domingo 29 de marzo, 2020

noticias por comunas

suscríbete al newsletter

Destacados

Alcalde de Alto Biobío desestima propuesta de habilitar pasos fronterizos por su territorio

A juicio del jefe comunal cordillerano, lo primero es enfrentar los grandes desafíos del territorio en materia de aguas, tierras, electrificación, salud y educación antes de derivar en la habilitación de hitos limítrofes


 Por Juvenal Rivera

Lonquimay-85-k

El alcalde de Alto Biobío, Nivaldo Piñaleo, echó por tierra la idea de habilitar de manera temporal los pasos fronterizos de Copahue y de Pucón Mahuida, situados en esa comuna cordillerana. El jefe comunal afirmó que lo prioritario es resolver los temas más urgentes del territorio, como las reclamaciones de tierras, de agua y electrificación, entre otros, antes de trabajar en ese tipo de iniciativas.
De esta forma, Piñaleo desestimó la propuesta de autoridades trasandinas para que los hitos limítrofes situados por el cajón del Queuco y del Biobío, respectivamente, se pudieran emplear para el tránsito de personas, especialmente de turistas en la temporada de verano.
El principal promotor de esta iniciativa es el ex intendente (alcalde) y actual primer concejal de la turística localidad trasandina de Caviahue-Copahue, Rigoberto Ramírez, quien ya ha sostenido reuniones con autoridades provinciales para exponer dicha materia a fin de divulgarlo e ir generando sensibilidad pública.
Para el personero trasandino, la habilitación de ambos pasos permite generar desarrollo económico a los habitantes de ambos lados de la cordillera, principalmente por el desarrollo de turismo.
Sin embargo, el alcalde Piñaleo fue lapidario en su punto de vista: “No es prioridad hoy en día” y “no están dadas las condiciones” fueron algunas de sus afirmaciones que empleó para desestimar la alternativa empujada por su contraparte argentina.
A juicio del edil de Alto Biobío, antes de siquiera pensar en ese tipo de iniciativas, es necesario resolver necesidades que son prioritarias para los habitantes del territorio pehuenche. Enumeró especialmente los temas relativos a la propiedad de las aguas, a las reclamaciones de tierras ancestrales, a la electrificación de toda la zona, al mejoramiento y mantención de la red de caminos, del funcionamiento de medios de transporte público, además de asuntos relacionados con mejores prestaciones educacionales y de salud, entre otros.
Para Nivaldo Piñaleo, “el Estado debiera ver cómo se deben resolver esos derechos para darle la dignidad de las personas, antes de soñar alternativas de desarrollo que nos permitan buscar nuevos horizontes”.
Recién una vez que se avance en los grandes temas del territorio, podemos desarrollar “un sueño que sí le otorgue dignidad al pueblo pehuenche, pero primero resolvamos la situación propia del Estado frente a las comunidades indígenas”.
Mencionó el caso de las dos grandes centrales hidroeléctricas (Ralco y Pangue) que ahora son propiedad de la empresa eléctrica italiana Enel, en que “ha sido muy difícil llegar a una solución, con acuerdos suscritos por personas que ya no están y con familias a las que nunca se les resguardaron sus derechos sociales”.
“NO ESTÁN LAS CONDICIONES”
Por lo mismo, siento que se le ha faltado nuevamente el respeto al territorio porque creo que no es la forma. No se han creado las instancias.
Sostuvo también que “hoy no están las condiciones” para llevar a cabo ese tipo de propuestas de integración binacional. Además, reclamó porque en la presentación de la iniciativa, no se ha considerado tampoco la opinión de los habitantes del territorio “ni menos de los loncos y sus dirigentes”.
Por otro lado, hizo presente que “el pehuenche no necesita barreras, las barreras las instalaron huincas, por personas que no son ‘che’. Nosotros sentimos que el acceso es libre, que podemos llegar a todas partes y que, por lo tanto, no es una prioridad hoy día”.
“Hoy necesitamos que el territorio de Alto Biobío se cuide, sea único, sea pehuenche en donde nos puedan venir a ver y visitar porque tenemos una tremenda riqueza. No queremos destrucción. Por lo tanto, los pasos Copahue y Pucón Mahuida no son prioridad hoy en día. Necesitamos que se resuelva primero el tema social y luego ver las otras alternativas de proyectos que sean pertinentes, que otorguen dignidad y sueños verdaderos”.
Remató sus palabras, afirmando que “como peñi, siento que este proyecto no le hace bien al territorio al día de hoy porque le va a generar conflictos que no han sido resueltos por las autoridades chilenas”, insistió.
CONSULTA COMUNAL
Frente al tema, el propio alcalde de la comuna cordillerana sugirió que una iniciativa de ese tipo debe ser sometida a consulta de parte de las comunidades pehuenches. “Antes de emitir opinión, prefiero escuchar a las bases, de los 6 mil habitantes del territorio de Alto Biobío, mediante una consulta que sea vinculante y que resguarde la protección de la identidad pehuenche. Ahí respaldo mi opinión como autoridad”.

Especial Coronavirus

  • Compartir:
Newsletter

opinión

lo más leído

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes