suscríbete al boletín diario

Editorial

Necesitamos la voz de las universidades

 Las instituciones de educación, son sin lugar a dudas una herramienta fundamental para lograr una mejor sociedad y su participación no puede estar en segundo plano.  


 Por La Tribuna

18-04-2018_20-27-361__1

Para que una sociedad crezca, se necesita del desarrollo, el crecimiento, las odiosas cifras económicas, de empleo, de productividad entre tantas otras.

 

Esto se traduce favorablemente en nuevas inversiones, proyectos públicos y privados que en definitiva, son mejoras a la calidad de vida de las personas.

 

Las autoridades hacen su esfuerzo por generar desde sus veredas políticas, los acuerdos por el progreso y los grandes proyectos que consideran necesarios. Eso está bien.

 

Ayer mencionábamos por ejemplo, la necesidad de reactivar el aeródromo, en una iniciativa a corto plazo.

 

Pero en cada una de estas medidas, pareciera que falta una voz muy relevante y es la que tiene que ver con el aporte que las instituciones de educación pueden hacer.

 

Sus académicos generalmente son de alto nivel, conocen la teoría de cada temática que abordan y su aporte profesional y técnico puede ser clave para generar proyectos más ordenados.

 

En nuestra provincia de Biobío, el crecimiento de las ciudades ha traído consigo, la presencia de varias prestigiosas instituciones de educación superior.

 

Por mencionar algunas, hoy tenemos en nuestra zona, la Universidad de Concepción, Santo Tomás, Inacap, Aiep, la UCSC, Instituto Virginio Gómez, Universidad de la República y Bolivariana, entre otras.

 

La transferencia de conocimientos que pueden realizar las entidades de educación superior al porvenir de la sociedad, es clave. Son por donde se les mire, una oportunidad.

 

Los alcaldes, las autoridades de gobierno y los rectores y directores de las instituciones deben redefinir el vínculo de estas entidades con la sociedad.

 

Esto no sólo permitirá un aporte profesional, sino que involucrará a los jóvenes cada vez más esquivos a ser parte activa de la sociedad civil.

 

Durante el verano, la Universidad del Desarrollo, junto a la Cámara Chilena de la Construcción y la municipalidad de Los Ángeles, realizaron una novedosa exposición de arquitectura. En ella los estudiantes ofrecían en sus tesis, mejoras para el desarrollo urbano de la ciudad.

 

Este es un ejemplo claro de lo que debería existir.

 

Como diario, estamos llanos a dar cobertura a toda aquella instancia que permita exhibir ideas en pro del desarrollo de la provincia y sus comunas.

 

Las instituciones de educación, son sin lugar a dudas una herramienta fundamental para lograr una mejor sociedad y su participación no puede estar en segundo plano.  

 

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes