domingo 16 de junio, 2019

noticias por comunas

EDICIÓN IMPRESA

Economía

Fin de las bolsas plásticas: ¿Cómo se han adaptado los comerciantes?

Hasta la fecha, el municipio angelino no ha cursado multas por concepto de incumplimiento a la ley que regula la entrega de este material. Cabe destacar que hasta el 2020 la ley sólo afecta a las grandes cadenas de supermercados y retail.


 Por Marcela Vidal

8.1

Marcela Vidal Rebolledo y Marisel Venegas

[email protected]

Este año 2019, comenzó a regir una nueva ley, que prohíbe la entrega de estos implementos, prohibición que se hace extensiva a todo el territorio y que sitúa a nuestro país como uno de los primeros en Latinoamérica en sumarse a este importante avance ya que los desechos plásticos dañan considerablemente el medio ambiente y sus océanos.

Recordemos que antes de que esta ley comenzara a regir, existió un tiempo de marcha blanca, tiempo en que el comercio se fue adhiriendo voluntariamente a esta norma que señala que los municipios son los responsables de la fiscalización de la entrega de bolsas y que las multas que se cobren por este concepto irán en beneficio directo de las arcas municipales.

EL CASO DE LA CAPITAL PROVINCIAL

En el año 2016, la Municipalidad de Los Ángeles dio a conocer su nueva Ordenanza Municipal de Medio Ambiente, la que regiría entre otras cosas, la entrega de bolsas plásticas por parte del comercio en la comuna.

Esta ordenanza indica que el control de las bolsas se desarrollaría mediante una estrategia de sustitución, que sería implantada de manera progresiva, otorgando un plazo de 19 meses para que todo el comercio se adhiriera de forma voluntaria. Fue a partir del 1 de enero de 2018 que la ordenanza municipal señala que ya no se podrían entregar bolsas en la comuna de Los Ángeles. ¿Qué ocurre desde ese entonces y a casi un año y medio de la prohibición?

Desde la Dirección de Medio Ambiente de la Municipalidad de Los Ángeles indicaron que, desde que se instauró la ordenanza en el año 2016, el municipio realizó difusión de ella, educación en los colegios, charlas en las universidades y en general acciones que educaran a la población para lo que se venía, que era la prohibición total de la entrega de bolsas. También se esperó que el comercio fuese de a poco adhiriendo a la normativa. Además, indicaron que a partir de que la ley que prohíbe la entrega de bolsas comenzó a regir, ellos como municipalidad se gobiernan por ella, dejando atrás la ordenanza, porque la ley está por encima de la norma municipal.

Quedó establecido para los grandes retails, como Almacenes Paris, Falabella, Ripley y las cadenas de supermercados que no pueden entregar bolsas, y que si lo hacen serán sancionados con una multa. “Los que quedaron fuera hasta el año 2020 fueron el comercio pequeño y las microempresas. Ellos pueden entregar bolsas, pero un máximo de 2 unidades” indicó la encargada de Medio Ambiente Municipal, Jasmín Bastidas. Cabe destacar que la profesional indicó que hasta la fecha no se ha cursado ninguna multa por concepto de incumplimiento de la ley, y que en general el retail y las cadenas de supermercados han cumplido con no entregar bolsas plásticas, lo que ella calificó como una conducta positiva. 

Jasmín Bastidas hizo hincapié en que la ciudadanía denuncie situaciones anómalas y que vayan en contra de la ley, señalando que si alguien presencia la entrega –en retails y supermercados- de bolsas plásticas, puede denunciar esta mala conducta y si lo hace, ojalá sea con un respaldo como una fotografía, porque ellos como unidad están llanos a recibir denuncias de la ciudadanía.

Hace aproximadamente un año, fue implementada en la ciudad de Los Ángeles, la normativa que prohibía el uso de bolsas plásticas en todos los establecimientos comerciales a nivel nacional. Hecho que ha llevado a gran por parte de los ciudadanos a acostumbrarse a comprar la bolsa.

OPINIÓN DE LOS VENDEDORES

Sobre esta iniciativa, comerciantes del rubro consideran que están realizando una buena labor por el planeta y además generan ganancias comerciales.

José Cruces, quien tiene un comercio en el centro, comentó que no ha sido difícil el cambio porque muchos ya lo han visto en Santiago, donde se implementó masivamente. “Prefieren llevar su bolsa, algunas vienen específicamente a esto y tenemos a 500 las bolsas comunes y personalizadas entre tres a 5 cinco días cuando quieren algo particular, no es difícil porque mantenemos la tecnología para prepararlas, nos encontramos en el local 463, del centro comercial Ronald Ram”, explicó el vendedor.

Raúl Pérez comentó que se encuentran también en el paseo Ronald Ram y que “sacaron las bolsas porque muchos animales mueren por ello, y creemos que las reutilizables las personas le encuentran mayor valor. Creemos que es buena la impresión”.

Judith Gutiérrez y su esposo hace 50 años tienen un kiosco en calle Colón, donde muchas personas llegan a comprar estos implementos. “Nos adecuamos a esta normativa, respondiendo a ley y tomamos la iniciativa para costear un refugio de animalitos que tenemos camino a Pedregal”, comentó Judith.


La mayoría de los compradores de bolsas llegan con los productos en la mano, cuentan los comerciantes.

“La recepción es buena se venden y cuando quitaron las bolsas fue un “boom,” las personas llegan con las cosas en las manos, todos compran porque son necesarias, para carne sobre todo, para los hombres, hace tres meses, un venezolano nos hace estas bolsas y nosotros se las compramos de manera relativa, en quincena y fin de mes, es una ayuda para todos y tienen un costo de 300 pesos”, expresó.

“Para nosotros es un ingreso para costear nuestro amor para las mascotas, pero es relativo, porque a veces los animalitos se enferman y tenemos que ahorrar mucho más, son 70 en total”, cerró.


  • Compartir:
etiquetas
Bolsas plásticasMedio AmbienteRonald Ram

opinión

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes