suscríbete al boletín diario

Editorial

Krause demostró su liderazgo

 Krause sale en defensa de los ciudadanos ante la nula información institucional para abordar el tema. Puede que el ministerio aclare los puntos, pero ya es demasiado tarde. La sensación de haber actuado de espalda a la comunidad y sus autoridades, no puede volver a ocurrir. A mejorar los canales comunicacionales.


 Por La Tribuna

03-04-2018_19-55-371__1

Esteban Krause lleva varios años en política, sabe cómo funcionan las instituciones y dónde tiene que ir.

La semana pasada, fue el primero en levantar la voz por la acción inexplicable del Ministerio de Medio Ambiente, de retirar de la toma de razón de Contraloría (la última etapa del proyecto trabajado durante años) el Plan de Descontaminación Ambiental que se comenzaría a aplicar a partir de los próximos meses. Su declaración fue bastante dura: “nos dejaron solos”, le dijo al gobierno.

Su argumentos son totalmente válidos, ya que el primer gobierno de Sebastián Piñera, a poco de terminar, realizó en la gobernación provincial y con presencia de la ministra de Medio Ambiente de ese entonces, María Ignacia Benítez, la firma del decreto de zona saturada que era el punto de partida para abordar las emergencias ambientales. Pero ese documento no prosperó, quedó en el escritorio de La Moneda y por lo tanto, la ceremonia de ese entonces, no sirvió de nada.

Asumida la nueva administración, finalmente se firmó este decreto, se declaró que Los Ángeles tendría un Plan de Descontaminación y desde ahí se comenzó a trabajar de manera intensa y como política de Estado. Esto no es un tema político.

Finalmente, Krause sale en defensa de los ciudadanos ante la nula información institucional para abordar el tema. Puede que el ministerio aclare los puntos, pero ya es demasiado tarde. La sensación de haber actuado de espalda a la comunidad y sus autoridades, no puede volver a ocurrir. A mejorar los canales comunicacionales.

Este comportamiento de la autoridad, públicamente no la veíamos hace tiempo. Esa actitud confrontacional pero respetuosa de exigir que se cumplan los acuerdos, que lleguen los recursos para la ciudad. Ese liderazgo es el que queremos ver del jefe comunal, ya que independiente de las posturas políticas de la comunidad, su acción busca el bienestar de todos. Si este es el punto de partida de su nueva forma de administrar la comuna, va por muy buen camino.

Finalmente, habría sido un muy buen gesto que en Santiago, alguien hubiera recibido como corresponde al alcalde. Mal que mal, su voz representa las necesidades de una de las comunas que más respaldó al gobierno en las pasadas elecciones.

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes