suscríbete al boletín diario

Editorial

Ruta a Cabrero: Conducir al filo de la muerte

No hay que ser un ingeniero experto para darse cuenta que la vía no es segura para un conductor promedio, acostumbrado a circular por pasajes y calles de ciudad en buen estado y sin mayores obstáculos.


 Por La Tribuna

17-08-2015_21-19-291-editorial.gif

 

No hay que ser un ingeniero experto para darse cuenta que la vía no es segura para un conductor promedio, acostumbrado a circular por pasajes y calles de ciudad en buen estado y sin mayores obstáculos.

 

Si ya en tiempos que la vía estaba sin proyectos y abandonada por los gobiernos, la ruta Q-50, era un verdadero riesgo para la ciudadanía, hoy la situación se ha multiplicado.

Las reparaciones de la carretera que une Concepción con Cabrero sin duda alguna que, para quienes circulan por ella, representa un peligro latente.

Se percibe por parte de la comunidad y así ha sido reflejado en diversas opiniones de lectores y otros medios de prensa que, las medidas de prevención de riesgo son deficientes. Esto porque hay una cantidad de tramos importantes donde es muy fácil que dos vehículos colisionen frontalmente.

En los últimos meses, lo más lamentable, es que menores de edad, en plena formación y desarrollo, con un mundo entero por delante, han perdido la vida debido a errores humanos, ya sea de los conductores o de las medidas de la ruta.

No hay que ser un ingeniero experto para darse cuenta que la vía no es segura para un conductor promedio, acostumbrado a circular por pasajes y calles de ciudad en buen estado y sin mayores obstáculos.

Si a eso se le suma la arenilla o suciedad de la calzada, sin duda alguna, que los efectos pueden ser fatales.

El día de ayer, una profesora de religión y una joven de 15 años, perdieron la vida en una tragedia en el sector de Tomeco, pero probablemente, no sea el último accidente que haya en esa vía.

La empresa concesionaria, no ha realizado una correcta campaña de concientización con los conductores para que eviten maniobras en la ruta. Es más, hay largos tramos que se encuentran ya pavimentados, demarcados y listos para usarse y sin embargo, se mantienen cerrados.

Hace falta una mayor información para la comunidad, no toda la labor se la debe tomar Carabineros de Chile o los municipios.

En este sentido cobra importancia la operatividad que puede realizar el Ministerio de Obras Públicas, para que, cuando diseñe nuevos proyectos, lo haga acompañado de los resguardos necesarios y exigencias internacionales de alto nivel en cuanto a la prevención de riesgos.

La provincia de Bío Bío no quiere más accidentes, ni más muertos en esa vía. En estos hechos se destruyen sueños y la vida de toda una familia, que jamás se recupera. Es hora de tomar conciencia y no sólo pensar en las obras y los recursos económicos. Parte de impacto en la comunidad también pasa por una correcta responsabilidad social que evite desgracias, como las acontecidas en los últimos meses.

Finalmente, los conductores deben también mantener la paciencia al volante. Muchos de los accidentes que ocurren son por adelantamiento debido a la alta presencia de camiones y por perder un minuto de su tiempo tras un vehículo de carga, pierden la vida en segundos.

 

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes