lee nuestro papel digital

Crónica Ciudadana

Inminente entrega de terrenos para iniciar restauración de capilla del hospital

Trabajos consideran no solo la reconstrucción del espacio físico, sino que la recuperación de las obras de arte al interior y exterior de la capilla, incluyendo un museo de exposición permanente con la memoria histórica del recinto religioso.


 Por Juvenal Rivera

capilla del hospital-2

Después que se desmadejaran los últimos nudos administrativos, el proyecto de restauración de la capilla del Hospital de Los Ángeles está ad portas de iniciarse con la entrega del recinto a la empresa a cargo de las faenas.

El recinto religioso, uno de los pocos que tiene la categoría de monumento histórico nacional en la capital provincial, fue duramente castigado por el terremoto del 27 de febrero de 2010, al punto que incluso se planteó la alternativa de demolición.

Sin embargo, las gestiones iniciadas a poco de ocurrido el megasismo evitar tal determinación e iniciaron la búsqueda del diseño del proyecto y su respectivo financiamiento para reparar un recinto, tarea más compleja aún debido a su condición de establecimiento histórico, lo que exige tener la anuencia del Consejo de Monumentos Nacionales.

Todo ese proceso recién pudo culminarse una década después, ocupándose el tiempo hasta ahora en desenredar la trama administrativa para que una empresa ejecute las obras de restauración por un monto que supera los mil 800 millones de pesos.

Los recursos fueron aportados por el Gobierno Regional del Biobío y el programa Puesta en Valor de Patrimonio del Ministerio de Obras Públicas (MOP).

Al respecto, el doctor Luis Correa, presidente de la Agrupación de Reconstrucción y Restauración de la Capilla San Sebastián, detalló que luego que la Contraloría visara la licitación, se liberaron los fondos para que la empresa responsable inicie las obras durante este mes.

“Se espera que en noviembre se entreguen los terrenos para que la empresa empieza la restauración de la capilla. Esperamos que sea a la brevedad”, expresó el profesional.

Para Correa, lo ocurrido “es un paso muy importante, es la etapa final de un periplo de más de 12 años y medio en la cual hemos trabajado con el Ministerio de las Culturas, de Obras Públicas, el Gobierno Regional. Ha sido un enorme trabajo”.

En ese marco, destacó el apoyo de la Unidad de Recursos Físicos del complejo asistencial Dr. Víctor Ríos Ruiz, además de los consejeros regionales Teresa Stark y Patricio Badilla y del gobernador Rodrigo Díaz, entre otros. “La ciudad se merece un monumento histórico restaurado y digno para realizar la fe y la unidad y la cultura”, remarcó el facultativo.

Correa detalló que la entidad responsable tiene un plazo de ejecución de 600 días (un año y ocho meses) y considera “no solo la reconstrucción del espacio físico, sino que la recuperación de las obras de arte al interior y exterior de la capilla, incluyendo un museo de exposición permanente con la memoria histórica del recinto religioso”.

De esta manera, afirmó que la restaurada capilla quedará nuevamente en condiciones de celebrar misas, matrimonios, bautizos, velar a los difuntos, entre otras que son propios de un recinto religioso católico.

MONUMENTO HISTÓRICO

Fue en el marco de la celebración de los 250 años de la fundación de Los Ángeles, que el doctor Wladimir Sánchez y el arquitecto Osvaldo Cáceres quienes se dieron a la tarea de lograr que la capilla del hospital tuviera el carácter de monumento histórico nacional, el segundo después del fuerte de San Carlos Purén, a orillas del río Biobío.

En la parte de la fundamentación, se detalló que el recinto católico es el continuador del construido en 1877, justo una década después que se echara a andar el hospital San Sebastián de Los Ángeles, el primer recinto asistencial existente en ese entonces.

Debido a los daños ocasionados por los movimientos telúricos, la capilla original tuvo que ser reconstruida entre 1916 y 1924, empleando adobe, madera y cimientos de piedra.

La techumbre es de dos niveles, el primero de los cuales cuenta con cuatro faldones que cubren las naves laterales y un corredor porticado. En su interior, la iglesia presenta una doble hilera de columnas de madera que generan arcos para separar la nave central de las laterales.


  • Compartir:
lee nuestra edición impresa
etiquetas
HospitalLos AngelesMonumento Históricorestauración
NEWSLETTER

opinión

lo más leído

NEWSLETTER
logo-ediciones-anterioes