suscríbete al boletín diario

Destacados

Paso a paso avanza construcción de carretera asfaltada entre Nacimiento y Curanilahue

El próximo año se pavimentarán nueve kilómetros, que se sumarán a los 17 kms ya están asfaltados entre ambas comunas. Aunque solo quedarían 25 kilómetros pendientes (del total de 50), seremi de Obras Públicas reconoció que se trata del tramo más complicado por su abrupta geografía.


 Por Juvenal Rivera

91, camino Nacimiento Curanilahue

El distrito 21 lo integran las provincias de Biobío y de Arauco. Entre ambos territorios suman más de medio millón de habitantes que eligen a cinco representantes en la Cámara de Diputados.

Sin embargo, se produce una curiosa singularidad: aunque ambos territorios están unidos a través de la Cordillera de Nahuelbuta, no cuentan con ninguna vía de comunicación directa y expedita.

Eso se trasunta es que no existe una carretera para unir Los Ángeles con Lebu (las dos cabeceras provinciales).  Las opciones de unión implican pasar por dos provincias distintas, en un largo viaje de más de tres horas en cualquiera de las alternativas.

El camino más corto implica viajar poco más de 210 kilómetros, ingresando por la provincia de Malleco (Renaico, Angol, Los Sauces y Purén), atravesando la cordillera de Nahuelbuta hasta recién ahí alcanzar a Contulmo, Cañete y finalmente Lebu.

Una opción distinta y más larga (250 km) es tomar la Ruta de la Madera (Nacimiento- Santa Juana) hasta empalmar por El Patagual con la variante a Coronel y de ahí continuar rumbo a Lebu atravesando Lota, Arauco y Curanilahue.

De ahí que una vía de comunicación directa y expedita entre ambas provincias sea un anhelo de muy larga data. De hecho, existe una vía de poco más de 50 kilómetros entre Nacimiento y Curanilahue que reduciría los tiempos de viaje a un par de horas y con poco más de 150 kilómetros para recorrer entre ambas cabeceras provinciales.

Al respecto, el secretario regional ministerial de Obras Públicas, Daniel Escobar, reconoció que la ruta entre Nacimiento y Curanilahue “es un anhelo de ambas provincias porque es una alternativa para no dar la vuelta larga”.

La autoridad aseguró que no se trata solo de una muy buena opción desde el punto de vista productivo, sino que también es relevante para comunicar a los habitantes de ambos territorios.

A PASO LENTO

Por lo pronto, ya se han pavimentado 17 kilómetros desde ambos extremos (11 desde Curanilahue y seis desde Nacimiento). Para el próximo año, el Ministerio de Obras Públicas tiene planificada la pavimentación de nueve kilómetros, también desde Nacimiento.

La materialización de ese último tramo implica que prácticamente la mitad de la ruta entre ambas comunas tendrá su flamante carpeta asfáltica. “Con 25 kilómetros, ya vamos achicando el problema”, reconoció Escobar.

Sin embargo, la autoridad sostuvo que de ahí en adelante viene el desafío mayor: superar las intrincadas quebradas de las más altas cumbres de la Cordillera de Nahuelbuta, particularmente en lo que corresponde a la comuna de Curanilahue.

“Es un tramo que requiere más tiempo para desarrollarlo. Hemos avanzando en los tramos que han significado un desafío pero no tan grande como los que vienen. El lado por Curanilahue tiene unas quebrabas bastante más pronunciadas que implican una obra bastante mayor en que el costo por kilómetro supera los mil millones de pesos”, explicó el seremi.

Sin embargo, insistió en que “la conexión de estas dos provincias es clave para la actividad productiva. Son dos provincias que no están conectadas entre sí pero sí lo están desde el punto de vista productivo. Tienen una vinculación económica importante pero no física, no por carretera”.

De ahí que su materialización “va a permitir que la actividad productiva pueda reducir los tiempos de manera considerable y le va a permitir a las personas que viven en los sectores involucrados, tener una alternativa que no implique un viaje de tres horas para circunvalar la región”.

Especial Coronavirus

  • Compartir:

opinión

lo más leído

logo-ediciones-anterioes