jueves 23 de mayo, 2019

noticias por comunas

EDICIÓN IMPRESA

Editorial

Eficiencia energética v/s costos

Leyla Bascur Contreras [email protected]


 Por LESLIA JORQUERA

08-03-2019_20-30-161__leylabascurcontreras..jpg

Una polémica que comenzó tibia y se desbordó en forma violenta, lo que desencadenó la urgente respuesta de las autoridades nacionales fue la que se suscitó a principios de esta semana al difundirse la noticia del cambio de medidores de luz y junto con ello que el financiamiento sería pagado por los usuarios del servicio.

La iniciativa es ley. Es decir, nosotros los usuarios estamos obligados a autorizar el cambio del medidor de luz análogo por el inteligente, situación que sumará a la boleta entre 200 a 300 pesos más de pago a fin de mes.

Según la autoridad nacional y regional de la cartera del Medio Ambiente, se resta de los cobros mensuales la lectura, es decir, arriendo del medidor, si el aparato falla es de responsabilidad de la compañía distribuidora cambiarlo o repararlo, entre otros puntos.

Obviamente el oficialismo ha defendido la situación, ante todo porque es una iniciativa de ley y además porque trae asociadas garantías que a largo plazo sumarían a la eficiencia energética en el consumo de cada hogar. Por ejemplo, saber al final del día en que momento gastamos más energía, o si existe un corte de luz saber dónde fue exactamente para evitar retrasos en la reconexión y también en caso de corte por no pago, al momento de realizar el pago se repondría automáticamente.

Además, según el seremi de Energía de Biobío Mauricio Henríquez, quien declaró enfática y claramente “los medidores inteligentes entregan la posibilidad de utilizar energía autogenerada (paneles solares) y venderla al sistema único central”. Es decir, la utilización de energía verde con inversión propia se vería reflejada en forma positiva a fin de mes en las cuentas de los hogares que tienen la posibilidad de contar con estas cuantiosas, pero efectivas inversiones. Se rescata la valentía de esta joven autoridad regional de recorrer la provincia explicando y evangelizando al respecto.

Aunque quedan muchos temas en la nebulosa, lo más importante es que se suman más gastos a la canasta familiar de fin de mes. Ese es el punto y no hay otro, no tenemos derecho a decidir si queremos el cambio o no, ya que como es ley no realizarlo tiene sanciones. No sabemos si estos medidores inteligentes funcionan sin error en la lectura, ¿cómo saberlo si no somos expertos?.

Algunos usuarios ya comenzaron a usar el sistema y señalan un aumento en la cuenta de la luz. Preocupante.

La indefensión como usuarios y como habitantes con que nos encontramos al final del día, en situaciones como ésta es aterradora. Nosotros votamos cada cierto tiempo para que representantes que nosotros elegimos nos “defiendan” o hablen por nosotros… a favor de nosotros y de nuestros intereses en el gran hemiciclo del Congreso donde se deberían aprobar leyes que nos favorezcan y respalden.

Nuevamente la clase media perjudicada sin pudor, y para que hablar del grupo vulnerable económicamente donde 200 o 300 pesos puede implicar el costear comida, traslado o una cuota del crédito de algún banco solidario que apoya el emprendimiento, base de la economía familiar.

Es imperativo que la clase política en términos transversales de una buena explicación al respecto, pero una que por alguna vez en la vida sea favorable a nosotros sus clientes más importantes: los votantes. 


  • Compartir:

opinión

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes