digital. En este contexto las firmas se realizan de forma totalmente digital. Los abogados desde hace bastante tiempo también tramitan sus causas a través de la página del Poder Judicial y la oficina virtual que está disponible en nuestra página web. Por lo que ya no es necesario que acudan presencialmente a los edificios institucionales de cada tribunal. Pueden subir sus escritos a nuestra página e ir revisando el avance y las resoluciones que se van dictando.

También contamos con una herramienta que se llama escritorio remoto donde los jueces podíamos una vez que nos retirábamos desde nuestras labores presenciales en el tribunal, desde nuestras casas, revisar alguna causa, ya que muchas veces seguimos redactando nuestras sentencias y resoluciones, e inclusive es posible firmar de manera remota algunas resoluciones.

Por lo tanto, desde el 18 de marzo ahondamos aún más en el manejo remoto de la tramitación y el trabajo judicial aumentando el manejo de cada juez y funcionario judicial respecto al uso de las tecnologías a nuestro alcance. En general por lo menos en Los Ángeles utilizamos la plataforma Zoom, por lo beneficios que mantiene respecto a la cantidad de asistentes en una misma sesión y la posibilidad de recibir alguna documentación o reservar ciertas salas de manera privada dentro de una misma sesión que simulan de cierta forma lo que se realiza en una sala o en una audiencia al interior de un edificio.

Respecto al flujo de audiencias que se están realizando, ¿cómo se ha estado organizando la agenda judicial?

-El primer mes se reagendaron la totalidad de las audiencias de juicio oral que teníamos agendadas, porque los intervinientes en común acuerdo solicitaron que no se llevaran a efecto los juicios agendados en lo que restaba de marzo, abril e inclusive mayo y el tribunal accedió a ello tomando en cuenta que estaban dadas las condiciones. Sin embargo se llevaron a efecto otras audiencias que no eran de juicio por ejemplo las de control de detención, también se realizó una audiencia de determinación de pena, respecto de un juicio que se había llevado a cabo antes del periodo de excepción constitucional, pero que se había suspendido por el tribunal constitucional atendido un requerimiento planteado por la defensa, por lo tanto, se realizó hace poco y que tuvo que ver con la imposición de una pena y de cómo esta se iba a cumplir. El cual fue el primero en ser dictado por teleconferencia.   

¿Respecto a una proyección que involucre un eventual retorno a las actividades a futuro cómo está planificado, en Los Ángeles particularmente?

-Estamos organizados en estos momentos, en el contexto de la segunda etapa del estado de excepción constitucional, con un volumen de causas que es el mismo de marzo hasta junio. Ya que fueron reagendados por el acuerdo entre los intervinientes anteriormente mencionado. Se proyecta que el retorno no sea con la totalidad de funcionarios, por un tema de precaución sanitaria, lo más probable es que no coincida el término del estado de excepción constitucional con la erradicación total en nuestro país de la pandemia del coronavirus. Igualmente vamos a tener que implementar precauciones sanitarias, donde ya tenemos algunas como por ejemplo contamos con un pediluvio, para la desinfección del calzado, mascarillas para todos los funcionarios, protectores faciales también, dispensadores de alcohol gel, sanitización de los tótems donde concurren las personas y usuarios a declarar en el caso de las audiencias que así lo han exigido y el respectivo distanciamiento social. Manteniendo estas medidas sanitarias y con un retorno paulatino en el sentido que no van a volver todos los funcionarios, sino que se hará por turno éticos o también determinado por la autoridad a nivel central, probablemente no más de la mitad de funcionarios para que no estemos tantas personas en contacto en un mismo momento y también para prevenir.

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes