domingo 20 de octubre, 2019

noticias por comunas

EDICIÓN IMPRESA

Desarrollo

Gloria Lagos: “Las mujeres nunca nos quedamos con los brazos cruzados”

Esta es una tremenda historia de como no darse por vencida. Partió como emprendedora teniendo un supermercado donde le fue mal, después decidió abrir un restaurant casi sin saber cocinar y poco a poco se fue ganando el respeto de su clientela y a vender más colaciones. Además tiene un hijo con discapacidad, por lo que ha tenido que salir adelante con esfuerzo.


 Por LEYLA BASCUR

04-10-2018_18-03-231__6.1

Con un optimismo que impacta, nos recibe Gloria Lagos “es que yo llego todos los días feliz a trabajar” afirmó riendo. Demuestra ampliamente su capacidad de hacer muchas cosas a la vez ya que mientras habla con nosotros, cocina las colaciones del día y nos cuenta entre risas y suspiros lo que ha sido levantar un negocio cuando todo estaba en el suelo.

Casada y madre de cuatro adultos, Gloria nos comentó que no todo ha sido como la vemos hoy en día “antes trabajaba con mi marido en transporte y agricultura, nos iba re bien, hasta que las cosas cambiaron, esa bonanza económica nos permitió  adquirir esta propiedad”.

Después Gloria quiso emprender en un rubro un poco más complejo, abrió un supermercado y lamentablemente no fue exitoso “me fue re mal con el negocio, faltó orden, fui muy confiada y mucha gente se aprovechó de eso, fue un tiempo complicado ¡no dormía nada por las preocupaciones!“, confidenció.

COLACIONES EN “CASA VIEJA”

La experiencia fallida dejó muchos sinsabores principalmente financieros “quedé en el suelo, con mis hijos estudiando, y muchas deudas”, explicó.

Es así como el 2015 decidió comenzar de nuevo, sólo con el conocimiento adquirido en la cocina de su casa “cerré el supermercado y en un local de al lado decidimos comenzar a hacer colaciones, primero fueron 6 todos los días, cazuelas y algunos otros platos secos. Fue terrible al principio ¡no llegaba nadie! y nos quedábamos con toda la comida”.

Nunca se dio por vencida, “a veces nos iba bien y vendíamos hasta 12 colaciones diarias”. Y en noviembre de ese año comenzó a remontar “ahí nos hicimos conocidas y comenzamos a hacer mucha comida, vendemos hasta 40 colaciones diariamente” aseguró feliz.

“Casa Vieja” se llama el restorán de Gloria, y está ubicado frente a la plaza de armas de la comuna de Negrete. Un local rústico que Gloria ha sabido aprovechar al máximo como una oportunidad para reinventarse “con la responsabilidad de mis hijos siempre trabajé con fuerza este negocio”.

UN INCENTIVO AL ESFUERZO

Como a muchos emprendedores, el tema financiero para echar a andar su idea de negocio es una complicación importante y cuando ya están con el proyecto en marcha los bancos e instituciones financieras piden solvencia que no siempre acompaña al emprendedor.

En el caso de Gloria, la situación no era distinta “con todo lo que me pasó con el supermercado, no puedo obtener ayuda para hacer mejoras en mi negocio”.

Es así como se hizo parte de una entidad que puede entregarle un pequeño respaldo económico a partir de sus ventas diarias, y por su buen comportamiento de pago y su incomparable optimismo la postularon a un concurso llamado "Cumple tu sueño" donde después de un largo proceso de postulación y revisión de casos, premian a cinco emprendedores de todo Chile con un millón de pesos para que puedan desarrollar un proyecto en su emprendimiento.

En este caso, Gloria quería hacer arreglos en su restaurant de comida casera y además instalar aire acondicionado y calefacción para que su recinto quedara más cómodo para atender a sus clientes.

Ella superó a casi 600 postulantes de distintas regiones del país, llegó a la final y ganó.

Gloria estaba emocionada cuando fue a recibir el premio a Santiago, a la Fundación Banigualdad “conocí gente famosa y lo más importante nunca nadie me había regalado dinero por mi esfuerzo, creí que esto nunca pasaría”.

Así terminó la conversación porque ya es la hora de empezar a servir las colaciones y Gloria aparte de cocinar tiene que ver la caja y si hay mucha demanda también sirve los platos, el mejor ejemplo de “estar en todas y nunca darse por vencida”.

Newsletter

  • Compartir:

opinión

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes