miércoles 16 de octubre, 2019

noticias por comunas

EDICIÓN IMPRESA

Crónica

Entregan recomendaciones para cuidar la salud, los alimentos y el agua en caso de erupción

El Servicio Nacional de Geología y Minería mantiene la alerta naranja para el macizo de Biobío, lo que ha obligado a la ONEMI a mantener la alerta de protección civil en amarillo.


 Por Benjamín Ahumada

Copahue

Tapar el agua y el alimento de los animales, cerrar y cubrir puertas y ventanas, además de alejarse de los cauces del Biobío y el Queuco, son algunos de los consejos entregados por la autoridad.

Pese a que los sismos asociados al comportamiento del volcán Copahue han disminuido en los últimos días, lo cierto es que la Oficina Regional de Emergencias de Biobío y el Sernageomin (organismo técnico) han decidido mantener sus alertas para estar prevenidos en caso de una erupción mayor, la que podría ser incluso violenta, dando pocos minutos de reacción a las comunidades y a los planes de emergencia.
Si ello ocurriera, está todo preparado, pues como han indicado las autoridades regionales, provinciales y locales, se ha trabajado desde el 2012 en adelante en un plan de evacuación que ha sido debidamente socializado con los habitantes de Alto Biobío.

La directora (s) de ONEMI en Biobío, Andrea Aravena, explicó que “es importante llamar a la calma porque desde el 2012 a la fecha que este volcán está bastante activo, y sobre todo inestable; hemos llegado a estar en alertas rojas, vuelve a la alerta verde y regresa al amarillo. Existe la probabilidad de que ascienda el nivel o que baje de nivel”. Por ello, constantemente es monitoreado por el Observatorio Vulcanológico de Los Andes del Sur.

El OVDAS es “el encargado de monitorear todos los volcanes del país bajo la administración de Sernageomin, y justamente, dentro de los reportes especiales que llegaron tras el primer cambio de alerta técnica, hay en uno de ellos algo que podría tener relación con los sismos que ocurrieron en la costa, porque este es un volcán sensible a esos sismos”, indicó Aravena.
No obstante, lo cierto es que también existe registro de fracturas de rocas provocadas por el movimiento del magma, así como la fuerza y presión que provoca el agua hirviendo al interior del macizo, por lo que las causas de estas últimas manifestaciones siguen en estudio.

“Los sismos se han ido manteniendo dentro de los parámetros del nivel de alerta que tenemos hoy, sin embargo los sismos que han sido de mayor magnitud (semana pasada), esos han ido disminuyendo”, detalló Aravena.

SE MANTIENE LA ALARMA

En conversación con el programa “Conexión San Cristobal”, conducido por Verónica Tapia, Andrea Aravena reiteró las alertas que se viven como consecuencia de las úlitmas actividades del Copahue.

“El Volcán Copahue se mantiene en Alerta Amarilla para el sistema de protección civil, esas son las alertas que declara ONEMI y que tienen que ver con la movilización de recursos, con estar más preparados y con estar preparados ante una situación mayor. Acá esta todo preparado, los planes locales, provinciales y regionales”, confirmó la autoridad.

En tanto, “la Alerta Naranja, es una alerta técnica que decreta el Servicio Nacional de Geolología y Mineria”, en el fondo es “un indicador de si hay mayor o menor inestabilidad y qué tan probable es que se desarrolle en poco tiempo una erupción mayor”, aclaró la directora (s) de la ONEMI en Biobío.

RECOMENDACIONES

Además de los 10 puntos de evacuación que fueron entregados durante la semana a las comunidades que están cercanas al volcán Copahue, la ONEMI dio nuevos consejos que están ligados al comportamiento que se debe tener en caso de una erupción agresiva, o bien, tranquila.
Sobre esta materia, Andrea Aravena dijo que “hemos definido los puntos de encuentro ante una erupción intempestiva o más tranquila; la idea es alejar a las personas de los mayores peligros, que son los lahares; es lo que más nos complica frente a este tipo de volcanes porque se derrite la nieve, viene con lodo. La comunidad debe alejarse de los cauces de agua y alejar a los animales de estos”.

Además, entregó una batería de recomendaciones que parecen obvias, pero siempre es bueno volver a reiterarlas: “cerrar bien las ventanas y puertas, cubrir las vías respiratorias, mantener tapados los recipientes de agua para ellos y para los animales, mantener la comida de los animales tapada, y eso lo hemos trabajado con las comunidades”.
Por ahora, la alerta se mantiene tanto en el sistema de protección civil como en el sistema técnico, y además se ha reconfirmado que se realizará un gran simulacro de evacuación, que sigue programado para el próximo de 20 de noviembre.

Newsletter

  • Compartir:
etiquetas
copahueVolcán

opinión

Revise su correo para confirmar
la suscripción
logo-ediciones-anterioes