jueves 20 de junio, 2019

noticias por comunas

EDICIÓN IMPRESA

Economía

Llaman a tomar conciencia y cuidar las abejas

Plantean que la realidad de estos insectos no está restringida única y exclusivamente a los apicultores, sino que debe ser asumida por todos.


 Por Benjamín Ahumada

05-04-2019_22-37-221__1abejas.jpg

Sin abejas el mundo duraría cuatro años, aseguraba Einstein, cita que en esta ocasión rescata el médico veterinario Alex Arancibia, secretario del Rotary Club Los Ángeles, entidad que dio inicio en la ciudad al proyecto “Rotabbe”, que busca generar conciencia sobre la importancia de conocer y cuidar a las abejas.

Actualmente las abejas presentan una drástica disminución alrededor del mundo y las causas son variadas: la sequía, el cambio climático y el uso de agroquímicos y pesticidas, asunto preocupante si se considera que cumplen un rol fundamental en el ecosistema al ser polinizadoras de muchas flores y especies vegetales

La población de abejas mieleras ha bajado a la mitad en el mundo, condición que debe ser asumida con urgencia, plantea el Rotary Club Los Ángeles, que presentó el proyecto aprobado para Los Ángeles y que definen como pequeño, valioso, sostenible y absolutamente replicable.

La entidad, con 92 años de existencia, ha abordado diferentes realidades y problemáticas, pero “en el ámbito del medio ambiente, poco hemos colaborado y surge la inquietud del presidente actual de nuestro club, Juan Miguel Carrillo Águila, de abocarnos a dicha realidad de manera innovadora”.

“La problemática de las abejas es una tarea mundial. Diario La Tribuna permanentemente nos informa sobre la realidad local”, destacó Arancibia, al acotar que en Rotary Internacional casi no hay experiencia con las abejas ni en protección ni en fomento de la producción apícola.

ROTABEE

A comienzos de este año se obtuvo aprobación para desarrollar un proyecto a través de un concurso que realizó la Gobernación Rotaria de nuestro distrito, al que se denominó Rotabee, que intentará sensibilizar a la comunidad sobre el conocimiento y el cuidado de las abejas.

La iniciativa comenzará con un concurso de muralismo y afiches digitales, el que se extenderá hasta el próximo 31 de mayo con premios y diplomas a los participantes. “Invitamos a niños, jóvenes y adultos a participar. A las unidades educativas, jardines infantiles, hogares de menores y agrupaciones juveniles, a motivar a sus integrantes. A organizaciones sociales y gremiales, a difundir la acción. A las instituciones del Estado, a las empresas apícolas y del sector agropecuario, a apoyarnos con recursos para desarrollar este y otros proyectos que tenemos en carpeta”, planteó el secretario del Rotary.

Agregó que se trata de generar conciencia y actuar, porque si las abejas desaparecieran del mundo, la especie humana desaparecería semanas después. “Esto es así. Es verídico, en relación a que las abejas forman parte de la cadena alimentaria y de los procesos de polinización asociados en gran medida al tema apícola. Por lo tanto, se generarían problemas agroalimentarios bastante serios”.

LOS AGROQUÍMICOS

El médico veterinario angelino señala que el tema de las abejas es complejo y multifactorial. “Es conocido el efecto de agroquímicos, de las enfermedades que afectan a las colmenas a consecuencia de la varroa, loque americana y la contaminación ambiental en general, que repercute sobre la población de abejas a nivel mundial, y Los Ángeles no escapa de esa realidad”, dijo.

Según un estudio de la FAO, en Chile el 75% de los cultivos frutícolas podría verse impactado en rendimiento y calidad de la cosecha a diferentes niveles por ausencia de polinización. 

En Chile se estima que hay entre 600 mil y 800 mil colmenas distribuidas a lo largo de todo el territorio, mientras que los agricultores, principalmente de frutas y semillas, necesitan alrededor de 1 millón 327 mil 070 “casas” de abejas.

ALIADAS DE LA AGRICULTURA

El problema de las abejas también es un asunto humanitario. “El Rotary tiene el deber de colaborar. No se requiere ser apicultor para ello, sino tener una actitud social y encauzarla dentro de una organización. Es una buena forma para actuar en proyectos de gran impacto en nuestra comunidad, por lo que invito a la comunidad a sumarse y participar”, dijo Arancibia, al destacar que se trata de dar un primer paso en un proceso cultural que implica modificar conductas.

Respecto del concurso, explicó que se pude participar a través de la pintura, murales, afiches digitales. “También se pueden sumar facilitando panderetas, muros u otros espacios. Se trata de generar conciencia no solo en Los Ángeles sino en el mundo”, sostuvo Alex Arancibia en representación del Rotary Club Los Ángeles. 


  • Compartir:

opinión

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes