sábado 14 de diciembre, 2019

noticias por comunas

suscríbete al newsletter

Editorial

A la chilena: Nueva Mayoría llegó a última hora al Servel

Tras los hechos, el oficialismo analizó la alternativa de llevar a cabo primarias convencionales sin presupuesto fiscal, organizadas y financiadas por los partidos políticos, algo que va en contra del objetivo de esta instancia, que busca darle transparencia a los procesos electorales.


 Por LESLIA JORQUERA

21-04-2016_21-17-201editorial.gif

Parte de la idiosincrasia del país es cumplir con los trámites el último día. Es cosa de ver, por ejemplo, el proceso de pago de permisos de circulación. Los días previos al cierre, muchas cajas están desocupadas a la espera que lleguen los conductores a pagar. Sin embargo, llega el plazo final, y las colas son interminables.

En política, donde los procedimientos deberían ajustarse a la normativa y donde se supone se sientan las bases de la sociedad, la situación no está para nada alejada de esta realidad.

Esta semana, la Nueva Mayoría, no logró inscribir a su sector en el proceso de primarias de cara a las elecciones municipales del próximo mes de octubre.

El plazo finalizaba el miércoles a las 23:59 del miércoles y, sin embargo, los dirigentes del conglomerado llegaron pasada la medianoche a las dependencias del organismo.

Tras los hechos, el oficialismo analizó la alternativa de llevar a cabo primarias convencionales sin presupuesto fiscal, organizadas y financiadas por los partidos políticos, algo que va en contra del objetivo de esta instancia, que busca darle transparencia a los procesos electorales.

Algunos se han defendido de esta situación debido a al duelo oficial a raíz de la muerte del ex mandatario Patricio Aylwin, y que eso gatilló que se postergara la concurrencia a las oficinas del Servel desde las 18 a las 21 horas. La causante principal, habría sido que la presidenta del partido socialista, Isabel Allende, no habría llegado en los horarios correspondientes.

Hoy, tras la polémica, han surgido voces que piden que se haga una Ley de Amnistía que permita al conglomerado poder inscribir sus candidatos. Algo similar a lo ocurrido durante el gobierno de Ricardo Lagos, donde la DC pasó por esta situación y, tras una reunión entre Pablo Longueira (UDI) y el presidente, se logró solucionar el problema.

Más allá de la solución que se logre, el hecho no es una anécdota y más bien representa una irresponsabilidad grande, no sólo de la administración de la Nueva Mayoría, sino que también del respeto que debe haber por la ciudadanía interesada de participar de los procesos electorales.

Finalmente, aun para empañar más lo ocurrido, se realizó una declaración que más tarde comenzó a ser desmentida por los partidos, que no se sentían reflejados en dichas palabras. Esto porque los partidos afectados apuntaron a acciones “arbitrarias e ilegales” del Servicio Electoral (Servel) que contribuyeron a que no pudieran inscribir sus candidaturas a primarias. Más que culpar a un servicio del Estado, deben admitir que hubo una falla.

 

Newsletter

  • Compartir:

opinión

lo más leído

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes