suscríbete al boletín diario

Economía

En Los Ángeles se focalizarán programas para erradicar el trabajo infantil

La entidad iniciará trabajos educativos hacia los profesores para que sean ellos quienes detecten casos de trabajo en menores. La idea es evitar la deserción escolar, propiciando el buen uso del tiempo libre desde las escuelas.


 Por La Tribuna

25-05-2016_19-11-395.1-1

La Mesa Regional para la Erradicación del Trabajo Infantil decidió focalizar Los Ángeles, entre otras ciudades, su labor en el marco de la aplicación de la estrategia regional para terminar con las formas ilegales de este trabajo de niños y adolescentes.

La decisión fue tomada en la sesión de la mesa técnica, que reunió a 17 representantes de entidades estatales, sindicales y de corporaciones y fundaciones.

De esta manera, comienza a aplicarse uno de los ejes estratégicos regionales, el que considera focalizar las intervenciones en la región identificando una comuna vulnerable por provincia para definir e implementar un protocolo de trabajo con municipios para la detección y erradicación del trabajo infantil.

Allí se deberán realizar acciones relacionadas con los otros ejes, que son proveer alternativas para el uso del tiempo libre a los niños y adolescentes, crear estrategias comunicacionales, difundir conocimiento relativo al trabajo infantil y capacitar en derechos del niño.

A la sesión de la mesa asistieron representantes de fundación Integra, Dirección del Trabajo, municipalidad de Talcahuano, Carabineros, Policía De Investigaciones, Seremi de Educación, Seremi de Justicia y Programa Pie Ayen de la Vicaría de la Pastoral Social.

La seremi del Trabajo y Previsión Social, Victoria Fariña, destacó la importancia de la labor que debe desarrollar esta mesa, debido a que “es fundamental terminar con los niños, niñas y adolescentes que trabajan, quienes dejan de lado las necesidades individual y social de que jueguen y se eduquen”.

En la ocasión, la autoridad también valoró la incorporación de nuevas entidades a la mesa, específicamente de la Confederación Nacional Sindical Campesina del Agro y de los pueblos originarios Ránquil, la Seremi de Salud, el Sindicato Walmart, Seremi de Desarrollo Social y el Consejo Nacional de la Infancia.

Los criterios para definir las comunas fueron la cantidad de población comunal, el número de niños y adolescentes que han desertado de la educación formal, el porcentaje de pobreza comunal, la necesidad de conocer realidades comunales distintas dentro de la región, lugares centrales para reproducir la labor al resto de cada provincia y el conocimiento específico acerca de grupos de niños que trabajan en determinadas áreas productivas.

Respecto de las primeras tareas, se comenzará con el eje estratégico “Educación de la Política Nacional de Erradicación del Trabajo Infantil”, específicamente con capacitaciones y difusión hacia los profesores del sistema escolar.

La idea es que ellos sean parte de las necesidades de detección de trabajo infantil, a partir de la deserción y el ausentismo escolares, entre otros factores que permiten pesquisar este problema.

Esta necesidad de detección se fundamenta en que, en muchos casos, no se denuncia el trabajo infantil, debido a que es considerado positivo en el desarrollo de los niños y adolescentes, permite que los menores no queden solos en la casa o porque apoyan las tareas de aseo o cuidado dentro del hogar, entre otras razones. Sin embargo, la propia política nacional aclara que el trabajo infantil es negativo porque reduce el rendimiento escolar, es afectado el desarrollo físico, mental y/o moral y se vulnera su derecho a la protección, la educación y a tener tiempos de ocio y esparcimiento.

Además de Los Ángeles, también se verán beneficiadas Coihueco, Cañete y Coronel.

Especial Coronavirus

  • Compartir:
etiquetas
La TribunaLos Ángelesmesa de trabajoSeremiTrabajo infantil

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes